Declaran en quiebra a la empresa de transportes TAC

La firma, con oficinas en Tucumán, transportaba 17 millones de pasajeros al año y hacía viajes internacionales, además de cubrir rutas en el país.

EN QUIEBRA. La empresa, próxima a cumplir 47 años, no puede solventarse más. GENTILEZA GEOCITIES.COM EN QUIEBRA. La empresa, próxima a cumplir 47 años, no puede solventarse más. GENTILEZA GEOCITIES.COM
23 Agosto 2007
Después de nueve pedidos de acreedores, la Justicia resolvió la quiebra de la Cooperativa de Transporte Automotores de Cuyo (TAC), fundada en 1960 y la más grande de Mendoza.

"La medida se cumple desde ayer, pero el servicio de transporte y las fuentes laborales están garantizados por 30 días y estará a cargo de una Unión Transitoria de Empresas", aseguraron fuentes judiciales a la agencia de noticias Télam.

Pese al anuncio de los responsables de la cooperativa, la incertidumbre reina entre el personal. Una de las empleadas que trabaja en la boletería de Tucumán indicó que la continuidad del trabajo sólo está asegurada para los más de 900 asociados a TAC, pero no para las personas que trabajan por fuera de la empresa, aunque estén vinculados a ella.

"Quienes atendemos al público y las personas que se encargan de las encomiendas, entre otras, necesitamos que nos garanticen la fuente laboral. Por ahora, estamos tranquilos porque sabemos que otra firma (Vía Bariloche o Flecha Bus) se hará cargo del personal y del servicio, pero tenemos miedo de que sean sólo promesas", explicó la mujer, que prefirió no identificarse.

La empleada lamentó que la cooperadora haya quebrado cuando estaba próxima a cumplir 47 años. Indicó que el problema se debió a una mala administración. "Esto es lamentable", se quejó.

En crisis
El juzgado dictó la quiebra de TAC por la cesación de pagos en que se encuentra inmersa la firma. La Cooperativa ingresó en concurso preventivo en 2004 y, tras una renegociación con los acreedores, acordó el pago de una deuda de $ 60 millones.

Los voceros detallaron que, para poder afrontar esos compromisos, la cooperadora alquiló más de dos millones de kilómetros a dos empresas de transportes, y luego se asoció con Autotransportes San Juan.

El abogado de esta última empresa, Carlos Perafita, manifestó que "el problema fue que el uso de los recorridos que se entregó a Vía Bariloche -TAC cobraría un canon por kilómetro- no fue pagado, por lo que la empresa cayó en problemas para afrontar sus deudas". El letrado explicó que, con el transcurso del tiempo, la situación se fue complicando y que en tres años la deuda creció de $ 60 millones a $ 200 millones.

TAC llegó a tener 2.000 asociados, transportaba 17 millones de pasajeros al año y hacía viajes internacionales, además de cubrir trayectos en todo el país. LA GACETA (C)


Tamaño texto