Le ofrecen plata para retirar una denuncia por violación

Dictaron la prisión preventiva a los acusados

13 Jun 2015
1

​NIÑA MADRE. La víctima del abuso, que tiene 10 años, abraza a su bebé.

La Justicia determinó esta semana que los dos imputados acusados de violar en La Cocha a E., una niña de 10 años que quedó embaraza por causa del abuso, queden detenidos bajo prisión preventiva. 

El ataque sexual perpetrado por  G.D.M y J.C.P., que tienen 22 y 24 años, ocurrió en 2014. Pero el caso se conoció recién el mes pasado cuando la madre de la víctima ratificó la denuncia. Al ser entrevistada por este diario, la mujer explicó que no siguió de inmediato con la demanda porque estaba afligida por la salud de E. que atravesaba un embarazo de alto riesgo.

El fiscal de Instrucción de la III° Nominación del Centro Judicial Concepción, Jorge Echayde, confirmó la decisión de la Justicia que, según dijo, se sostuvo en la declaración que realizó la víctima en cámara gesell. 

Intento de negociación

A pesar de la confirmación de la detención de los imputados la madre de la menor, que ahora tiene 11 años, dijo ayer a LA GACETA que los familiares de uno de los procesados le ofrecieron un acuerdo económico para que levantará la denuncia. “No sufrimos amenazas directas pero se acercaron con intención de darme plata para levantar la denuncia. Me ofrecieron hacerse cargo de todos los gastos de mi hija y de la bebé que ya tiene dos meses. Pero les dejé en claro que si quisiera plata no hubiera recurrido a la justicia”, dijo la madre de E. 

Las identidades de los imputados y de la madre de la niña se preservan para no revictimizar a E. debido a las características del delito del que fue víctima. 

La madre de la niña también contó algunos de los argumentos que le dieron los familiares de uno de los imputados. “Me dijeron que ellos (por los imputados) están sufriendo en el lugar en donde están y que las cosas ya pasaron. Pero yo les dije que ellos están ahí porque se lo buscaron y fueron conscientes de lo que estaban haciendo. Debe ser muy difícil tener a un familiar preso, pero este gente en ningún momento se pone en el lugar de mi hija, en mío o en el de mí mamá que somos las que estamos enfrentando todo esto”, agregó.

Por otra parte, señaló que E. no está recibiendo tratamiento sicológico porque, después de declarar en cámara gesell, la Justicia no le asignó un especialista para continuar con la terapia. “Nos dijeron que vayamos al hospital y que nosotros busquemos un psicólogo. Y eso es lo que estamos haciendo”, concluyó la mujer.

Comentarios