Christian Ledesma está de vuelta

11 Sep 2017
1

GRAN TAREA. El Chevrolet de Christian Ledesma tuvo un alto rendimiento. FOTO DE JOAQUÍN RODRÍGUEZ

Tiempo de revancha. Así podría llamarse este capítulo en la vida de Christian Ledesma (Chevrolet), que el año pasado debió bajarse del TC por falta de presupuesto y ahora es firme candidato al título. El marplatense se anotó entre los favoritos al imponerse en Concordia, la décima cita del calendario que además definió la Etapa Regular en favor de Facundo Ardusso (Torino).

Luego de varias especulaciones, que llegaron a poner en duda la realización de la carrera por el pronóstico de una fuerte lluvia para el mediodía, la popular categoría tuvo su final adelantada en 40 minutos y con largada en fila india a pesar de que el circuito estaba seco en varios lugares.

Allí Ledesma tuvo un excelso inicio, que le permitió pasar del 4° puesto a la punta antes de cumplir el primer giro. Su ritmo fue imparable y el campeón 2007, que ya se había clasificado a la Copa de Oro en la cita anterior, logró el triunfo que lo habilita a pelear por la corona. No ganaba desde el 2 de noviembre de 2014 en Toay (La Pampa) y además lideró el 1-2 de Chevrolet delante de Agustín Canapino. Juan Martín Trucco terminó 3° y salvó el honor de Dodge.

En tanto que Ardusso fue séptimo y se adjudicó la fase preliminar. Gusto agridulce para el santafesino, que marcó la pole, pero en su serie -la primera- no tuvo las mejores condiciones en la pista y por eso ganó la batería más lenta. Cabe recordar que el piloto de Las Parejas aún no venció en la temporada y comenzará la Copa a un punto de “Josito” Di Palma (Torino), que resultó 18º y tiene 16 unidades en el mini torneo por sus dos victorias.

Junto a los integrantes del podio y los dos mencionados representantes del “Toro”, el resto de los pilotos clasificados al playoff son Jonatan Castellano (Dodge), José Manuel Urcera (Chevrolet), Juan Manuel Silva (Ford), Mauricio Lambiris (Ford), Gastón Mazzacane (Chevrolet), Guillermo Ortelli (Chevrolet), que ingresó con el último esfuerzo a pesar de no tener el mejor medio mecánico; y Matías Rossi (Ford), que marchaba 3° cuando sufrió la rotura del motor. El incidente de “El Misil”, que llegó 10° con lo justo, generó un triple accidente que involucró a varios pilotos.

En definitiva en la Copa de Oro habrá cinco Chevrolet, tres Ford, dos Torino y dos Dodge. No hay un piloto o auto que muestre supremacía y tampoco se vislumbran cambios en el reglamento técnico.

Se viene el tramo final de cinco fechas y la mitad de los clasificados al playoffs aún no ganó. En la última cita, que se correría otra vez en La Plata, se conocerá quién es el rey 2017. Por lo pronto, Ledesma demostró que tiene con qué serlo.

Comentarios