La economía del “día después” - LA GACETA Tucumán

La economía del “día después”

El mercado reaccionó con optimismo ante la derrota contundente del oficialismo en las PASO. El presidente Fernández ratificó el rumbo y el gabinete económico. Ayer subieron hasta un 16% las acciones argentinas que cotizan el Wall Street (ADR), y el índice S&P Merval de la bolsa porteña escaló hasta el 6,5%, y retrocedió el dólar “blue”.

14 Sep 2021 Por Daniel Salvador
1

Todos se preguntaban el domingo a la noche, luego de conocer los adversos resultados de las PASO para el Gobierno nacional, qué iba pasar de acá en más con la economía argentina hasta las elecciones generales del 14 de noviembre. Ayer, “el día después” de haber perdido en la mayoría de las provincias, con una particular sorpresa en Buenos Aires, hubo medios que lo remarcaron y algunos hechos lo corroboraron, que el mercado celebró la contundente derrota del oficialismo. Así, la síntesis del particular lunes marcó que las acciones argentinas que cotizan en Wall Street (ADR) se dispararon hasta un 19%, el índice S&P Merval de la bolsa porteña escaló un 6,8%, el dólar “blue” cerró perdiendo $ 3 y el riesgo país bajó un 6%.

En distintos momentos pre electorales se habló de la posibilidad de que en caso de un resultado negativo el Gobierno iba a “ajustar el dólar” y terminan en una “suave devaluación” de la moneda, y hasta algunos se animaban a asegurar “un volantazo” en el rumbo económico y hasta arriesgaban cambios en el gabinete de Alberto Fernández, especialmente del ministro de Economía, Martín Guzmán.

Ayer, el mismo Presidente, en su primera aparición pública tras las PASO legislativas, a ratificar el plan de gobierno: “este camino que iniciamos en 2019, en lo que a nosotros concierne, no se va a alterar”, Lo dijo en el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada, ante la atenta mirada de sus ministros, representantes industriales y del secretario general de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), Antonio Caló. Es que allí se presentó el proyecto de Ley de Compre Argentino, Desarrollo de Proveedores y Compras para la Innovación, iniciativa oficial que busca promover una mayor participación de la industria nacional en las adquisiciones públicas y propiciar inversiones y transferencias de tecnología hacia los sectores de la economía local.

El presidente Fernández apuntó que la reactivación laboral y productiva de la industria -uno de los ejes a los que apuntará en estos dos meses que lo separan de las elecciones generales-, es “para nosotros el motor central del desarrollo y del crecimiento”. “No lo aprendimos ahora, ha sido nuestro objetivo desde que asumimos y seguirá siendo objetivo que la industria nacional vuelva a ocupar un lugar preponderante dentro de la economía argentina”.

Un paso adelante

En tanto, lo que era una observación del mundo empresario pasó a los hechos. Los reclamos en agenda por la persistencia de problemas estructurales en el plano macroeconómico y las soluciones para el corto y largo plazo, tomaron forma y ahora el establishment sentencia que el Gobierno “deberá tomar nota” del resultado electoral. Si bien no esperan “un nuevo” equipo en Hacienda ni grandes giros en la política económica del peronismo, los empresarios temen por una posible radicalización de las medidas.

El empresario y economista Eduardo Costantini, resaltó que esperaba un resultado adverso al Gobierno pero no de esta forma tan contundente. Y advirtió que si el Ejecutivo decide ir hacia una radicalización de sus políticas, se puede llegar a una crisis económica de envergadura. Y reclamó: “tienen que actuar rápidamente y con energía, en un programa económico coherente, con un nuevo Gabinete, económico y político”.

Por su lado, Javier Madanes Quintanilla, presidente de Aluar, también consideró que el resultado fue imprevisto. “Se esperaba algo mucho más favorable para el oficialismo. Tendrán que tomar nota”.

Y desde el campo y el comercio reclaman reformas y medidas más profundas. El titular de la Sociedad Rural Argentina, Nicolás Pino, sostuvo que la administración del presidente Fernández deberá introducir cambios en la política hacia el sector y reclamó por la eliminación de las restricciones a la exportación de carne vacuna y la intervención en los mercados. En tanto, Mario Grinman, presidente de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), reiteró que se necesitan cambios estructurales en temas como importación, educación, marco laboral y temas tributarios.

Mirada local

Por su lado, la economista Regina Martínez Riekes, evaluó que las variables económicas dependen de las decisiones políticas que se tomen. ”Hoy (por ayer) el mercado arrancó consumiendo bastante fuerte todo lo que son acciones y bonos afuera, en dólares, y después hubo un retroceso al develar el Gobierno que iría hacia una profundización del modelo siguiendo la línea de Cristina Fernández, y ratificar a tres ministros cuestionados, como Santiago Cafiero (jefe de ministros), el de economía Martín Guzmán, y (Matias) Kulfas (de Desarrollo Productivo)”. Apuntó que eso no cayó bien y comenzaron a morigerar las subas, seguían para arriba, “pero el efecto no fue el esperado dada la derrota abrumadora del oficialismo, aunque fueron las PASO, una elección legislativa, y faltan dos meses para los comicios generales”, resaltó la economista a LA GACETA.

Según la especialista, lo que ocurra con la economía de acá hasta noviembre dependerá de la lectura que haya hecho el Gobierno sobre las PASO y asumir la responsabilidad de profundizar el modelo o no. “Creo que van a seguir con la emisión, porque ese fue siempre el plan”. Al respecto, precisó que el Gobierno fue favorecido en el primer semestre -que fue benévolo- por las liquidaciones de dólares de las exportaciones que le facilitaron la disposición de divisas. Pero que con un segundo semestre más ajustado y más expansionista a nivel de emisión monetaria, “la reducción de la oferta de dinero se está reduciendo ahora, y considero que si ganaban igual iban a emitir; no tienen opción para financiarse”. Finalmente, indicó que el acuerdo con el FMI es inminente pero no llegan al nivel de reservas y lo que pase con las variables económicas en el corto plazo, porque es reciente, dependerá de las señales políticas que se envíen al mercado. Una negativa sería que cambien a Guzmán por uno de La Cámpora”, resaltó.

El escenario: el riesgo de la radicalización  y la estabilidad del mercado

“Existe un riesgo de radicalización tras los resultados, pero hay que esperar la reacción del oficialismo ante el mapa electoral, no sólo en términos económicos sino también político, crucial frente a los dos años por delante”, afirmó el economista Gustavo Ber. Por su lado, Martín Vauthier, economista de la consultora Anker, precisó: “es probable que en estos días el mercado juegue a favor en función del resultado; el desequilibrio monetario es significativo, con el balance del Banco Central muy deteriorado, con pocas reservas netas y muchos pasivos en pesos”, en referencia al stock de $ 4 billones de Leliqs y pases en poder del BCRA. Sostiene que bajar la brecha requiere un plan de estabilización que cambie las expectativas, y advirtió sobre el impacto de un acuerdo con el FMI.

Furor financiero: opinan que la derrota genera una buena expectativa

Según Camilo Tiscornia, director de C&T Asesores Económicos, la derrota del Gobierno en las PASO abre un escenario de tensiones contradictorias, entre el optimismo financiero y la política económica del oficialismo hasta las elecciones legislativas. “Por más de que la tendencia sea muy preliminar, se gesta una idea similar a la de 2013, sobre un eventual cambio de signo político en 2023. Y eso genera una buena expectativa y favorece los precios de los activos financieros, en especial las acciones, y eso podría ayudar a contener la brecha porque sube el valor en dólares de esos activos”. Ahí comparó la evolución de la brecha cambiaria entre PASO de 2013-elecciones de 2015: la derrota del oficialismo en las legislativas generó un rally positivo en los activos financieros.

Dólares en alza: un analista financiero vaticina subas debajo de la inflación

El analista financiero Christian Buteler, proyecta en el mediano plazo una suba en los dólares financieros en línea con la inflación, mientras que para el oficial considera que seguirá controlado por el BCRA. “Desde el lado del oficial vamos a seguir con la misma temática de hasta ahora, con subas por debajo de la inflación y en línea con lo presupuestado”, apuntó el analista. “Desde el punto de vista de los alternativos (MEP o dólar bolsa, el “blue” y el CCL, contado con liquidación), después de estas 48 horas, la tendencia va a ser al alza, principalmente por la necesidad de emisión que tiene el Gobierno para cubrir el déficit fiscal y la escasez de dólares en el segundo semestre, porque la oferta no es la misma que en el primero. Además, seguimos con una inflación del 3% mensual, y es lógico que, si todos los precios de la economía suben, el dólar también lo haga”, agregó Buteler.

Distintas visiones:  la política monetaria, la espalda política y el dólar

“Al Gobierno le quedan dos meses para inundar de plata la calle y buscar más votos en Provincia (de Buenos Aires). Creo que van a profundizar las políticas en estos dos meses, con más controles”, señaló Luis Secco, director de [email protected] Económicas.
Por su lado, desde la consultora Delphos Investment se afirmó que “ahora el oficialismo no cuenta con la espalda política, lo cual plantea desafíos enormes a futuro como para aplicar un plan económico que permita reconquistar a sus votantes”.
Y el director de la consultora Anker, Federico Furiase, sostuvo que el modelo actual es “flujo dependiente (...) Si la tensión cambiaria escala a un nivel más alto, el Gobierno puede dar señales retóricas de estar avanzando con el FMI”.

Una goleada: según Melconian, “este Gobierno empieza a durar”
“Ahora, este Gobierno empieza a durar. No hay espacio para un golpe de timón”, anticipó el economista Carlos Melconian luego de la derrota del Gobierno en las PASO. “Hay gobiernos que empezás a percibir que son irremontables”, agregó. Sobre cómo quedó el oficialismo tras la derrota, el economista lo comparó con el partido que la Selección Argentina perdió 5 a 0 con Colombia por las eliminatorias en 1993. “Coco Basile le decía a los jugadores, tranquilos, tranquilos. Si te embocaban 6, no tenías el repechaje. Ahora tenés que armar dos líneas de cuatro y empezar a durar”, señaló. “Aparecieron personas que no pueden manejar ni un kiosco ni una calesita. Que la gente los ve y se asusta. Pasó ya esto en la Argentina. En 2014-2015, en 2018-2019. Hay Gobiernos que pasan a durar. El mensaje es que hay salida y no hay que enloquecerse en dos meses”, agregó.

Merval, récord: el "blue" cedió y el riesgo país perforó los 1.500 puntos

Luego de haberse recalentado los días previos a las elecciones, el dólar “blue” cedió a las presiones pre electorales y perdió $ 3. Así, la moneda se vende a $ 182. En tanto, el mercado accionario también respondió con fuerza. Las tres semanas previas a las PASO, el S&P Merval alcanzó nuevos máximos históricos en pesos. Escaló un 6,8%, hasta las 81.007 unidades. Las acciones de Central Puerto lideran la suba (14,62%), seguidas por las del Grupo Financiero Galicia (12,47%), Banco Macro (10,54%), Pampa Energía (10,41%), Edenor (8,96%), Transener (8,50%) y el Banco Francés (8,25%). En la bolsa de Nueva York, las subas de los papeles argentinos fueron lideradas por Central Puerto (+17%); Edenor (+13,1%); Pampa Energía (+10,9%); Transportadora de Gas del Sur (+10,4%) y Grupo Financiero Galicia (+9,3%). El riesgo país perforó los 1.500 puntos básicos.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios