Carta de lectores

04 Feb 2018

n dos héroes
Dos héroes. Salvavidas de otras vidas. No cualquiera realiza una acción de tal envergadura. Walter Monzón, que “recibió el llamado de Macri por su valentía, quedó en la calle luego de que el agua arrasara con su vivienda”. “Lo perdí todo”. En enero fue noticia nacional. Se había arrojado al “río Gastona para rescatar a una niña que había caído al agua desde el puente, en la entrada a Concepción”. La llamada significaba, para el sentido común, una ayuda inmediata. Otro hombre, Miguel Ángel Giménez, en otro río, “arriesgó su vida para rescatar a la familia debajo del puente del río Colorado”. “Recibió una buena noticia: consiguió un trabajo que le permitirá abandonar las tareas de changarín que venía realizando hasta estos últimos días”. “Hace muchos años que busco empleo estable para mantener a mi familia”, dice el gran héroe obrero e hincha de San Martín. “Corto el pasto, soy ayudante de albañil, plomero y pintor. Hago muchas cosas para cuidar a mis hijos”. Buscan una casa y un trabajo estable. “Inundados” de carencias materiales. Cuestiones elementales y básicas para la perspectiva de un trabajador ¿inalcanzables como salvar vidas? Tienen, en común, un petitorio. Trabajo y vivienda. Políticas gubernamentales, como la llamada reforma laboral, en cambio, quieren llevar a todos los trabajadores a la situación actual de Miguel y de Walter. Inestabilidad laboral, salarial y de vida. Desconocimiento de convenios y estatutos. La acción de salvar vidas ajenas los lleva a salvar las propias. “Me darán un trabajo”. Hoy, domingo, será aplaudido en la Ciudadela por el pueblo “ciruja”. Walter busca y lucha por una casa. Los salvados, en los ríos, como ellos, son parte del “torrente” llamado búsqueda.
Pedro Pablo Verasaluse [email protected]
n Teatro
Los talleres de teatro fueron instaurados en 1990 por el actor Oscar Quiroga y se formaron muchos actores; la carrera duraba 3 años, con materias que se consideraban importantes, como expresión corporal, historia del teatro universal y argentino y, sobre todo, las acciones físicas. Las puestas eran creaciones colectivas o adaptaciones sobre obras nacionales y universales. Se lo creó ante la necesidad de que muchos jóvenes trabajaban o no tenían título secundario ni primario. Fue tal el entusiasmo que el espacio era chico, funcionaba en la Dirección de Cultura de aquellos años. El equipo de trabajo lo formaban Hugo Gramajo, Graciela Weis, Oscar Nemeth y el que escribe. El compromiso del Ente de Cultura siempre estuvo presente; la diferencia es que los años te otorgan amplitud de criterio y en eso hay que ser respetuoso; el teatro es y seguirá siendo un camino de ayuda y expresión, en el escenario y en la vida misma..
Carlos Rubén Avila[email protected]
n colombres
Como vecina de la localidad  de Colombres, Cruz Alta, quiero dirigirme a la policía para que urgente tome medidas por el caos que se repite cada domingo en la plaza y alrededores, donde se reúnen jóvenes y no tan jóvenes que provienen de localidades vecinas y en sus vehículos con la música a todo volumen generan un aturdimiento insoportable. Ingieren bebidas alcohólicas, bailan, gritan y en estado deplorable se reúnen en grupos obstruyendo la libre circulación de las personas que tienen el paso obligado por dicha plaza. Otros grupos que se movilizan en motos con aspecto que generan miedo y pasan a toda velocidad sin respetar a nadie. Pido por favor que haya  controles para evitar dichas reuniones y en lo posible prohibir el ingreso o en su defecto que sean identificados; al mismo tiempo controlar los vehículos para evitar que ingresen con bebidas alcohólicas, ya que los algunos vienen armados y comienzan a provocar haciendo tiros a cualquier parte. A consecuencia de eso el domingo pasado hubo heridos de bala.
Elisa del Carmen Guerrero[email protected]

Dos héroes

Dos héroes. Salvavidas de otras vidas. No cualquiera realiza una acción de tal envergadura. Walter Monzón, que “recibió el llamado de Macri por su valentía, quedó en la calle luego de que el agua arrasara con su vivienda”. “Lo perdí todo”. En enero fue noticia nacional. Se había arrojado al “río Gastona para rescatar a una niña que había caído al agua desde el puente, en la entrada a Concepción”. La llamada significaba, para el sentido común, una ayuda inmediata. Otro hombre, Miguel Ángel Giménez, en otro río, “arriesgó su vida para rescatar a la familia debajo del puente del río Colorado”. “Recibió una buena noticia: consiguió un trabajo que le permitirá abandonar las tareas de changarín que venía realizando hasta estos últimos días”. “Hace muchos años que busco empleo estable para mantener a mi familia”, dice el gran héroe obrero e hincha de San Martín. “Corto el pasto, soy ayudante de albañil, plomero y pintor. Hago muchas cosas para cuidar a mis hijos”. Buscan una casa y un trabajo estable. “Inundados” de carencias materiales. Cuestiones elementales y básicas para la perspectiva de un trabajador ¿inalcanzables como salvar vidas? Tienen, en común, un petitorio. Trabajo y vivienda. Políticas gubernamentales, como la llamada reforma laboral, en cambio, quieren llevar a todos los trabajadores a la situación actual de Miguel y de Walter. Inestabilidad laboral, salarial y de vida. Desconocimiento de convenios y estatutos. La acción de salvar vidas ajenas los lleva a salvar las propias. “Me darán un trabajo”. Hoy, domingo, será aplaudido en la Ciudadela por el pueblo “ciruja”. Walter busca y lucha por una casa. Los salvados, en los ríos, como ellos, son parte del “torrente” llamado búsqueda.

Pedro Pablo Verasaluse

[email protected]


Teatro

Los talleres de teatro fueron instaurados en 1990 por el actor Oscar Quiroga y se formaron muchos actores; la carrera duraba 3 años, con materias que se consideraban importantes, como expresión corporal, historia del teatro universal y argentino y, sobre todo, las acciones físicas. Las puestas eran creaciones colectivas o adaptaciones sobre obras nacionales y universales. Se lo creó ante la necesidad de que muchos jóvenes trabajaban o no tenían título secundario ni primario. Fue tal el entusiasmo que el espacio era chico, funcionaba en la Dirección de Cultura de aquellos años. El equipo de trabajo lo formaban Hugo Gramajo, Graciela Weis, Oscar Nemeth y el que escribe. El compromiso del Ente de Cultura siempre estuvo presente; la diferencia es que los años te otorgan amplitud de criterio y en eso hay que ser respetuoso; el teatro es y seguirá siendo un camino de ayuda y expresión, en el escenario y en la vida misma..

Carlos Rubén Avila

[email protected]



Colombres

Como vecina de la localidad  de Colombres, Cruz Alta, quiero dirigirme a la policía para que urgente tome medidas por el caos que se repite cada domingo en la plaza y alrededores, donde se reúnen jóvenes y no tan jóvenes que provienen de localidades vecinas y en sus vehículos con la música a todo volumen generan un aturdimiento insoportable. Ingieren bebidas alcohólicas, bailan, gritan y en estado deplorable se reúnen en grupos obstruyendo la libre circulación de las personas que tienen el paso obligado por dicha plaza. Otros grupos que se movilizan en motos con aspecto que generan miedo y pasan a toda velocidad sin respetar a nadie. Pido por favor que haya  controles para evitar dichas reuniones y en lo posible prohibir el ingreso o en su defecto que sean identificados; al mismo tiempo controlar los vehículos para evitar que ingresen con bebidas alcohólicas, ya que los algunos vienen armados y comienzan a provocar haciendo tiros a cualquier parte. A consecuencia de eso el domingo pasado hubo heridos de bala.

Elisa del Carmen Guerrero

[email protected]

En Esta Nota

Notas de opinión
Comentarios