Recetas para cocinar con un puñado de nueces - LA GACETA Tucumán

Recetas para cocinar con un puñado de nueces

De sabor suave, pero persistente, son excelentes fuentes de fibra, proteínas y grasas saludables. Geniales en postres y repostería, pero también en platos salados.

27 May 2021 Por Claudia Nicolini
5

Salsa de nueces y romero fresco

Para bañar tus carnes preparadas “a la cacerola”

Desgrasar bien la carne elegida (puede ser colita de cuadril, lomo, peceto; también pueden ser solomillos de cerdo), salpimentar y sellarla en una cacerola con un poco de aceite de oliva, dándola vuelta para que se dore de todas las caras. Mientras eso ocurre, añadir a la cacerola 2 cebollas picadas y una rama de romero fresco (es “la” clave). Cuando esta primera etapa de cocción de la carne esté lista, añadir 2 tazas de caldo, y cuando este hierva, bajar el fuego y dejar la olla semitapada. Mientras le das tiempo, se puede preparar la guarnición (unas papas al natural, hervidas con cáscara; o un arroz blanco saltado con semillas de coriandro, por ejemplo). Cuando la carne ya esté cocida, apagar el fuego, sacarla de la olla y cortarla en las rodajas en las que se servirá. Luego tomar el fondo de cocción (quitar la rama de romero) y usarlo para procesar 1 taza de nueces (debe quedar una salsa espesa); si se desea, se puede añadir unas gotas de humo líquido. Llevar la salsa de nuevo a la olla, colocar allí las rodajas de carne y calentar todo; dejar un par de minutos, añadir 3 cucharadas de crema de leche... y listo. Un poco de perejil picado (o de tomillo) aporta sabor extra y color... Un vino blanco helado, el complemento ideal.

Muffins sin azúcar

Nueces, banana y avena

Hacer puré de bananas maduras (hacen falta 300 g) y añadir 1 huevo, 30 g de avena y 180 g de harina integral, mezclada con 5 g de polvo de hornear; agregar 30 g de edulcorante en polvo apto para altas temperaturas y 30 g de nueces en trocitos (la idea es que las "encuentres" al morder los muffins). Antes de añadir las nueces se puede agregar esencia de vainilla y/o ralladura de cáscara de limón o naranja. Colocar la masa en los moldes (de silicona o antiadherentes) y llevar al horno a 180°C entre 15 y 20 minutos (o controlá con el viejo truco del palillo: pincharlos en el medio y que salga limpio). Sobre el final de la cocción se pueden espolvorear con chocolate negro rallado, que se derretirá fácilmente; también, decorar con nueces picadas Dejá que se enfríen antes de compartirlos con los golosos de la casa.

Waldorf, un clásico

Ensalada crujiente sobre cama verde

Preparar una "cama" de lechuga. Luego pelar y cortar un cubitos 1 manzana tipo Granny Smith (de las verdes) y rociarlos con jugo de limón para que no se oscurezcan; lavar y cortar en rodajitas 3 ramas blancas de apio, y picar gruesas 30 g de nueces pesadas sin cáscara (si se desea, se pueden tostar un poco las nueces para que sean más crujientes). Mezclar estos ingredientes con 60 g de mayonesa y un chorrito de aceite de oliva. Opcionalmente se pueden agregar 30 g de pasas de uva o de arándanos.

Variante

Como el aporte de hierro de las hojas es mayor cuanto más oscuro el verde, una buena combinación puede ser espinacas tiernas, peras en cubitos, nueces y escamas de queso parmesano, con una buena vinagreta de oliva y aceto balsámico.

Muhammara

Joya de la comida árabe

Junto con el humus (garbanzos) y el baba ganousch (berenjenas) es una de las untuosas delicias de la comida árabe (Siria y Líbano se disputan la “paternidad) que puede acompañar otros platos o comerse con pan pita calentito. Es sencillo de preparar y absolutamente delicioso.

INSTRUCCIONES: asar 3 pimientos morrones rojos, y quitarles la piel y las semillas, Colocarlos una vez fríos en la procesadora junto con 60 g de nueces, 2 dientes de ajo grandes; 1 pizca de comino en polvo y 1 de pimienta árabe (puede agregarse una pizca de pimienta de Cayena si se desea que “pique” un poco), 1 cucharada sopera de jugo de limón y sal a gusto. Procesar todo hasta que quede una pasta espesa y con textura, y luego -con el motor  de las máquina en marcha- añadir poco a poco 4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen, hasta que se consiga la consistencia densa.

Galletitas sin gluten

Sólo cinco ingredientes

Precalentar el horno a 175 ºC y preparar una o dos bandejas enmantecadas (o con papel sulfurizado). Procesar finas las nueces, pero sin exagerar (que no queden  convertidas en pasta; los trocitos aportarán sabor y contraste a la textura). Batir una clara hasta que quede a punto de nieve, agregar 125 g de azúcar de a poco (para que no baje su punto). Cuando las claras estén bien firmes, agregar 1 pizca de sal, las nueces y una cucharadita de canela en polvo, con movimientos envolventes (usar una espátula). Tomar porciones iguales con una cucharita, armar pequeñas bolitas y ponerlas en las bandejas. Sobre cada una se puede colocar una pasa de uva sin semilla o un trocito de nuez, y presionar suavemente. Hornear durante unos 15 minutos, hasta que estén firmes al tacto y empiecen a oscurecerse. Esperar un par de minutos con las galletas en las bandeja fuera del horno, y luego pasarlas a una rejilla hasta que se enfríen completamente.

Comentarios