En series eliminatorias, el “Millo” no perdona: ganó el 81% de los duelos

20 Oct 2017
1

CON LA MIRA EN EL “GRANATE”. Marcelo Gallardo pronosticó una serie dura contra Lanús, por la semifinal de la Libertadores. REUTERS

BUENOS AIRES.- En el mano a mano, River no perdona. El ciclo de Marcelo Gallardo como entrenador del “Millonario” tiene una efectividad del 81% en los partidos eliminatorios. El conjunto de Núñez ganó en 30 de los 37 cruces jugados desde 26 de julio del 2014, cuando inició el proceso al imponerse en una definición por penales ante Ferro por la Copa Argentina y se extendió el miércoles a la noche con la holgada victoria sobre Atlanta por 4-1 en San Juan, por el mismo torneo.

Con el triunfo ante el equipo de Villa Crespo, River avanzó a semifinales de la Copa Argentina, torneo en el que defiende el título y en el que lleva una racha de 10 triunfos consecutivos. Esto se podría extender en su próxima serie eliminatoria, que será ante el vencedor del encuentro que animarán el lunes Olimpo de Bahía Blanca y Deportivo Morón.

Además, River jugará el martes ante Lanús la semifinal de la Copa Libertadores, siendo dicho compromiso de ida y vuelta el cruce número 38 en la era Gallardo, lo que eleva el promedio a un mano a mano por mes en 1.180 días de gestión al frente del plantel de Núñez.

Las estadísticas del equipo del “Muñeco” en este tipo de partidos suman 54 presentaciones, en las cuales obtuvo 34 victorias, nueve empates y 10 derrotas, con un promedio del 68 por ciento de obtención de puntos en juego.

En tanto, fueron cinco los equipos que lograron eliminar al River de Gallardo. Rosario Central le ganó dos mano a mano en la Copa Argentina (2014 y 2015); Huracán en la Supercopa Argentina y la Copa Sudamericana, ambas veces en 2015; Barcelona en el Mundial de Clubes de 2015; Independiente del Valle de Ecuador en la Libertadores 2016 y Lanús en la Supercopa Argentina jugada en febrero de este año.

El siguiente compromiso mano a mano de River será ante Lanús el martes en Núñez y el 31 de octubre en el estadio del “Granate”, en los cruces de las semifinales de la Copa Libertadores. “Va a ser una serie bastante dura ante Lanús. Se trata de dos equipos que se conocen bien, cada uno con su propuesta, las que entusiasman”, subrayó Gallardo, al hacer alusión a las virtudes técnicas, estéticas y ofensivas del juego que caracteriza a ambos planteles. “Pequeñas instancias terminan marcando la diferencia”, remarcó el DT.

Y en noviembre, el “Millo” jugará otra instancia decisiva: esta vez será la semifinal de la Copa Argentina.

Además, si River obtiene la Copa Argentina habrá un Superclásico con Boca (actual campeón del fútbol argentino) en febrero de 2018 por la Supercopa Argentina, en un único partido que opone a los equipos ganadores de los torneos locales de mayor envergadura. (Especial-Télam-DyN)

Comentarios