La modernización del Estado

11 Mar 2018

Luis Alberto Comba, consultor y tributarista:

Muchas provincias y municipios de la Argentina se encuentran desarrollando grandes procesos de modernización del Estado, tomando como base el impulso que al respecto está realizando el área ministerial del Poder Ejecutivo Nacional.

El siglo 21 avanza rápidamente al concepto de “gobierno digital”, donde el Estado realmente se pone al servicio del ciudadano, permitiendo que estos interactúen simplemente con su gobierno a través del acceso de Internet y de las redes móviles. Se espera el desarrollo de trámites más simples y más ágiles.

Además apunta a profundizar el concepto de “transparencia gubernamental”, permitiendo dar a conocer a la comunidad todos los actos de gobierno e incluso los datos esenciales vinculados con el manejo de los fondos. Hay un claro concepto de “gobierno abierto”.

Algunas provincias ya han comenzado con la transmisión en vivo de sus reuniones ministeriales. Las sesiones del Poder Legislativo nacional también se transmiten en directo en Internet.

Incluso los teléfonos celulares se están convirtiendo en una herramienta de uso y control del Estado. Se busca “ciudadanos conectados” con el gobierno.

Todo esto revitaliza el concepto de servidores públicos de los funcionarios, que solo administran bienes ajenos como mandatarios de los electores.

Este cambio profundo en el concepto de “relación ciudadano-gobierno” exige de una decisión política de gobernantes que sean estadistas y que piensen en el Tucumán de las próximas décadas.

Las reformas

El desarrollo de las comunicaciones ha sido tan rápido y asombroso que estamos inmersos en la era de la “revolución comunicacional” y así será estudiado en las próximas décadas en los libros de historia.

El gobierno provincial debe sumarse a esta revolución; es imposible enfrentarla, a lo sumo se la atrasará un tiempo. Es mejor tratar de estar a la altura de los hechos y prever los desarrollos y avances.

Nuestra provincia siempre fue, a lo largo de la historia, un componente esencial de su desarrollo, marcando hitos y rumbos. En estos temas estamos todavía atrasados.

Tucumán no ha empezado aún a encarar estas reformas. Todavía no ha llegado su tiempo. Pero inexorablemente éste llegará.

No podremos mantenernos al margen de un concepto de gobierno que privilegie la transparencia en general y el gobierno digital.

En Esta Nota

San Miguel de Tucumán
Comentarios