La OMS lo confirma: canta, baila y sana

Las actividades artísticas, desde el baile al canto y desde la lectura al teatro, benefician la salud.

13 Nov 2019
1

Si alguna vez cruzó por su mente el pensamiento que bailar podría ser beneficioso para su salud… estaba en lo cierto. Así lo afirma la oficina regional en Europa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que publicó un informe que corrobora esa afirmación. El estudio analiza las evidencias proporcionadas por más de 900 publicaciones, la evaluación más exhaustiva sobre salud y arte realizada hasta la fecha.

Lo confirma el director regional interino de la OMS para Europa, Piroska Östlin: “llevar el arte a la vida de la gente mediante actividades como bailar, cantar o ir a museos y conciertos ofrece un factor adicional sobre cómo podemos mejorar la salud física y mental”.

Östlin explica que los ejemplo citados en el estudio muestran el modo en que las artes pueden tratar complicados problemas de salud como la diabetes, la obesidad y las enfermedades mentales.

El experto destaca que el estudio trata la salud y el bienestar en un contexto social y comunitario más amplio, y ofrece soluciones que hasta ahora la práctica médica común no ha podido abordar con eficacia.

El arte a través de la vida

Al mismo tiempo, el informe destaca que las artes ejercen una influencia positiva en nuestra salud durante las diferentes etapas de nuestra vida desde el nacimiento hasta la vejez.

A modo de ejemplo, señala los beneficios de la lectura nocturna. Los niños cuyos padres les leen una historia antes de acostarse duermen más tiempo por la noche y se concentran mejor en la escuela. Además, la formación en artes dramáticas entre compañeros puede ayudar a los adolescentes en áreas urbanas a facilitar la toma de decisiones responsables, mejorar el bienestar y reducir la exposición a la violencia.

El informe también indica que, en etapas posteriores de la vida, la música puede favorecer las funciones cognitivas en personas con demencia. Así, se ha descubierto que el canto en particular mejora la atención, la memoria episódica y las capacidades de ejecución. (Noticias ONU)

Comentarios