En San Martín quieren cumplir un deseo del DT

La Comisión Directiva contrató a un especialista en campos de juego para mejorar el estado de la cancha

04 Ago 2017
1

SELFIE. Peirano a la izquierda, se fotografió con los encargados de mantener el estado del campo de la Ciudadela. FOTO TOMADA DE TWITTER.

Fue un tema reincidente desde que Diego Cagna asumió como entrenador de San Martín. El DT quería un campo de juego en óptimas condiciones, algo que nunca pudo tener y que, hasta en algunas ocasiones, le jugó malas pasadas y le hizo perder puntos al equipo.

Por eso, cuando asumió la nueva directiva, Cagna le hizo conocer su deseo y esta se puso manos a la obra para complacer a su entrenador. Daniel Galina, vicepresidente del “Santo”, llamó a Pablo Peirano, especialista en campos deportivos y le pidió que tomara cartas en el asunto. Y así fue.

“Con Daniel habíamos tenido un contacto hace algunos meses. Pero en ese tiempo, él no podía tomar decisiones porque no pertenecía a la directiva. Pero cuando asumió la nueva dirigencia me volvió a llamar y desde ahí estamos trabajando”, explicó Peirano en diálogo con LG Deportiva.

El representante de la empresa Green Keeper, que mantiene los campos de juego de Independiente, Racing, River, Cerro Porteño y de la Conmebol (en Paraguay), entre otros, dejó en claro que el nivel en el que encontró el estadio de La Ciudadela distaba mucho de un ideal. “El campo estaba muy desparejo y no contaba con un césped uniforme. Además, me encontré con un mantenimiento muy básico para el nivel de exigencia que necesita una institución tan grande como San Martín”, agregó.

Ni bien asumió la dirigencia encabezada por Roberto Sagra, Peirano visitó Tucumán para hacer el primer relevamiento y constatar el estado y para poder elaborar un plan de trabajo. “Nos vamos a hacer cargo de La Ciudadela y de los campos del complejo. Hay que trabajar para dejar todo en condiciones”. Cagna fue el que más cosas pidió, según palabras del especialista. “Su pedido fue que la pelota ruede en lugar de ir a los saltos y que no pique mal. De esa manera el futbolista se siente más confiado. Y sobre ese pedido nos centramos en trabajar”. “Este es un proceso gradual, en el que a medida que pase el tiempo se irán viendo las mejoras. Vamos a trabajar en la uniformidad del campo y del césped en la dureza de los campos y, además, ya hablamos con los cancheros, y lo vamos a seguir haciendo, para cambiar algunas costumbres del mantenimiento e inculcarles las herramientas para poder tener una cancha en óptimas condiciones siempre”.

El vínculo que unirá a Green Keeper con San Martín será, como mínimo, de 12 meses. “Es un ciclo que hay que respetar porque en cada estación al campo se le realiza un trabajo diferente de acuerdo al clima. Pero si todo sale bien y la dirigencia entiende que debemos seguir, va a ser un placer para nosotros”, admitió Peirano, destacando el trabajo de la directiva “santa”. “Van a adquirir varias máquinas que son indispensables para poder realizar un correcto mantenimiento; como una máquina de corte vertical (entresacado de césped), una máquina para pintar las líneas, una fertilizadora, una barredora de césped y un tanque pulverizador de agroquímicos. Con esas herramientas, más una arenadora y una descompactadora que voy a traer yo, vamos a comenzar a darle forma al proyecto. Cuando se inicie el torneo, se verán unos cambios notorios. Igualmente, en el poco tiempo que llevamos de trabajo, ya noté que mejoró varios puntos”, añadió.

Desde Bolívar y Pellegrini indicaron que el proyecto consta de varias etapas. En un primer momento, se trabajará en el campo del estadio y en las canchas que usa el plantel profesional en el complejo “Natalio Mirkin”. Más adelante, se agregará el resto de los campos del predio.

Comentarios