El intendente de Concepción vetará la suba de los gastos del Concejo, pero los concejales insistirán

Los ediles Saracho (FpV) y Calcagni (UCR) advirtieron que con la ordenanza buscan dotar de autonomía al cuerpo deliberativo.

16 Jun 2017
1

Roberto Sánchez, intendente Concepción. FOTO LA GACETA.

El intendente de Concepción, Roberto Sánchez (Cambiemos), anticipó que vetará hoy la ordenanza mediante la cual el Concejo Deliberante local dispuso incrementar de $178.000 a $531.000 el presupuesto mensual de gastos de funcionamiento del cuerpo. El aumento, de un 198%, fue incorporado en un artículo de la norma que autoriza al jefe municipal a ampliar el Pacto Social con la Provincia hasta agosto próximo.

En la cláusula se obliga al Departamento Ejecutivo Municipal (DEM) a acreditar en las cuentas del cuerpo legislativo un 1,75% de los $394 millones que ingresan al municipio por año. Por mes representa $531.000 y por año $6,9 millones. Cuando inició su gestión Sánchez, el Concejo recibía $80.000 mensuales para funcionamiento y gastos sociales. Luego se elevó a $178.000 por mes. “Es inentendible lo que hicieron los ediles. No sólo incorporaron el aumento en cuestión sino que además autorizaron a extender el Pacto Social sólo por tres meses, cuando los otros municipios lo hacen por un año. Esto es poner palos en la rueda”, dijo el intendente. “En dos ocasiones ya intentaron incorporar el punto, pero no prosperó. Ahora veremos qué es lo que sucede. Pero el veto es un hecho y lo estaremos elevando al Concejo a más tardar este viernes”, añadió. Sánchez explicó que los gastos sociales, de funcionamiento y las remuneraciones del órgano deliberativo suman $ 20,9 millones anuales y representan el 6,20% sobre el presupuesto vigente de la municipalidad concepcionense.

Insistencia

El edil Adolfo Saracho (FpV) aclaró que no estuvo presente en la sesión en que se aprobó la ordenanza del Pacto Social, pero insistió en que la cláusula que se incorporó responde a la necesidad de autonomía del cuerpo. “No es cierto que se vayan a incrementar a $500.000 los gastos de funcionamiento. Se está intentando desacreditar al cuerpo”, apuntó. Expresó que los concejales desconocen lo que representa el 1.75% en razón de que no tienen información sobre los montos establecidos en los convenios de coparticipación. “Lo pedimos varias veces y la Intendencia no rinde cuenta. Si sigue así, Sánchez va a tener problemas”, advirtió Saracho. “No sabemos si el 1.75% es bajo o alto; esperamos que nos haga llegar los convenios”, añadió.

Una vez notificado por la Intendencia, el Concejo podría tratar el veto de Sánchez la semana próxima para rechazarlo. A los siete votos de la oposición se sumarían los de los oficialistas disidentes (Alfredo Estéfano y José Calcagni). “Si finalmente se rechaza el veto ya veremos qué hacer. De todos modos nosotros seguiremos trabajando”, sostuvo ayer el intendente.

El edil Calcagni criticó con dureza a la Intendencia y anticipó que los ediles analizan solicitar la renuncia del secretario de Gobierno, Julio César Herrera. “Me sorprendió el silencio permisivo del intendente por las apariciones de sus funcionarios que injurian, agravian y atentan contra los concejales. El Concejo sufre constantes ataques e intentos de desprestigio. Es una mentira total que el cuerpo haya incrementado un 300% su presupuesto. Lo único que pedimos es autonomía e independencia de la Intendencia. Los fondos que nos corresponden son para el funcionamiento del Concejo, y recibimos el 55%. El otro 45% lo conserva y administra la intendencia”, disparó el edil radical.

“La intendencia retacea fondos del Concejo, busca que se le ponga un candado y que no funcione. Mi sueldo es de $30.000 como concejal, y me debe quedar un 30%, porque el resto lo debo usar para pagar internet, hojas e impresiones. Si no fuera por el aporte de los concejales el Concejo no tendría forma de funcionar”, aseguró.

Calcagni recordó que en 2016 se aprobó el presupuesto del orden de $ 280 millones. Luego se firmó el Pacto Social por $ 394 millones (la Provincia asegura el pago de los sueldos de la planilla de empleados a cambio de que la intendencia ceda sus fondos de coparticipación). “Sobre ese informe de gastos se aprobó una ordenanza para incrementar el presupuesto total del Concejo, que siempre es un porcentaje del presupuesto total para ese año. Pediremos interpelar al intendente para que dé explicaciones y vamos a pedir la renuncia del secretario de Gobierno porque no puede ser tan irresponsable”, finalizó el edil de Cambiemos.

Comentarios