REFERENDUM - TRIUNFO OFICIALISTA

Evo Morales fue confirmado presidente de Bolivia al obtener un apoyo del 60%

El éxito electoral también se extendió hacia los prefectos opositores al Gobierno, que continuarán en sus cargos. Para que su mandato hubiera sido revocado tendría que haber obtenido menos del 53,7% de los votos. Definiciones
Compartir
SATISFECHOS. Morales, a la derecha del vicepresidente Alvaro García, no podía ocultar su satisfacción por los resultados favorables del referendum. REUTERS

LA PAZ, Bolivia.- El presidente Evo Morales fue ratificado ampliamente en su cargo en un referendo celebrado ayer en Bolivia, con una votación favorable que fluctúa entre el 56,7% y el 60%, pero su éxito también se extendió a los principales prefectos opositores, reafirmados en sus cargos.
Según una encuesta de boca de urna, del canal privado de televisión PAT, en base a cálculos del grupo Captura Consulting, el mandatario -junto a su vicepresidente, Alvaro García- obtuvo 60% de votos a favor y 40% en contra, con un margen de error de 5%.
Un conteo rápido de la cadena privada ATB señaló que el presidente tuvo a su favor 56,7% de los votos y 43,3% en contra. Para que su mandato fuera revocado era necesaria una votación en contra superior a 53,7%, que fue su votación en la elección presidencial de diciembre de 2005. Pero el éxito del presidente se vio opacado parcialmente por la victoria de sus principales opositores. Los prefectos opositores Rubén Costas (Santa Cruz), Mario Cossío (Tarija), Ernesto Suárez (Beni) y Leopoldo Fernández (Pando) fueron ratificados ampliamente. Por ahora el único prefecto cuya revocación está confirmada es el de Oruro, Alberto Luis Aguilar (oficialista).
Morales, que convocó a este referendo para destrabar una grave crisis política que lo enfrenta con autoridades regionales, votó en la región cocalera del Chapare, sin escolta y acompañado por sus hijos Evaliz y Alvaro, en una faceta familiar desconocida en él, hermético en lo que a su vida personal refiere. Tras votar en el pequeño poblado Villa 14 de Septiembre, Morales reiteró que el referendo debe “redefinir el nuevo escenario político” del país, bloqueado desde hace meses por la pugna que lo enfrenta con seis de las nueve regiones del país, que no ven con agrado su proyecto estatista y en cambio quieren tener más autonomía.
Morales elogió el sentimiento patriótico de la ciudadanía que asistió al referéndum revocatorio de mandato popular. “Pese a las provocaciones que hubo en la campaña, debo confesar que estoy sorprendido con el sentimiento patriótico en una jornada tranquila y en paz. El comportamiento del pueblo boliviano ha sido totalmente exitoso hoy en este referéndum revocatorio en Bolivia”, indicó Morales. "Los resultados tienen que ser respetados y permitir un nuevo escenario político. A partir de mañana habrá un gran encuentro de nuestro pueblo para seguir profundizando el proceso de cambio”, dijo.
En Cochabamba no se sabe aún si su prefecto, Manfred Reyes Villa, será revocado (los resultados son muy estrechos para proclamar) pero él desde antes dijo que no reconocería el referendo por considerarlo ilegal. “Seguiré siendo prefecto hasta 2009”, indicó en varias ocasiones. (NA - DPA)

Morales, que asumió en enero de 2006, había convocado al referendo para aceptar un desafío de la oposición, que bloqueó su plan de instaurar una Constitución socialista para dar más poder a la mayoría indígena y fortalecer el proceso de nacionalización de la economía. Sin embargo, convencidos de que el Gobierno quiere convertir a Bolivia en una nueva Cuba, los partidos críticos de Morales, mayormente conservadores, habían adelantado que, sin importar el resultado de la consulta, seguirían acelerando los procesos de autonomía que iniciaron en cuatro de los siete departamentos que administran. (Reuter)