Citrus, frutillas y arándanos no pagarán Ingresos Brutos - LA GACETA Tucumán

Citrus, frutillas y arándanos no pagarán Ingresos Brutos

El Poder Ejecutivo analiza si extiende el beneficio impositivo a la producción de paltas. Clavarino afirmó que no se prevén hacer otras modificaciones tributarias. Destacó el avances sobre la maquila.

27 May 2011
1

DESTINO EXPORTADOR. Para este año se prevén unos 50 vuelos para trasladar la producción de arándanos. SECRETARIA DE PRENSA Y DIFUSION

Fomentar las principales exportaciones. Ese sigue siendo el principal fundamento que el Poder Ejecutivo sostiene a la hora de otorgar beneficios impositivos. La alícuota cero es uno de ellos. Como viene sucediendo en el último lustro, el Estado no le cobrará el impuesto a los Ingresos Brutos ni a la producción de citrus (más del 95% se comercializa en el exterior), ni a la de los berries (frutillas y arándanos). Pero este año analiza incluir a otro producto: la palta.

Lo primero ya es un hecho. El director de Rentas, Pablo Clavarino, elevó el proyecto al gobernador José Alperovich para que firme el decreto correspondiente extendiendo la alícuota cero por un año más, hasta fines de abril de 2012. Lo segundo, la palta, aún está en estudio y -si se adopta el mismo criterio que las frutas anteriores- es posible que se dice otro decreto.

Estas disposiciones oficiales significan un alivio fiscal para las producciones destinadas a la exportación. "Esta gestión no tocó otras alícuotas y no se han gravados actividades que antes estaban exentas", puntualizó Clavarino en una charla con LA GACETA. El funcionario precisó que en otros distritos, como Mendoza, Córdoba, Buenos Aires o la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, las autoridades debieron modificar sus criterios respecto de los beneficios que se daban, por ejemplo, al sector vitivinícola y al impuesto a los Sellos. "El Gobierno ha adoptado una política de favorecer a los sectores productivos. En ese contexto, por caso, se bajó del 2,5% al 0,75% la carga impositiva para el transporte de cargas tucumano", manifestó. En ese sentido, Clavarino puntualizó que se trata de una contribución oficial para que los mayores costos no se trasladen a los consumidores finales.

Estos beneficios sectorizados no tienen fuerte impacto en la recaudación que, hasta el momento, se mantiene en un promedio de $ 150 millones mensuales. De ese total, el 73% lo aporta el impuesto a los Ingresos Brutos.

La maquila
Por otro lado, Clavarino destacó la decisión adoptada por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) de establecer el Registro de los Contratos de Maquila para la caña de azúcar. "Esto le dará más transparencia a las relaciones comerciales entre los cañeros y los ingenios", remarcó el funcionario, que había solicitado al organismo que se aclaren los alcances de un dictamen en la materia.

Mediante la maquila los productores entregan las cañas de azúcar para su industrialización a los ingenios, con el derecho de participación en los productos finales resultantes (azúcar y/o alcohol). Al implementar un sistema de registración de esta operatoria, posibilita el ordenamiento, la normalización y la planificación de las producciones, explicó la AFIP. "Insisto que esto le da más claridad al sistema, porque, por ejemplo, puede darse el caso de que un productor primario se ampare bajo la figura de una modista para encubrir un negocio", señaló Clavarino. El funcionario acotó que, en el sector azucarero, hubo casos de productores que decían que no era necesario rubricar contrato alguno. "Ahora la situación es más clara", remarcó.

Comentarios