Obama resalta el liderazgo de Chile en el mundo y elogia la gestión de Piñera

"La relación entre Estados Unidos y Chile es extraordinariamente fuerte", dijo el presidente estadounidense. El mandatario chileno repasó con el de EEUU la agenda bilateral, pero el encuentro tuvo un fuerte acento económico. La "Visa Waiver", una posibilidad.

LA CUMBRE. Obama recibió a Piñera en el Salón Oval de la Casa Blanca. REUTERS LA CUMBRE. Obama recibió a Piñera en el Salón Oval de la Casa Blanca. REUTERS
04 Junio 2013
WASHINGTON.- El presidente de Chile, Sebastián Piñera, culminó su primera -y probablemente última- visita oficial a Washington con una reunión a puertas cerradas en la Casa Blanca con su par estadounidense, Barack Obama, con quien repasó una agenda bilateral y global con fuerte acento económico.

Tras el "fluido" encuentro, que se prolongó casi una hora en el Despacho Oval, Obama resaltó el "liderazgo" chileno "no sólo en el hemisferio, sino en el mundo" y destacó asimismo la "excelente relación" que aseguró mantener a nivel personal con Piñera, quien lo recibió en La Moneda en 2011, durante la primera gira latinoamericana del mandatario estadounidense.

La relación entre Estados Unidos y Chile es "extraordinariamente fuerte", aseveró Obama, según el cual durante el encuentro ambos mandatarios discutieron "maneras en que se puedan continuar reforzando los intercambios personales" entre los dos países.

Asimismo, Obama manifestó su esperanza de que Chile pueda ingresar pronto en el programa "Visa Waiver" que elimina el requisito de visado de turista para ingresar a Estados Unidos, proceso en el que el país sudamericano se puso la víspera a la cabeza de las naciones aspirantes de la región al recibir la "notificación" del Departamento de Estado que constituye uno de los últimos pasos necesarios. "Es una muy buena noticia porque va a facilitar el intercambio de personas", comentó por su parte Piñera a periodistas en declaraciones posteriores al encuentro.

Pero la agenda combinada en el Despacho Oval tuvo sobre todo un fuerte acento económico, con la discusión no sólo del estado de las relaciones comerciales bilaterales, sino sobre todo los tratados internacionales en los que ambos países están sumidos.

Buena parte de las conversaciones se centraron en los esfuerzos que tanto los gobiernos de Estados Unidos como de Chile están realizando para concretar las negociaciones de la Asociación Transpacífico (TPP) en la que participan las dos naciones.

"Chile ha sido un socio excelente en nuestros esfuerzos para lograr cerrar este acuerdo comercial multilateral", sostuvo Obama.

Piñera aseguró que salió de la reunión en la Casa Blanca con el "firme compromiso para el éxito" del TPP y para "lograr que sea operativo en un futuro cercano". Ambos presidentes coincidieron en que quieren lograr "avances muy sustantivos" en el TPP antes de la cumbre de la APEC en Bali en octubre, reveló el político chileno. Posteriormente, durante un almuerzo con el que cerró sus actos en Washington, Piñera reconoció que un eventual ingreso de Japón al acuerdo podría retrasar algo los tiempos, si bien aseguró que "merecerá la pena porque (Japón) hará una gran contribución" al TPP. En la reunión, en la que también participaron el vicepresidente, Joe Biden, y otros altos funcionarios de la Casa Blanca, se trató la posibilidad de que Chile pueda importar en un futuro no demasiado lejano gas natural de Estados Unidos. (DPA)

Comentarios