Por un error de tipeo, un detenido por homicidio podría quedar libre - LA GACETA Tucumán

Por un error de tipeo, un detenido por homicidio podría quedar libre

Si paga la caución de $ 40.000, podrá salir.

12 Ago 2016
1

En algún momento entre la noche del 16 de julio y la madrugada del día siguiente, Lorena Sánchez, de 35 años, perdió la vida. La mujer -que tenía cuatro hijos, todos menores de edad- se había ido temprano hasta San Cayetano para visitar a Carlos Villagra, la última persona que la vio viva. Este hombre llamó a las 8 de la mañana del día 17 a Mabel Sánchez, para darle la peor noticia. Le dijo que su hermana había fallecido por inhalar monóxido de carbono. Sin embargo, cuando a la familia le entregaron el cuerpo, pudieron ver que tenía marcas de golpes y heridas. Por esta causa la fiscalía VII° pidió la detención de Villagra, que ahora está a un paso de quedar libre por un presunto error de tipeo.

“Nos enteramos de que hubo un error en la fecha del homicidio. Cuando se le tomó la declaración indagatoria al imputado, en vez de escribir que la muerte fue en julio pusieron que fue en junio. Se trató de un error de tipeo, o al menos eso queremos creer. Después de esta equivocación, la defensa hizo un planteo de nulidad y al Juzgado de Instrucción de turno no le quedó otra alternativa que hacer lugar y otorgar la libertad. Con esto, cae todo el proceso”, explicó a LA GACETA Bruno Lizárraga, el abogado de la familia Sánchez.

Hasta el cierre de esta edición, Villagra continuaba privado de su libertad en la Comisaría 4°, a media cuadra de donde murió la mujer que estaba con él. Lo único que lo separa de su libertad es la caución que la Justicia fijó. Si logra conseguir $ 40.000, inmediatamente podrá dejar la seccional

El miedo

La familia de la mujer fallecida, tiene un inmenso terror de que esta posible liberación de Villagra desemboque en una fuga. “Es una posibilidad muy grande”, explicó Lizárraga, quien solicitó al fiscal Arnoldo Suasnábar que le otorgue el rol de querellante pero que aún no obtuvo respuestas a este pedido. “Por este motivo no pudimos acceder al expediente y por eso no pude advertir antes este error”.

Tras este incidente, tanto los Sánchez como Lizárraga se encuentran trabajando a contrareloj. Quieren solicitar medidas antes de que el acusado consiga el dinero de la caución. “Nosotros urgentemente vamos a pedir que se le tome una declaración ampliatoria para que se vuelva a tomar la imputación para subsanar el error de la fecha y requerir de nuevo la detención”, adelantó el abogado. LA GACETA intentó dialogar sin éxito con el fiscal Suasnábar para que diera su versión de lo que había ocurrido.

Comentarios