"Yo te recomiendo": tres libros imperdibles para las vacaciones

14 Feb 2019

Te los recomienda María Patricia Cabrera Aráoz: licenciada en Comunicación Social, trabaja en el equipo de redacción de la Secretaría de Comunicación Pública del Gobierno de Tucumán.

1- Todos deberíamos ser feministas
Chimamanda Ngozi Adiche
LITERATURA RANDOM HOUSE (64 páginas)

Lo elijo porque...
Creo que este libro es necesario para las mujeres que dicen no representarse con el feminismo o lo identifican con los movimientos violentos. La obra te muestra justamente por qué las protestas y las exigencias por igualdad y mayores derechos no son una cosa que afecte solamente a las mujeres. El libro tiene una escritura muy sencilla, divertida, ágil y es de fácil lectura.

Fragmento de “Todos deberíamos ser feministas”
“No hace mucho entré en el vestíbulo de uno de los mejores hoteles de Nigeria y un portero me paró y se puso a hacerme una serie de preguntas bastante molestas: ¿cuál era el nombre y número de habitación de las personas a las que iba a visitar?, ¿conocía yo a aquella persona?, ¿podía demostrar que era clienta del hotel enseñándole mi llave electrónica?
Y es que todo el mundo supone automáticamente que una mujer nigeriana que entra sola en un hotel es una trabajadora sexual. Porque es impensable que una mujer nigeriana pueda ser una clienta que paga su habitación. A un hombre que entra en el mismo hotel no lo molestan”.

2- Las cárceles que elegimos
Doris Lessing
Editorial LUMEN (144 páginas)

Lo elijo porque...
Cuestiona las ideologías políticas y los pensamientos o las “verdades únicas” que se generan a partir de los movimientos de masa. Si bien el libro reúne una serie de ensayos y conferencias datados en 1985 es impresionante la vigencia del pensamiento de la autora y cómo ayuda a despertar nuestra opinión crítica sobre lo que vemos en los medios de comunicación.

Fragmento de “las cárceles que elegimos”
“Un sucesor del compromiso es lo que llaman ‘concienciación’. Se trata de un arma de doble filo. Las personas puede que reciban información importante de la que carecen y puede que reciban apoyo moral que necesitan. Bien, pero ese proceso casi siempre implica que el pupilo solo obtiene la propaganda previamente aprobada por el instructor (…).

Lo que vengo a decir es que se han asimilado hábitos de pensamiento, con frecuencia de manera inconsciente. Sin duda hay algo muy atractivo en decir a los demás lo que tienen que hacer. Me preocupa que lo políticamente correcto parezca desconocer cuáles son sus modelos”.

3- Antártida
Federico Bianchini
Tusquets editores (216 páginas)

Lo elijo porque...
Es una ventanita para saber qué ocurre al sur del país (al final del mundo) y para entender qué humaniza y pone nombre a los habitantes de esas tierras. El libro relata la “aventura” de un periodista en un lugar inhóspito al que solo pueden acceder investigadores y miembros del ejército. Su autor ganó la beca de crónica viajera que otorga la Fundación Gabriel García Márquez.

Fragmento de “Antártida”
“El 11 de abril de 2005 se inauguró en Carlini la Sala del Bicentenario: con 53 butacas es la primera sala cinematográfica del continente antártico. Los sábados (hoy es sábado) las butacas del cine se corren y allí funciona un boliche: Ataque. Es un día especial porque los cocineros tienen franco: se come pizza hecha por los científicos o los militares que tengan ganas de cocinar y durante la cena se sirve vino y cerveza (…).
Antes de llevar los platos y las tazas vacías a la cocina, una de las biólogas dice que hoy a la tarde, en el cine, va a dar una clase de salsa.
-Están todos invitados”.

Comentarios