Chile superó a Australia y arrancó el Mundial con el pie derecho

El equipo del argentino Jorge Sampaoli se impuso por 3 a 1 a los oceánicos, en Cuiabá.

13 Jun 2014
BRASIL.- El seleccionado de Chile, dirigido por el santafesino Jorge Sampaoli, iniciará su sueño en Brasil 2014 cuando se enfrente con Australia, en Cuiabá, en un partido por la primera fecha del Grupo B.

El encuentro se jugará desde las 19 en el Arena Pantanal de Cuiabá, contará con el arbitraje del marfileño Noumandiez Doue, internacional desde el 2004, quien a su vez estará asistido por su compatriota Songuifolo Yeo y el burundés Jean Claude Birumushahu, y será televisado en directo por TyC Sports, DirecTV HD y DeporTV.

Chilenos y australianos sólo jugaron en una oportunidad en la Copa del Mundo y registraron un empate sin goles en Alemania 1974.

Si bien Chile tuvo su mejor actuación mundialista en 1962, con el tercer puesto que consiguió en su país, la realidad marca que de la mano del rosarino Marcelo Bielsa se ganó el respeto del mundo futbolístico en Sudáfirca 2010, pese a despedirse en octavos de final, a manos de Brasil.

El equipo trasandino, que jugó las Copas del Mundo Uruguay 1930, Brasil 1950, Chile 1962, Inglaterra 1966, Alemania 1974, España 1982, Francia 1998 y Sudáfrica 2010, encontró en Sampaoli al sucesor ideal del "Loco" Bielsa, tras el fracaso de su compatriota Claudio Borghi.

Sampaoli, de 54 años y oriundo de la ciudad santafesina de Casilda, también un cultor del fútbol ofensivo, con su esquema táctico 4-3-1-2, que lo depositó en Brasil 2014.

Chile se clasificó al Mundial tras finalizar tercero, con 28 puntos, en las Eliminatorias Sudamericanas, producto de nueve victorias, un empate y seis derrotas.

Ahora, en Brasil 2014, con una camada de buenos jugadores que en su mayoría juegan en el fútbol europeo, entre los que se destacan el volante Arturo Vidal (Juventus de Italia), el delantero Alexis Sánchez (Barcelona de España) y el defensor Gary Medel (Cardiff City de Gales), deberá ratificar la performance de Sudáfrica y consolidarse a nivel mundial.

La duda que todavía persiste, de cara al partido contra Australia, es si jugará o no Vidal, su máxima figura, quien se recupera de la rotura del menisco exterior de su pierna derecha.

El jugador, de 27 años, monopolizó durante la semana la atención mediática y ayer jugó para los titulares en la última práctica de fútbol que realizó el plantel en el predio deportivo Toca da Raposa II, propiedad de Cruzeiro de Belo Horizonte.

En caso de no jugar, y de acuerdo a lo que se vio durante la semana, su lugar sería ocupado por Jean Beausejour o por Felipe Gutiérrez.

Es lo único que debe definir Sampaoli por estas horas en Cuiabá, capital del estado de Mato Grosso, ya que contará con el jugador seguramente para los encuentros del 18 frente a España y el 23 ante Holanda.

Australia, por su parte, apenas participó en Alemania 1974, Alemania 2006, donde alcanzó los octavos de final (le ganó Italia -a la postre campeón- con un dudoso penal que convirtió Francesco Totti en el quinto minuto de descuento) y Sudáfrica 2010, y en un principio aparece como el seleccionado más débil del grupo.

Los "canguros", dirigidos por Ange Postecoglou, luego de ser los "dueños" de Oceanía a lo largo de su historia y, así, llegar al repechaje para acceder a Estados Unidos 1994 (eliminado por Argentina), Francia 1998 (por Irán) y Corea-Japón 2002 (por Uruguay), regresaron al plano mundial en Alemania 2006, tras 32 años, y desde entonces lograron estabilidad, aunque no buenos resultados.

Australia, que entre 2011 y 2012 ganó la Zona D con 15 puntos y entre 2012 y 2013 finalizó segundo en el Grupo B con 13 unidades para clasificarse a Brasil 2014, fue el último equipo en dar la lista de 23 convocados para la Copa del Mundo, pero el primero en tocar suelo brasileño.

Tim Cahill, atacante de los New York Red Bulls, es la figura del equipo, que además cuenta con un futbolista de mucha experiencia como el mediocampista Mark Bresciano, ambos de 34 años, y un par de jugadores interesantes, como Mile Jedinak y Tommy Oar.

El Arena Pantanal de Cuiabá, con capacidad para 42.968 personas, será el escenario donde debutarán chilenos y australianos con objetivos distintos, aunque con un mismo sueño: ganar en el debut mundialista.
Comentarios