Caso Tacacho: “La fiscala Rivadeneira no va a volver a zafar” - LA GACETA Tucumán

Caso Tacacho: “La fiscala Rivadeneira no va a volver a zafar”

La madre de Paola apuntó especialmente contra la funcionaria que archivó dos de las causas. “Mi lucha no termina con la destitución de Pisa”.

20 Nov 2021 Por Martín Soto
1

RECLAMO. “Quiero saber por qué no escucharon a mi hija, por qué archivaron las causas”, dice Mariela.

Mariela Tacacho confiesa que por primera vez desde el 30 de octubre de 2020 puede caminar por las calles de Tucumán sin que nada le pese. Afirma que la noche posterior a la destitución de Juan Francisco Pisa como juez pudo dormir como no lo había podido hacer desde que Mauricio Parada Parejas asesinó a su hija Paola. “No me quedé pensando en qué pasará, si lo van a destituir o no”, apunta aliviada. Reconoce que en su corazón sentía que este sería el desenlace del jury, pero dice que aún no termina de dimensionar la magnitud lo ocurrido. Sin embargo, sí tiene en claro que ese fue el primer paso de una lucha que continúa. “Recién empezamos a respirar un poquito de justicia. Vamos por todos”, avisa.

En diálogo con LA GACETA, la salteña insiste con que está decidida a avanzar en el mismo sentido contra los funcionarios judiciales que archivaron las múltiples causas penales que impulsó Paola implorando ayuda de la Justicia (ver aparte). Principalmente apunta contra la fiscala Mariana Rivadeneira, quien archivó dos de las causas. “Quien tiene mucha responsabilidad, según vieron mis abogados, es la fiscala Rivadeneira. Iré por ella y por todos. Quiero saber por qué hicieron eso, por qué no escucharon a mi hija, por qué archivaron las causas. Necesito, como mamá, saber eso. Voy por todos”, remarca con voz firme.

Presentación y archivo

Junto al legislador radical José María Canelada, la madre de Paola presentó en abril un pedido de destitución contra la funcionaria. Un mes después, sin embargo, en el debut del oficialista Raúl Ferrazzano como presidente de la comisión de Juicio Político, en plena interna peronista, la solicitud fue archivada por amplia mayoría. “De las presentaciones no han surgido ninguna de las causales previstas dentro de la ley del funcionamiento de la comisión. Hemos considerado que un juez no puede ser juzgado por su sentencia”, había dicho Ferrazzano.

Al respecto, Tacacho afirma que harán una nueva presentación, aunque no precisó fechas. “Cuando nos pasó que se archivó la causa contra Rivadeneira yo respondí, en su momento, que ella había zafado. Ahora no va a zafar”, dice. Y agrega: “estoy muy segura porque va a haber un cambio. El femicidio de mi hija dejó al descubierto la violencia institucional que sufren las víctimas de violencia de género. Hay un antes y un después”.

Mariela afirma que atravesó un año muy duro, que octubre fue un mes difícil, lleno de dolor y tristeza. No obstante, se expresa firme. “No se termina con la destitución de Pisa; al contrario, es un paso hacia adelante para seguir pidiendo la justicia que se le negó a mi hija por cinco años. Yo levanto la bandera de la justicia, principalmente por mi hija pero también por todas las madres que perdieron a sus hijas”, dice.

Al ser consultada sobre si cree que Pisa romperá el silencio tras su destitución, Tacacho expresa: “creo que las personas que no se hacen responsables del mal que hicieron no van a hablar nunca; van a seguir en la oscuridad. No les importó lo que le pasó a mi hija ni a mí, como mamá”.

El gobernador interino Osvaldo Jaldo dijo ayer no conocer a fondo el expediente ni la acusación contra Pisa, pero expresó que “las instituciones en Tucumán vienen funcionando bien”. Consultada al respecto, Mariela enfatiza en que el crimen de su hija fue un punto de inflexión. “Capaz que empezaron a funcionar las instituciones desde hace un año atrás”, cierra.

Podcast: "Cae la torre de Pisa"

Juicio político contra el juez Stoyanoff: el martes será la sentencia

En sólo cuatro días se definirá la suerte de otro magistrado que está en el banquillo de los acusados. El martes a las 9 se realizará la audiencia final del juicio político que se desarrolla contra el juez de familia Orlando Stoyanoff Isas. Está acusado por falta de cumplimiento de los deberes de su cargo debido al incidente de tránsito que protagonizó en junio con el motociclista Franco Azán, en Yerba Buena.

La parte acusatoria, que está encabezada el legislador Raúl Ferrazzano, considera que la actitud que mostró el acusado en la vía pública no es compatible con su rol de magistrado del fuero “tan sensible” como el de Familia. “Incompatible por su falta de decoro, su virulencia y su desmesura”.

La defensa, en tanto, integrada por Mario Racedo y Sebastián Herrera Prieto, alegó que lo que se vio en el video fue una reacción a una agresión. No obstante, resaltó que el magistrado recapacitó prontamente, pidió disculpas públicas a la sociedad y a la Corte, y se contactó con Azán para resarcir los daños provocados en su motocicleta. A su vez, consideró excesiva la sanción que se le pretende dar al juez respecto a la falta cometida. El Jury está presidido por el vocal Daniel Leiva.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios