18 Enero 2011
Llueven peces.- El año pasado, el 25 y el 26 de febrero, un tipo de pez llamado perca lentejuelas aterrizó como lluvia sobre Lajamanu, Australia a casi 300 kms de la costa. Los peces estaban vivos cuando cayeron.

Cangrejos.- Según la BBC, este es el tercer año que se reportan cangrejos muertos en la costa cercana a Kent, Inglaterra. Según LiveScience, los expertos creen que el clima frío es el culpable de la muerte masiva de los crustáceos.

En todas partes .- Se calcula que a comienzos de enero hubo dos millones de peces muertos en el estado estadounidense de Maryland, 5.000 mil aves que cayeron en Arkansas y otras 500 en Luisiana. Pero estos son solo algunos de los casos que se han producido de lo que algunos han bautizado como el "Apocalipsis animal". También han aparecido cientos de palomas muertas en Italia, cangrejos en Kent, peces en Liverpool, en Sydney, Filipinas o en Bahía de Paranaguá.

Conjeturas .- Algunos biólogos dicen es que estas muertes masivas de animales ocurren todo el tiempo; y que generalmente no están relacionadas entre sí. Una especialista en deceso de animales, LeAnn White, afirma que desde 1970 el U.S. Geological Survey?s National Wildlife Health Center (USGS) ha rastreado la muerte masiva de aves, peces, y otros animales. Algunas veces se trata de una enfermedad o epidemia localizada, otras de algún contaminante externo cuyas consecuencias se sincronizan con un grupo de animales provocando su muerte, y en otros casos parecen simplemente un misterio, aunque se sabe que las enigmáticas causas radican en patrones socio biológicos y no en teorías de la conspiración.( Ecoosfera .com). "No es tan inusual", dijo Kristen Schuler, científica del Centro de Vida Silvestre del Servicio Geológico de Estados Unidos. "No hay nada apocalíptico ni nada que esté necesariamente fuera de lo normal, nada que no veríamos en cualquier otra semana".(Fuente: AFP)

Los rayos gamma .- Los Rayos Gamma son el resultado de la explosión de una estrella que se produjo el 21 de junio de 2010. Científicos de la Nasa y de la Universidad de Pensilvania (Estados Unidos) determinaron que fue la más grande de las 500 explosiones más fuertes registradas. El bombardeo de rayos gamma impactó sobre el continente americano y el oeste de Europa (no hay datos sobre mortandad de animales en otros lugares del mundo en esas fechas), al combinarse con el estrés térmico (variaciones muy fuertes de temperatura) y la contaminación del agua, entre otros factores, afectó a los animales, principalmente a los peces (LA GACETA, Septiembre de 2010).

Comentarios