“Macri confunde volver al mundo con volver al endeudamiento”

Alicia Castro califica al Presidente de “agente de la desintegración”

10 Jul 2017
1

AVAL. La ex embajadora respalda a Cabral y a Vitar, de Unidad Ciudadana. la gaceta / foto de Analía Jaramillo

Susana Malcorra ha sido la peor canciller de la historia de la Argentina, pero a la política exterior la marca el Presidente. Y Mauricio Macri confunde volver al mundo con volver al endeudamiento externo. Es decir, su forma de volver al mundo es a través de la depedencia”. La definición es de Alicia Castro, ex embajadora de Argentina en Venezuela y en Gran Bretaña, quien visitó Tucumán este fin de semana para avalar a los precandidatos a diputados del espacio kirchnerista Unidad Ciudadana. Precisamente, el sábado rindió homenaje a los congresales de 1816 en un acto que organizaron José Vitar, Hugo Cabral y Ethel Weiss.

La también ex diputada nacional puntualizó que vino a desagraviar a los héroes de la Independencia. “El año pasado, Macri, que además de ser muy mal gobernante es muy ignorante, no tuvo mejor idea que invitar a Juan Carlos I, llamarlo ‘mi muy querido rey’ y decir que los congresales estaban angustiados por separarse de España. Los congresales estaban emancipando a Sudamérica. Al día siguiente se dio una gran fiesta. No había angustia, sino alegría”, contrastó.

Castro reivindicó que durante el kirchnerismo “se trabajó por la unidad de América latina y el Caribe en lo político y en lo económico. Gracias a la coincidencia de líderes de izquierda y progresistas se conformó la Celac, incluida Cuba, sin tutela de Estados Unidos ni Canadá: 33 países que, con 600 millones de habitantes, conforman el primer productor mundial de alimentos y el tercer productor mundial de energía. Ahora, Macri y Michel Temer (Brasil) actúan como agentes de la desintegración. Por eso echaron ilegalmente a Venezuela del Mercosur”, puntualizó.

Castro aseveró que el Gobierno nacional ha emprendido, respecto de Gran Bretaña, “una evidente política de desmalvinización. A finales de 2016, la Argentina firmó con los británicos un acuerdo para ‘remover los obstáculos para el desarrollo sustentable de las islas’. Es decir, eliminar las leyes que protejen nuestros recursos naturales. Pero el macrismo, que es esencialmente surrealista, dice que ese documento, donde está escrita 13 veces la expresión ‘se acuerda’, no es un acuerdo”, ironizó.

Finalmente, reparó en que “Donald Trump (cuando recibió al Presidente y destrabó el reingresó del citrus al mercado de EEUU), dijo que Macri iba a hablarle de limones mientras que él quería hablarle de Corea del Norte. Hay que preguntarle a Macri que compromisos onerosos tomó con EEUU en nombre de Tucumán”, concluyó.

Comentarios