Cartas de lectores

12 Oct 2019

Cine tucumano

Desde hace tiempo, hay en la Legislatura una ley que favorece a los cineastas tucumanos para realizar cine en Tucumán. Se espera, con prontitud y expectativa, que el Gobernador firme. Seguro será una ayuda y una manera de paliar gastos en este arte. Llevo tiempo desde el Ente de Cultura y un grupo de gente idónea que generó la inquietud, para que el Estado coopere en este hecho creativo. De más está destacar la imagen de nuestro cine, que logró pasar fronteras y es reconocido por los éxitos obtenidos. No solicitamos subsidios; sólo que se cumpla este compromiso.

Carlos Rubén Ávila

[email protected]

Capital caótica

Nuestra sufrida Capital lidera el ranking de plagas municipales, con las inoperantes e inconsultas soluciones que pretendieron aplicar con la irrisoria ilusión de mejorar la vida de su torturada ciudadanía.  Redujeron irresponsablemente el ancho de las calles principales del microcentro, pretendiendo aplicar una solución barata y fuera de contexto arquitectónico en pro de una mejor vida al peatón, cuando no calcularon las terribles consecuencias de colapsos vehiculares en las cuadras previas al ingreso a las semipeatonales, con colas de más de una cuadra de vehículos tratando de doblar desde Santiago hacia 25 de Mayo o desde San Martín avanzando hacia Muñecas. Este terrible caos no previsto en las azoteas de las mentes brillantes que concibieron este Frankestein de tránsito motivó que tuvieran que sacar de la siesta a más de un agente de tránsito para detener el tráfico con la mano puenteando a los semáforos que lejos están de ser programados óptimamente. Este nuevo traspié que cuesta enormes sumas de dinero al contribuyente tucumano es la espada de Damocles a los comercios del microcentro que luchan por sobrevivir en el contexto económico actual. Una noche de fin de semana para una familia con su vehículo, encontrará que desaparecieron casi 350 espacios de estacionamiento permitido, debiendo estacionarse varias cuadras más lejos con los recelos de seguridad vigentes y de tener que optar por estacionamientos privados, con altos costos por hora, que coartarán cualquier intento de querer pasar un sábado a la noche en estos lugares. Las inteligentes autoridades municipales no calcularon los espacios disponibles que perderían, por poner ridículas esferas de cemento con el fin de desalentar el ingreso al microcentro, cuando la idea pasa por otro plano de solución mucho más integral. Pretender aplicar soluciones europeas al Shanghai de tránsito tucumano, está lejos de ser exitoso si no se contempla el problema con una visión más abierta. Todo sistema está conectado entre sí, menos las mentes de las autoridades municipales de siempre, que viven tomando costosas decisiones cortoplacistas sin medir las consecuencias a largo plazo, dando una nueva muestra de la imperdonable carencia de visión que causa el desagrado de los ciudadanos en general.

Alejandro Báscolo

[email protected]

Elecciones

A tan solo 17 días de las elecciones, es alarmante el nivel de las agresiones que se producen en el tramo final de la campaña en el “todos contra todos”, habiendo entrado en un callejón sin salida, ya que carecen de programas e ideas, prometiendo soluciones aunque no dicen cómo lo harán. Cómo podemos creerles, si tanto los que ejercen el gobierno y los opositores ya ejercieron el poder con los resultados conocidos, que nos llevaron a transitar este difícil momento político, sin soluciones a la vista. Se echan las culpas unos a otros. Ninguno de los candidatos se despojó de su soberbia, defienden lo indefendible para posicionarse y defender sus ambiciones personales, y no tienen la voluntad de convocar a lo que todo el país reclama: el gran Acuerdo Nacional y la creación del Consejo Económico Social, integrado por todos, sin exclusión de nadie. Considero que debe ser convocado antes de las elecciones; todos deben recapacitar y proceder con patriotismo y despojarse de egoísmos y altanería. Independientemente de quién resulte electo, gane uno u otro, en las condiciones que está la economía como consecuencia de la pésima praxis política, nos veremos condicionados por el Fondo Monetario Internacional, que exige cada vez más y sabemos cuáles son sus consecuencias. José Hernández, ya hace 147 años, escribió algo que fue publicado en 1878 en su Martín Fierro, lo que parece una profecía: “Los hermanos sean unidos porque esa es la ley primera. Tengan unión verdadera. En cualquier tiempo que sea, porque si entre ellos se pelean los devoran los de afuera”.

Federico Yurcovich

[email protected]

Saturación

“En química una solución saturada es cuando el soluto (solido), no admite más solvente (líquido), es decir, por más que se le agregue solvente, el resto del sólido no se disuelve, por lo tanto, la solución está saturada”. Si esta solución la empleamos como ejemplo del país, diré: El soluto (pueblo) no admite más solvente (clase dirigente); está “saturado “. El pueblo ya dio señales de saturación (voto castigo, cacerolazo, políticos panqueques, corruptos impunes, etcétera). No se cree más en la totalidad de la clase dirigente (gobierno, politicos, empresarios, sindicalistas, etcétera). En todos los cambios que se producen es siempre más de lo mismo: la mismas figuras, los mismos discursos (hay que hacer sacrificios, recibimos el país en llamas, la culpa es del anterior, y del anterior, etcétera ) y el que viene dirá lo mismo. El ciudadano común es un mero espectador, sin derecho a réplica y que permanentemente es engañado por sus dirigentes. Votamos la honestidad, la administración prudente, la cultura del trabajo, la igualdad social, la solidaridad, la justicia, y se priorizan las ambiciones personales, los negocioscfinancieros, no se respeta al niño con hambre, al anciano abandonado, al pobre cada vez más pobre, la salud, la educación pública, etcétera. Por todo ello, creo que la mayoría del pueblo pide humildemente que se realice un mayor control de los actos de los grupos financieros y que nuestros dirigentes pongan a disposición sus declaraciones juradas, que bajen sus sueldos y que no trabajen para sus objetivos personales: Que sean patriotas y trabajen para nuestra patria y para todos sus hijos sin distinción alguna.

Gladys Ruiz

La Rioja 870

San Miguel de Tucumán

Fiestas Patronales de Monteros

Como una característica de los últimos años, esta conmemoración anual tuvo lugar el domingo 6 de octubre, con la participación de miles de feligreses, la presencia del obispo Diocesano, fray José María Rossi; el párroco de Monteros, Hugo Delgado; misionero P. Martín y el colorido de la festividad en honor de Nuestra Señora del Rosario, más la conclusión del jubileo por los tres siglos del milagro de la Patrona. Esto nos invita a pensar que, a partir de 1719, o tal vez antes, ya se realizaban estas manifestaciones de fe y alegría popular, a pesar que recién en 1745 hay un  documento sobre los mismos. En dicha oportunidad la celebración llevaba varios días y pretendía llegar hasta 15 jornadas. Esto obligó al Fiel Ejecutor Real, Diego Ignacio Aráoz a comunicar al Cabildo para que tome cartas en el asunto, pues el desenfreno de la fiesta originaba consecuencias como borracheras, robos, puñaladas y hasta amenazas a sacerdotes. Sólo se conoce que la autoridad civil comunicó a los párrocos de Chicligasta y Marapa solucionar el problema. Continuó a través del tiempo como una profesión de fe Mariana, en la advocación de Nuestra Señora del Rosario. Más cerca en el tiempo, recordamos la Fiesta Patronal en base a un antiguo Programa de Actos de 1899, impreso por la Cofradía del Santísimo Rosario de María, que da cuenta de las actividades litúrgicas para “festejar el día de nuestra Patrona la Santísima Virgen del Rosario”. Que el 22 de septiembre comienza “la novena de la Santísima Virgen”. El día “1 de octubre, a las 9:30, el cura párroco presbítero Francisco Reyes Díaz, ayudado por dos diáconos, ofrecerá la solemne Misa de María Auxiliadora”. Aquí se nombran a los integrantes del “coro y orquesta” que acompañaban la ceremonia y de quienes hacemos una acotación. El coro estuvo formado por “Isabel R. de Moersig (Pablo Moersig, polaco, comerciante: aserradero); Leticia Sorroza (hija del intendente Ignacio Sorroza); María Delgado (hija del comerciante Manuel Delgado, fundador y primer presidente de la Biblioteca Mitre); Segunda Robles, Amanda y Elisa Cuenya (sobrinas del cura párroco); Sabina Sal (hija del juez de Monteros) y Carmen Riarte. Integraban la orquesta Artidorio Cresseri (1862-1950) (salteño, maestro de escuela y músico); Eduardo J. Lasbaines (francés y escribano de Monteros); Álvaro Vázquez (español, comerciante) y Gabriel Auguste (francés, sastre). El sermón fue pronunciado por el R. P. José Urquiza. Seguidamente dice: “El día indicado, a la 3 pm, se hará la procesión de la Santísima Virgen y Santo Domingo, por las manzanas comprendidas en las calles San Martín y Colón”. Finalmente expresaba: “Se invita a los vecinos para que asistan, con el Escapulario de la Santísima Virgen, adoptado como insignia.” Esta programación lleva las firmas de María R. de Lasbaines (presidenta) y Amanda Cuenya (secretaria). En esa época, Monteros albergaba una colonia de inmigrantes extranjeros.

Arturo Dionisio Zelaya

[email protected]

Vencer la discriminación

La niña Ruby Bridges, con sólo 6 años, fue escoltada por delegados federales del Estado de Louisiana, el 14 de noviembre de 1960. Bridges fue la primera estudiante negra que pudo asistir a una escuela para blancos, como parte de un proyecto federal que pretendía acabar con la segregación racial en las escuelas de Louisiana. El día acordado, Ruby Bridges se dirigió a la escuela William Franz en Nueva Orleans. Tomó coraje y entró a las instalaciones del colegio y se encontró con la institución vacía. El cuerpo docente se había negado a enseñarle a la niña negra y los padres del resto de las/los estudiantes no los llevaron más a esa clase. Sólo una maestra se ofreció a enseñarle y lo hizo todo ese año, como si tuviera la presencia de más estudiantes en la sala. Al final del primer día de clase, tres alguaciles federales, armados, esperaban a la gran Ruby para escoltarla a casa, frente a una multitud de casi 1.000 personas que la agredían verbalmente, la escupían y la amenazaban de muerte. El delegado federal Charles Burks recordó más tarde: “ella mostró mucha valentía, nunca lloró. Sólo marchaba como un pequeño soldado; todos estamos muy orgullosos de ella. La discriminación no es nueva, data de mucho tiempo, hay que seguir venciéndola todos los días”.

Williams Fanlo

[email protected]

Comentarios