Vuelve Hércules Poirot y con uno de sus casos más célebres

Kenneth Brannagh dirige y protagoniza un clásico de Agatha Christie: “Asesinato en el Orient Express”.

09 Nov 2017
1

“No hay que temerles a los clásicos”, sostiene Kenneth Branagh, todo un experto en la aventura de llevar a la pantalla a los grandes de la literatura, empezando por William Shakespeare. Branagh se embarca aquí en una de las novelas emblemáticas de Agatha Christie y en un doble rol: director y protagonista, nada menos que en el traje de Hércules Poirot.
De “Asesinato en el Orient Express” hay varias versiones (incluyendo una miniserie japonesa altamente recomendable). Claro que la película fijada en la memoria cinéfila es la que dirigió Sidney Lumet, con un Albert Finney estupendo en la piel de Poirot (fue postulado al Oscar, lo perdió a manos de Art Carney). Y eso que el Poirot por excelencia es el exquisito Peter Ustinov. En fin, es todo un desafío para Branagh meterse en los zapatos del personaje.
Para el público que se asoma por primera vez a la historia, vale resumir que se trata de un juego de ajedrez a bordo de un tren de lujo. Se produjo un crimen y todos son sospechosos. El viaje es larguísimo, así que Poirot tiene tiempo de echar mano a su prodigiosa capacidad deductiva para desentreñar el misterio. Todos tienen un motivo para haber asesinado al misterioso Ratchett.
Tal como lo había hecho Lumet en los 70, Branagh reunió un elenco de estrellas, por el que desfilan Michelle Pfeiffer, Daisy Ridley, Willem Dafoe, Penélope Cruz, Josh Gad, Johnny Depp, Judi Dench, Derek Jacobi y Leslie Odom Jr. Compleja tarea le tocó al guionista Michael Green: ¿cómo adaptar una trama tan conocida -y recorrida- sin caer en lugares comunes? La respuesta está en las casi dos horas de pura intriga policial.

“No hay que temerles a los clásicos”, sostiene Kenneth Branagh, todo un experto en la aventura de llevar a la pantalla a los grandes de la literatura, empezando por William Shakespeare. Branagh se embarca aquí en una de las novelas emblemáticas de Agatha Christie y en un doble rol: director y protagonista, nada menos que en el traje de Hércules Poirot.

 De “Asesinato en el Orient Express” hay varias versiones (incluyendo una miniserie japonesa altamente recomendable). Claro que la película fijada en la memoria cinéfila es la que dirigió Sidney Lumet, con un Albert Finney estupendo en la piel de Poirot (fue postulado al Oscar, lo perdió a manos de Art Carney). Y eso que el Poirot por excelencia es el exquisito Peter Ustinov. En fin, es todo un desafío para Branagh meterse en los zapatos del personaje.

Para el público que se asoma por primera vez a la historia, vale resumir que se trata de un juego de ajedrez a bordo de un tren de lujo. Se produjo un crimen y todos son sospechosos. El viaje es larguísimo, así que Poirot tiene tiempo de echar mano a su prodigiosa capacidad deductiva para desentreñar el misterio. Todos tienen un motivo para haber asesinado al misterioso Ratchett.

Tal como lo había hecho Lumet en los 70, Branagh reunió un elenco de estrellas, por el que desfilan Michelle Pfeiffer, Daisy Ridley, Willem Dafoe, Penélope Cruz, Josh Gad, Johnny Depp, Judi Dench, Derek Jacobi y Leslie Odom Jr. Compleja tarea le tocó al guionista Michael Green: ¿cómo adaptar una trama tan conocida -y recorrida- sin caer en lugares comunes? La respuesta está en las casi dos horas de pura intriga policial.

ESTRENOS DE CINE

ASESINATO EN EL ORIENTE EXPRESS

DIRECCIÓN: Kenneth Branagh. AÑO: 2017.

GÉNERO: policial. PROCEDENCIA: EEUU/Malta.

CON: Kenneth Branagh, Daisy Ridley, Josh Gad, Penélope Cruz, Johnny Depp, Michelle Pfeiffer.

DURACIÓN: 114’. CALIFICACIÓN: para mayores de 13 años.

En Esta Nota

Estrenos de cine
Comentarios