El acuerdo con el FMI tiene sus reclamos - LA GACETA Tucumán

El acuerdo con el FMI tiene sus reclamos

Entre ellos, el déficit fiscal y la inflación.

06 Dic 2021 Por Daniel Salvador
1

Esta semana puede llegar a ser clave en el acercamiento del Gobierno argentino con los técnicos del Fondo Monetario Internacional sobre los puntos más controversiales, para poder llegar a un acuerdo para la redefinición del pago de la deuda de U$S 45.000 millones contraída por la gestión macrista. Entre esos principales puntos están el déficit fiscal, el crecimiento económico y la inflación. El objetivo del grupo de cinco funcionarios que viajaron a Washington será delinear los números gruesos para poder enviar el Programa “Plurianual” al Congreso. Mientras, el ministro de Economía, Martín Guzmán (foto) seguirá de cerca las negociaciones desde la Argentina.

La tarea de la misión argentina esta semana es lograr el consenso en alguno de los números principales de lo que sería un nuevo acuerdo. Con una mayor postergación de los plazos -el programa “Plurianual” se esperaba en la primera semana de diciembre- ahora las expectativas recaen en la fecha del 15 de diciembre.

El punto central en las negociaciones con el FMI sería la meta de déficit fiscal: mientras que Guzmán plantea una nueva rebaja a 3,5% del PBI, el FMI pediría un esfuerzo mayor.

Por otro lado, y tal como es tradicional en los acuerdos con el Fondo, el reclamo de los técnicos del organismo es reducir el déficit fiscal por vía de un recorte de la obra pública, algo que Guzmán no tiene intenciones de cumplir. En lo que está claro que habría un mayor entendimiento es en el tema de las tarifas públicas donde el Gobierno viene planteando desde que asumió, la segmentación de las tarifas.

En cuanto al dólar, está casi determinado ya que la Argentina no podrá ir a un esquema de reducción de restricciones por lo menos en el corto plazo.

El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anticipó esta semana ante los empresarios de la Unión Industrial Argentina (UIA) que no va a haber devaluación brusca porque en la Argentina se produce generalmente un overshooting (sobre reacción) de los mercados cuando ello ocurre. El FMI está dispuesto a aceptar un plan para ir reduciendo la brecha de manera gradual.

El punto para ponerse de acuerdo es en cuánto tiempo el Gobierno está dispuesto a acomodar las variables. Lo que está más claro por el lado del Ministerio de Economía, es que tratará de extender los plazos para el 2026, mientras que el organismo aspira a empezar a recibir los pagos en 2024.

El programa que se trata de negociar es de Facilidades Ampliadas, que duran el máximo de plazo permitido, que es 10 años. También se busca incluir el pago de U$S 1.800 previstos para diciembre en el acuerdo para evitar afrontar ese compromiso en un momento en el que el Banco Central (BCRA) se encuentra en tensión.

Mientras el Gobierno negocia con el FMI, Sergio Palazzo, diputado nacional electo del Frente de Todos (FdT), remarcó que Juntos por el Cambio tiene que reconocer su “impericia” por la forma en la que endeudó a la Argentina. Por otra parte, también consideró que desde la oposición “deberían acompañar el acuerdo” con el FMI, cuando llegue al debate en el Congreso.

En declaraciones radiales, y en relación al rol del FMI, Palazzo sostuvo que “por ese préstamo (al Gobierno anterior de Juntos por el Cambio) tiene que hacerse cargo”, ya que “el representante de Estados Unidos dijo que fue un apoyo político para que (Mauricio) Macri lograra su reelección”. También dejó en claro que el FMI “debe reconocer su intromisión en la vida interna política de un país miembro”. En esa línea, Palazzo opinó que “Macri reconoció que el dinero fue utilizado en la fuga de capitales”.

Por su lado, el diputado electo del Frente de Todos (FdT) Leandro Santoro, también le pidió a la oposición que actúe de manera “responsable en el Parlamento”, para acompañar el acuerdo con el FMI. Los comentarios de Santoro surgen en el medio de un discurso unificado, desde el oficialismo, para garantizar puntos clave de gobernabilidad hacia el 2023. “Si no se logra acordar un nuevo cronograma de vencimientos (con el FMI) la Argentina colapsa financieramente y colapsa ya”, expresó.

En relación a las negociaciones con el FMI y el rol del Congreso, explicó que deberán abordar “el Plan Plurianual” que contiene “las metas y las bandas sobre las cuales el Gobierno va a formalizar las negociaciones” y que “el acuerdo con el Fondo es otra cosa distinta, es una vez que el Ejecutivo acuerda como consecuencia de la Ley de Sustentabilidad de la Deuda Pública”.

Esta segunda instancia, explicó Santoro, es “para evitar que mañana venga otro gobierno como hizo Macri y tome cualquier cosa a pagar como sea”.

Comentarios