En busca de la sonrisa perfecta: ¿Cuánto cuesta tener los dientes blancos y ordenados?

La demanda de tratamientos para embellecer los dientes va en aumento, apuntan tres dentistas. Pero los costos, en general, no están al alcance de cualquier bolsillo.

06 Oct 2017
1

Es la protagonista del momento. Desde que las selfies llegaron para quedarse, la sonrisa se convirtió en uno de los activos más valoradas que tenemos. Los dientes blancos y bien ordenaditos se han transformado en una obsesión para muchas personas. Testigos privilegiados de este fenómeno, los odontólogos cuentan que a diario reciben todo tipo de consultas de la gente: los blanqueamientos de dientes, las carillas de porcelana -para devolver la forma a dientes rotos o gastados- y la ortodoncia son el boom de los últimos años. También los tratamientos de implantes tienen cada vez más demanda.

La moda no es sólo fotografiarse. Hay que demostrar alegría. Y sonreír. “Y la gente no se siente bien si los dientes están manchados, amarillentos o desparejos. Por eso, las consultas aumentan todo el tiempo”, resalta la odontóloga Silvina Quinteros Orio. Coincide con ella la dentista Cecilia Lugones. Las dos son especialistas en ortodoncia y estética. Y sostienen que hoy muchos de sus pacientes buscan la sonrisa de publicidad. “Incluso te piden cambiarse las viejas restauraciones con amalgama gris por una que sea clara. Yo les sugiero que si no hay motivos para cambiarla no lo hagan porque pueden generarse daños innecesarios”, indica Silvina.

Respecto de los blanqueamientos, la profesional ha notado que hay quienes se obsesionan con exhibir dientes blanquísimos. “Hay que tener mucho cuidado, especialmente con los que sufren hipersensibilidad dentaria. Además, este tratamiento dura de acuerdo con la dieta que haga una persona. Si consume mucho café, gaseosa cola, vino y mate, la blancura no le va a durar mucho”, explica.

Lugones les explica a sus pacientes que es como ir a la peluquería a teñirse el pelo. “Esto sería en realidad una desteñida. Y, al igual que en el cabello, necesita mantenimiento. No es que te lo hacés una vez y listo. Además, si querés los dientes blancos tenés que cuidarte con lo que consumís. Generalmente aclaramos los dientes unos dos tonos. El tratamiento dura de dos a tres sesiones, se lo hace en el consultorio y además, el paciente lo refuerza en su casa”, explica.

Quinteros Orio y Lugones destacan que año a año se incrementa la cantidad de personas que quieren usar aparatos para corregir imperfecciones, ya sea por una cuestión de estética o de salud (tienen mal la mordida o sufren bruxismo).

El odontólogo Fernando Salas sostiene que en los últimos cinco años hubo un cambio radical en lo que se refiere al cuidado de la sonrisa. “Los tucumanos quieren mejorarla como sea. Yendo al dentista, comprando productos en la farmacia y agregándose rellenos en los labios. Hoy ya no sorprende ver en la calle a adultos con brackets; hasta están de moda. Junto a esto aumentaron la cantidad de técnicas de ortodoncia para hacer los tratamientos más confortables y más rápidos”, resalta.

La forma, el color y la posición de uno o más dientes -sin desgaste alguno del tejido dentario- pueden ser modificados con las carillas estéticas, explican los odontólogos.

“Últimamente los pedidos de estas técnicas aumentaron en forma exponencial. Las carillas se pueden hacer de porcelana (lo que mejor imita al diente) o de resina, que es más económico y tiene muy buenos resultados -explica Salas, que también realiza implantes-. Los precios están más accesibles y la verdad que muchas personas no se sienten bien si les falta un diente”.

Los costos

¿Cuánto cuesta una sonrisa perfecta? Es difícil de precisar, porque cada paciente presenta necesidades específicas, coinciden los profesionales. Además, porque en el mercado hay mucha oferta y los costos son muy dispares, de acuerdo con la calidad de los materiales.

No obstante, los precios estimativos son: desde $ 20.000 el tratamiento de ortodoncia (dura en promedio dos años), entre $ 3.000 y $ 4.500 el blanqueamiento, de $ 8.000 a $ 12.000 un implante y entre $ 5.000 y $ 6.000 cada carilla dentaria (unas 12, por ejemplo, cuestan más de $ 60.000).

Claramente la búsqueda de la sonrisa perfecta no es accesible para cualquier bolsillo. Lejos de la cobertura de las obras sociales -sólo algunos planes incluyen reintegros con topes- por suerte hay formas de pago para lucir dientes más blancos y parejos.

De todos modos, los odontólogos insisten en que lo mejor sigue siendo la prevención: lavarse los dientes tres a cuatro veces por día, usar hilo dental para llegar a todos los rincones de la dentadura, hacer buches y visitar al dentista dos veces al año. La alimentación también juega un rol fundamental: siempre es mejor comer frutas y verduras, y evitar las golosinas.

> Por qué se celebra hoy el día mundial de la sonrisa

Todo comenzó a partir de la iniciativa de Harvey Ball, el   artista comercial que creó la célebre “cara sonriente” (Smiley Face). A partir de 1999, Ball impulsó la idea de celebrar cada primer viernes de octubre el Día de la Sonrisa, una jornada que también sirve para recaudar fondos para caridad en distintas partes del mundo.
Según destacan los expertos, la sonrisa es una de las expresiones biológicas más universales y básicas para demostrar alegría y satisfacción.  Además, genera un efecto contagio y es una de las acciones más fáciles de hacer: se necesitan sólo 17 músculos para sonreír mientras que, por ejemplo, para fruncir el ceño, se requieren 43. 

Comentarios