Estados vecinos de Siria piden ayuda por la ola de refugiados

Unos 40 países buscan atender el drama

29 Oct 2014
BERLÍN.- Los Estados vecinos de Siria pidieron ayuda urgente a la comunidad internacional para hacer frente al drama de los refugiados que huyen de la violencia enquistada desde hace tres años en el país. “El Líbano alcanzó el límite de su capacidad” para seguir acogiendo refugiados sirios, señaló el primer ministro Tammam Salam durante una conferencia internacional sobre el tema con representantes de 40 países y organizaciones. El encuentro concluyó con la llamada “Declaración de Berlín”, en la que países donantes se comprometieron a ofrecer ayuda financiera a largo plazo a vecinos de Siria y más medidas para apoyar a refugiados dentro del propio país, aunque sin mencionar cifras concretas. Según diversas estimaciones, entre tres y cinco millones de sirios huyeron de la guerra civil en su país los últimos tres años para refugiarse sobre todo en los vecinos Líbano, Jordania y Turquía.

El ministro de Exteriores jordano, Nasser Judeh, advirtió sobre “la fatiga” de la disposición a seguir recibiendo refugiados en su país y alertó que el flujo comienza a generar tensiones sociales.

Por parte de Turquía, el viceministro de Exteriores Naci Koru se quejó de que el país afronta costos por u$s 4.000 millones (3.150 millones de euros) y como apoyo de la comunidad internacional recibe sólo u$s 250 millones.

También el alto comisario de la ONU para los refugiados, António Guterres, consideró que la comunidad internacional no está aportando lo suficiente para hacer frente “a la crisis humanitaria más dramática que el mundo presenció en los últimos tiempos”.

Alemania, organizador de la conferencia, aportó uno de los resultados concretos del evento al ofrecer 500 millones de euros en ayuda para los refugiados durante los próximos tres años. “Debemos invertir en hospitales, escuelas, provisión de agua y eliminación de residuos para evitar el quiebre de los servicios públicos”, instó el ministro de Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier.

Berlín propuso además reasignar millones de euros de los presupuestos de la Unión Europea (UE) para destinarlos a la ayuda de refugiados. Por su parte, el gobierno estadounidense anunció en Washington que destinará u$s 10 millones (7,8 millones de euros) en ayudas para los refugiados sirios. El dinero irá a parar a regiones de los países vecinos a Siria que han acogido a los exiliados de la guerra civil y se invertirá en la construcción o mejora de clínicas, escuelas y sistemas de agua potable y aguas residuales.

Siria padece en una guerra civil interna, agravada por la ocupación de territorios del Norte que realizó el Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS), la fuerza terrorista que, aliado y enfrentado con otros grupos, combate al régimen de Bashar Al-Assad. El ejército sirio se concentró ela defensa de los centros urbanos de Damasco, Homs, Hama y Aleppo. (DPA-Reuters)

Comentarios