Monumento y desacuerdos

Diputados contra el homenaje a Benjamín Aráoz.

18 May 2018
1

BENJAMÍN ARÁOZ. Dos legisladores votaron contra la construcción de un monumento en su memoria.

En 1895 se constituyó una comisión, presidida por el doctor Pedro Lacavera, para erigir un monumento que recordara al ex gobernador, doctor Benjamín F. Aráoz (1856-1895). Los trámites se demoraron y la comisión se disolvió. En 1916 se formó una nueva, que aceleró los trámites respecto del monumento. Lo encargaron al escultor Juan Bautista Finocchiaro y fue inaugurado el 28 de noviembre de 1917, al comienzo de la avenida que lleva el nombre del doctor Aráoz. Claro que en algún momento sería demolido y no se volvió a saber de su existencia.

Interesa recordar que cuando se trató el proyecto respectivo en la Legislatura hubo discrepancias en Diputados, el 26 de setiembre de 1896. El diputado Guillermo Padilla se opuso, diciendo que reconocía los méritos que adornaban a Aráoz, pero pensaba que “el cumplimiento del deber no es un título bastante para que, en virtud de ello, se acuerden los honores de esta clase, pues muchos son los gobernadores que se encuentran en iguales condiciones”.

También se manifestó en contra el diputado Pedro Chenaut. Aclaró que fue amigo personal de Aráoz, pero que hubo “muchos otros ciudadanos que desempeñaron el gobierno con igual honradez y abnegación”, y que, sin embargo, “esto no fue motivo para que se decretaran honores de esta clase”. Por lo tanto, advirtió que votaría en contra.

Finalmente, el diputado Gaspar Taboada declaró que había sido tenaz adversario de la candidatura de Aráoz a gobernador, de modo que podía hablar “con la sinceridad y franqueza de quien no ha tenido vínculos estrechos con el extinto gobernante”. Pero, a pesar de eso, votaría a favor del proyecto. Lo haría “obedeciendo así a un impulso de justicia hacia el que se ha hecho acreedor, si no al agradecimiento de la república, al de esta provincia”. La ley fue finalmente sancionada y se promulgó el 30 de setiembre.

Comentarios