El aeropuerto Benjamín Matienzo sumó un nuevo sistema instrumental de aterrizaje

El equipamiento, denominado ILS, se puso hoy en funcionamiento y eleva los niveles de seguridad operacional.

10 Jun 2019
1

ARCHIVO

El aeropuerto Benjamín Matienzo cuenta a partir de hoy con un nuevo sistema de aterrizaje por instrumentos, denominado ILS, que eleva los niveles de seguridad operacional, confiabilidad y calidad de servicio, haciendo posible que más vuelos se cumplan satisfactoriamente aun con visibilidad reducida.

“En la Argentina y en Tucumán vuelan cada vez más personas y el sector aerocomercial sigue creciendo y generando empleo. Con esta nueva inversión en tecnología y modernización de la infraestructura acompañamos ese crecimiento", dijo Guillermo Dietrich, ministro de Transporte de la Nación. "En Tucumán ya ampliamos la plataforma comercial para la carga y exportación de arándanos, que tuvo cifras récord, más la renovación de la pista y nuevas conexiones aéreas, que hacen al desarrollo de la ciudad y la provincia de cara al mundo”, añadió.

La tecnología fue incorporada por el Ministerio de Transporte de la Nación a través de la Empresa Argentina de Navegación Aérea (EANA), que puso en servicio el nuevo sistema hoy. El ILS (Instrument Landing System, por sus siglas en inglés) es un sistema de guiado por señales electrónicas provenientes de equipos instalados en el aeropuerto. Siguiendo estas señales en equipos instalados a bordo, las aeronaves vuelan de manera precisa las trayectorias de aproximación y aterrizaje. Al proseguir las operaciones inclusive con mal tiempo, se evitan desvíos y cancelaciones innecesarias.

El equipo anterior

Tucumán cuenta ahora con un ILS de última generación. El equipo anterior era de 1981 y requería de mantenimiento y verificaciones más frecuentes. "Esto significaba un mayor costo operativo y, en muchos casos, un desafío logístico, ya que el modelo había sido descontinuado por su fabricante", señala el Ministerio de Transporte.

El aeropuerto de Tucumán es la puerta de entrada del Plan Belgrano, de desarrollo socio-económico para Tucumán y las provincias de Catamarca, Corrientes, Chaco, Formosa, Jujuy, La Rioja, Misiones, Salta y Santiago del Estero. "El nuevo ILS de Tucumán afianza la conectividad aérea de la ciudad y su región para el desarrollo y fortalecimiento de la infraestructura productiva y el transporte; potenciar el turismo y las economías regionales", detalla la cartera que conduce Dietrich.

Tucumán registró 942.000 pasajeros en 2018, lo que representa un 62% más que en 2015. Entre enero y mayo ya viajaron 359.000 pasajeros, un 76% más que hace cuatro años. Actualmente, el aeropuerto ofrece 70 vuelos de cabotaje a la semana (+36% respecto de 2015) y 17 vuelos internacionales a la semana en enero-mayo de 2019 (no se registraba ninguno en 2015).

En 2018 ingresaron al país por el Aeropuerto de Tucumán más de 7.400 pasajeros extranjeros, lo que representa un incremento interanual de siete veces respecto del año anterior.

En 2016, en el aeropuerto Benjamín Matienzo el Gobierno Nacional amplió la plataforma comercial, con exportaciones récord de arándano, y se renovó la pista de aterrizaje, con nuevo balizamiento.

Comentarios