Hay más de siete suicidios por hora

Muchos causas son evitables, advierte la OPS. La enfermedad mental es un factor determinante

23 Oct 2014
Cerca de 65.000 personas se quitan la vida cada año en la región de las Américas -más de siete cada hora-, según un informe que divulgó la Organización Panamericana de la Salud (OPS), oficina regional de la Organización Mundial de la Salud (OMS). El informe “Mortalidad por suicidio en las Américas” -basado en datos registrados en 48 países y territorios de la región- muestra que el suicidio es un problema de salud relevante y una de las principales causas de muerte prevenible en el continente.

Causas prevenibles
“Hay muchos aspectos del suicidio que lo hacen especialmente trágico: el grave sufrimiento emocional de quien se quita la vida; los sentimientos de pérdida, abandono o culpa de los familiares y amigos que quedan atrás; y muchas veces son originados por problemas que se pueden solucionar”, puntualiza la directora de la OPS, Carissa F. Etienne.

“Sin embargo -reflexionó- el suicidio se puede prevenir en gran medida. Investigaciones han mostrado que reducir el acceso a medios como armas, pesticidas y ciertos medicamentos, ayudan a disminuir la cantidad de suicidios”.

Considerada como región, las Américas tiene una tasa de suicidio de 7.3 por cada 100.000 habitantes, inferior al promedio mundial (11.4 por 100.000) y al de otras regiones. Sin embargo, dentro de las Américas las tasas varían significativamente entre los países, y según la edad y el género. América del Norte y el Caribe no hispano tienen las tasas más altas. Además, los hombres se quitan la vida más que las mujeres.

Problemas mentales
El informe indica que hay que una fuerte relación entre el suicidio y los problemas de salud mental. Este factor está presente hasta en el 90% de todos los suicidios. Por eso la OPS recomienda a los países evaluar sus sistemas de salud mental, los programas que tengan, los servicios y los recursos para prevenir y tratar los problemas asociados con la conducta suicida.

“Los casos de conducta suicida hay que detectarlos en forma precoz, y del mismo modo proceder con el tratamiento de los trastornos mentales como la depresión y el abuso de alcohol”, advierte la directora de la OPS.

Responsabilidad de todos
En todos los servicios de atención primaria debemos identificar, monitorear y brindar atención a las personas que están en riesgo, y tener especial cuidado con los que lo han intentado previamente. Pero prevenir el suicidio no es sólo responsabilidad de los trabajadores de la salud. Deben involucrarse las comunidades, las familias, los grupos religiosos y los grupos sociales”, enfatiza Etienne.

La OPS trabaja con los países de las Américas para mejorar la salud y la calidad de la vida de su población.

Comentarios