El ACyS y el Gobierno se pelean por cifras de desnutrición infantil

Según el canismo, uno de cada tres chicos sufre mala alimentación

31 Ago 2013
El Acuerdo Cívico y Social (ACyS), segundo frente en las PASO del 11 de agosto, difundió un informe sobre la desnutrición infantil y aseguró que las cifras son alarmantes. Según el espacio opositor, liderado por el senador nacional José Manuel Cano, uno de cada tres niños tucumanos padece la mala alimentación. "El Gobierno no ha podido resolver un problema estructural de Tucumán", aseveró el radical, candidato a diputado nacional por ese sector.

El alperovichismo salió al cruce de los datos revelados por el ACyS en el foro "Salud y Desarrollo Social", desarrollado el viernes. La directora del Programa Integrado de Salud del Siprosa, Sandra Tirado, garantizó que el Ministerio de Salud de la Nación adoptó en 2007 las curvas de crecimiento para monitoreo de las condiciones sanitarias infantiles que ordenó la Organización Mundial de la Salud. "No se puede manejar números sobre chicos desnutridos de manera irresponsable", dijo la funcionaria.

"Lógica kirchnerista"

Según el ACyS, casi 70.000 menores de seis años son pobres en Tucumán. El diagnóstico surge de relevamientos cruzados efectuados por distintos especialistas sobre la evolución de la situación social en la última década. El frente opositor, sobre esta base, cuestionó los parámetros de medición sanitaria implementados por el alperovichismo desde la gestión del ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, candidato a diputado por la lista oficial "Celeste y Blanca-K" y gobernador tucumano en uso de licencia. "Con la lógica kirchnerista, optaron por cambiar la forma de medición para hablar de niños de bajo peso y no de desnutridos. Dibujan un relato que nada tiene que ver con la realidad", sostuvo Cano.

Otros datos revelados por la oposición, sobre la base de la labor de profesionales, sostienen que el 35% de los tucumanos vive en pobreza, y el 4% en situación de indigencia. La estimación colocó a 21.000 menores en situación de desnutrición durante el último año.

El Gobierno provincial salió a desmentir estas cifras. Tirado explicó que el sistema actual de medición de la OMS respecto a este problema permite contemplar otros factores, y no sólo el genético. "Lo importante es diferenciar la desnutrición aguda de la crónica, ya que la primera tratada precozmente es recuperable totalmente, sin secuelas. Por eso, nuestros programas ponen énfasis en detectar niños en riesgo nutricional o con desnutrición aguda, para darles un tratamiento precoz, teniendo en cuenta todos los factores (biológicos, sociales, económicos, ambientales) que influyen en el crecimiento y desarrollo adecuado del niño", remarcó. Y aseguró que la tabla de la OMS sirve "para captar casos". "No se pueden barajar números de manera irresponsable, sin tener herramientas tecnológicas ni científicas que avalen una metodología probada por instituciones competentes", agregó.

Comentarios