El Papa en África: "hay que resistir las prácticas que amenacen la vida de los no nacidos" - LA GACETA Tucumán

El Papa en África: "hay que resistir las prácticas que amenacen la vida de los no nacidos"

Durante una misa multitudinaria, Francisco criticó la arrogancia masculina, la violencia de género y el aborto. También cuestionó con dureza el accionar de los grupos terroristas.

26 Nov 2015
4

EN KENIA. El Papa celebró una misa en Nairobi. FOTO DE REUTERS

NAIROBI.- El papa Francisco instó hoy a los católicos a oponerse a la violencia doméstica y al aborto y criticó la "arrogancia" masculina en la misa multitudinaria que ofició ante cientos de miles de personas en Nairobi, la capital de Kenia. 


"Estamos llamados a resistir prácticas que fomenten la arrogancia en los hombres, que hieran o menosprecien a las mujeres y que amenacen la vida de los inocente no nacidos", dijo Francisco en la homilía.



El pontífice argentino pidió asimismo a la gente joven a estar "simpre preocupados por las necesidades de la gente pobre" y criticó "una cultura del materialismo e indiferencia", así como "todo lo que lleve al prejuicio y la discriminación".

A pesar de la lluvia, los fieles hicieron fila para entrar en el campus universitario donde se celebró la misa.

"La alegría de verle me llega al corazón. Es tan bueno poder verle en persona", dijo Mary Waithera, que vio al papa argentino mientras circulaba en el papamóvil  

Algunos de los fieles que vitorearon al pontífice llegaron de lugares lejanos como Burundi o Sudán del Sur. "Los corazones de todo el mundo se han rendido a su visita a Kenia", dijo Peter Kangethe Gathiga, uno de los creyentes.



La misa celebrada hoy será probablemente el acto más multitudinario del primer viaje del pontífice a África, que durará seis días y que le llevará también a Uganda y la convulsa República Centroafricana.

Antes de la eucaristía, Francisco, de 78 años, celebró un encuentro interreligioso con representantes anglicanos, musulmanes, hindúes, sijs y de las religiones tradicionales africanas a los que pidió cooperación. El nombre de Dios "nunca se debe utilizar para justificar odio y violencia", les dijo.

"Muy a menudo la gente joven se radicaliza en el nombre de la religión mostrando su desacuerdo y temor", dijo el pontífice, que recordó tres atentados perpetrados en el país en los últimos dos años y que costaron la vida a 230 personas.

La milicia islamista somalí de Al Shaabab atentó contra un centro comercial de Nairobi en 2013, así como contra un campus universitario en el este del país y actuó también en Mandera, en el norte. "Sé que los ataques bárbaros ataques en el centro comercial Westgate, en la universidad Garissa y en Mandera no se han olvidado", dijo Francisco.

El pontífice argentino llegó en la tarde del miércoles a Kenia, donde se reunió con el presidente Uhuru Kenyatta. Las autoridades del país declararon la fiesta nacional durante la visita del Papa para respaldar el gran despliegue de seguridad, que ha llevado a que se cerraran muchas carreteras en Nairobi.



Francisco partirá el viernes a Uganda, en un viaje que también le llevará a la República Centroafricana, un país que sufre los enfrentamientos entre cristianos y musulmanes.

Esta visita a África constituye su undécimo viaje desde que se convirtió en Papa. (DPA)

Comentarios