Las Talitas: ediles creen que los espían con cámaras de seguridad - LA GACETA Tucumán

Las Talitas: ediles creen que los espían con cámaras de seguridad

Tres concejales presentaron un proyecto para que el centro de monitoreo no sea manejado por “punteros”; Morghenstein negó la acusación

19 Abr 2015
1

MARCOS KRISTAL. FOTO TOMADA DE REVISTAELPUENBTE.BLOGSPOT.COM

Los tres concejales opositores de Las Talitas están convencidos de que el intendente Luis Morghenstein (FpV) usa las cámaras de seguridad de las calles del municipio para espiarlos. Aseguran que prueba de ello es que, cada vez que están pegando afiches o que pretenden instalar una tarima para un acto, llegan policías y dirigentes que responderían al oficialismo para desbaratar sus campañas.

Los ediles Marcos Kristal (precandidato a intendente amayista), Sergio Rossi (amayista) y Carlos Barros (postulante a la intendencia por el Acuerdo Cívico y Social) presentaron un proyecto de ordenanza para que el centro de monitoreo sea manejado por el Ministerio de Seguridad provincial.

La oficina desde donde se operan las 20 cámaras está ubicada en la Diagonal y calle 23, en Villa Mariano Moreno. Según figura en el texto de la iniciativa, estaría comandada por una dirigente oficialista. “Se reemplazó el personal policial por punteros del intendente y la legisladora Adriana Najar. Se dedican al espionaje político”, consignan en el proyecto.

“La encargada de centro fue denunciada por agredir a la hermana de una concejala. Esto no puede seguir así”, rechazó Kristal. Reiteró que uno de los dispositivos estaría ubicado a la vera de la ruta 305, cerca de una propiedad que pertenecería al jefe municipal. Barros afirmó contar con información de que sólo tres de las cámaras estarían operativas. Advirtió que no pudo constatarlo porque no le permitieron el ingreso.

Rossi aseveró que los opositores son blanco constante de “atropellos políticos”. Describió las peripecias que sufrieron la semana pasada, cuando Domingo Amaya, precandidato a gobernador, encabezó un acto. “Informamos del acontecimiento mediante dos notas al municipio. Nunca contestaron. Hubo 2.000 personas y no mandaron ni un policía. No querían que armemos el escenario. Esa noche actuaron grupos musicales y sorteamos algunos artículos para el hogar”, describió.

Morghenstein desmintió de manera tajante a los concejales. “Es falso, para nada es como dicen. Al sistema lo maneja la Policía, nosotros sólo colaboramos con personal capacitado. Mire si vamos a fijarnos en lo que hacen cuando tenemos que ocuparnos de la seguridad. Estamos ocupados en la gestión, no en estas cosas”, negó. Afirmó que si los ediles “quieren ser noticia por algo, que se dediquen a trabajar”. Explicó que, para efectuar actos, es necesario obtener autorización de la Municipalidad. “Tenemos que prever las cosas, si no sería un caos”, concluyó.

Comentarios