Día de la madre: una guía para que los hijos sepan cuáles son los regalos infalibles y cuáles los prohibidos

Las mamás prefieren obsequios bien pensados hasta aquellos que no se resuelven con dinero.

11 Oct 2017

Hasta las publicidades dejaron de poner los electrodomésticos como obsequios para las mamás (hay excepciones, como las cafeteras para cápsulas de café, por ejemplo). Ellas prefieren regalos bien pensados, desde las clásicas sandalias o carteras hasta aquellos que no sólo se resuelven con plata. La cuestión es que su día no pase inadvertido.

Cómo darle con el gusto

Café y té


ROJO PASIÓN. Aunque son electrodomésticos, las cafeteras Nespresso están aceptadas. Si no le gusta el café, un set de té siempre es un buen regalo.


Indumentaria de marcas comerciales y de diseño de autor

Tops, blazers, vestidos


FUCSIA Y NEGRO. Blazer negro, top y short con lazo naranja (Ríe, hasta el sábado hay un 25% de descuento con todo medio de pago).

Anteojos de sol


Con doble puente o rojo (óptica Orbital, 20% de descuento con Club La Gaceta).

Al pie: dos tendencias


Stilettos en cuatro colores (Almacén de Zapatos, 20 % de descuento con Club La Gaceta)


Sneakers con estrellas doradas (Champagne Hippie, 20% de descuento con Club La Gaceta).

Más compras y qué quieren realmente

- El sábado, de 17.30 a 21, Plaza de Almas abre sus puertas al Mercadito de Diseño. Encontrás desde accesorios, carteras, ambos con géneros novedosos y hasta todo tipo de indumentaria. Es en Santa Fe, esquina Maipú.

- A las madres lo que más les gusta que les regalen es indumentaria, según revela un informe sobre proyección de la demanda para el Día de la Madre elaborada por Damián Di Pace de Focus Market. Después, experiencia (cena, spa espectáculo) y luego, calzado.

OPINIÓN

Los NO rotundos para regalarle a mamá

Por Bárbara Tarcic (Guionista)

1. No a los electrodomésticos, a menos que ella lo pida explícitamente. Aunque dudo que alguien alguna vez haya dicho: “muero por la plancha a vapor último modelo”.

2. No a regalarle ropa si no se sabe a ciencia cierta su talle. En caso de ser regaladores audaces, entonces siempre comprar un par de talles menos. Jamás (¡Jamás!) debe ser más grande. Y siempre, claro, con posibilidad de cambio.

3. No a hacer regalos amarretes. Si no se cuenta con dinero, mejor acudir al ingenio y organizarle una búsqueda del tesoro que culmine con un rico desayuno casero; o un baño de espuma relajante; o en su defecto sorprenderla con la casa ordenada, los niños bañados, la comida preparada; o un vale por dos horas de siesta ininterrumpida.

4. No a las manualidades del tipo “portarretrato con manitos estampadas” (a menos que seas un gran artista). ¡De eso se encargan en la escuela las maestras!

5. No a regalos que vengan con un mensaje de trasfondo. A saber: cremas antiarrugas, modeladoras o anticelulitis, maquillaje - enduido, ni mucho menos un conjunto para hacer gimnasia. (Ya empezaremos a ir ¡¿Ok?!)

Comentarios