Falsa alarma en River

Ayer se corrió el rumor de una epidemia de paperas en el “Millonario”, pero eso se descartó

CERRADO. Arruabarrena trató de mantener en secreto el equipo, pero no pudo. dyn (archivo) CERRADO. Arruabarrena trató de mantener en secreto el equipo, pero no pudo. dyn (archivo)
12 Mayo 2015
BUENOS AIRES.- Un diagnóstico inicial erróneo sobre un eventual cuadro de paperas que aquejaba al volante Sebastián Driussi generó incertidumbre ayer en River, en las horas previas al superclásico con Boca, en la revancha del jueves, por los octavos de final de la Copa Libertadores.

A primeras horas de la tarde, un rumor/versión invadió las distintas redacciones y surgió desde el propio estadio Monumental de Núñez, minutos antes de que comenzara la práctica del plantel que dirige Marcelo Gallardo. Distintas fuentes riverplatenses comentaban (ya no por lo bajo, sino a viva voz) que Driussi estaba afectado por un cuadro de parotiditis, conocido comúnmente como paperas. Inclusive, Enzo Francescoli, secretario técnico del club de Núñez, y Donato Villani, médico del seleccionado Sub 20 argentino que acudirá a la Copa del Mundo de Nueva Zelanda, afirmaban el diagnóstico y se hacían eco de la noticia.

“Driussi tiene todos los síntomas de paperas”, dijo el ídolo uruguayo. “Con paperas habrá que darlo de baja de la lista para el Mundial”, expresó el facultativo, en relación a la Copa del Mundo Sub 20 que se iniciará el próximo 30 del corriente. El jugador, acompañado por Pedro Hansing, integrante del staff médico del club, acudió a un centro asistencial para hacerse los estudios pertinentes. Mientras, el resto del plantel se entrenaba sin inconvenientes en el Monumental.

Al cabo de una hora y media de práctica, el joven retornó al estadio y empezó a trabajar en soledad -cuando los demás jugadores ya estaban en vestuarios bañándose-, en ejercicios físicos.

Finalmente, Hansing desterró la falsa alarma. “Lo que lo atacó es una infección que se conoce como pelo encarnado. Fue en la zona de los ganglios”, sostuvo, y agregó: “Driussi amaneció con una inflamación en la parótida, pero nunca tuvo fiebre. Eso fue bueno”, dijo Hansing, quien expresó que con tratamiento adecuado es posible que el jugador esté disponible para el clásico del jueves.

Entonces, la probable formación que presentará River para visitar a Boca sería: Barovero; Mammana, Maidana, Funes Mori y Vangioni; Sánchez, Ponzio, Kranevitter y Driussi; Martínez y Mora. En caso de que Driussi no llegue, Gonzalo Martínez correría con mejores chances que el resto, inclusive por encima de Ariel Rojas y de Leonardo Pisculichi.

El plantel volverá a entrenarse hoy, pero a puertas cerradas. (Telam)

Comentarios