CAMINO A NAVIDAD

Aunque subió un 20%, los tucumanos no tienen reparos para armar el arbolito

En los comercios aseguran que no paran de vender y que los clientes se llevan hasta las opciones más caras. La tendencia: azul y plata.
Compartir
MATERIAL RESISTENTE. La mayoría de las figuras para armar el pesebre ahora se consiguen de caucho. LA GACETA / FOTOS DE DIEGO ARÁOZ.-  |  Ampliar  (1 de 2 fotos)

“Un carnicero pagó $ 3.000 para decorar su local con la temática navideña. No hay reparos: la gente gasta hasta lo que no tiene para las Fiestas”, comentó Antonella Medina, empleada de un negocio de cotillón de Mendoza al 700. Allí los precios son tan variados como la cantidad de guirnaldas que se pueden conseguir en el mercado. Para ejemplificar, contó que uno de los arbolitos más vendidos es el pino verde y frondoso de $ 1.090, que mide 2 metros. “Claro que a los más grandes los ‘tarjetean’”, agregó. Los comerciantes consultados coincidieron en que debieron reponer productos en las góndolas a causa de la gran demanda, y agregaron que hasta ahora los colores que se han impuesto son el azul y el plateado.  

“En Navidad nadie es tacaño. Quieren la mejor mesa, el arbolito más grande y luces por todas partes”, resaltó Víctor Condorí, empleado de un negocio mayorista y minorista de 24 de Septiembre al 100. Allí, en El Bajo, se pueden conseguir promociones de pequeños arbolitos decorados a $ 170 o manteles navideños de dos metros de largo a $70.

Según afirmaron los dueños de algunos locales del centro, los precios subieron aproximadamente un 20% con respecto al año pasado. “Todo aumentó entre el 18% y el 20% seguro”, lo confirmó hace unas semanas a nuestro diario Gisela Mastrachio, la dueña de un bazar ubicado en Maipú al 200.

Tal vez por eso algunos clientes prefieren reciclar, en vez de gastarse todo en diciembre. “Para dentro de casa tengo un árbol de hace años. Para afuera reciclamos botellas verdes de plástico. Les corto la base, luego hago cintas verticales, las enrulo en las puntas y voy poniéndolas una al lado de la otra y por encima, hasta formar un pequeño árbol verde, que luego decoro con pelotitas. Hoy gasté sólo $ 120 en chucherías”, confesó Ester Figueroa.

Los pinos que se ofrecen en los locales cuestan entre $ 59 (de 50 centímetros de altura) y $ 2.600 (si miden hasta dos metros de altura), depende de la zona donde se compre y de la calidad del producto. Mientras más frondoso el árbol, más caro es.

Las luces oscilan entre los $ 120 y los $ 580 (mangueras led de 10 metros de largo); las guirnaldas o boas, desde $ 17 en adelante; y los globos o bolas para colgar arrancan en $ 16 el pack por seis (tamaño pequeño), hasta $ 270 las seis bolas decoradas medianas.

En todos los locales hay secciones outlets: mercadería de años anteriores, pero que no necesariamente son de mala calidad. Encontrás pack de seis globos medianos a $ 20, tiras con pelotitas a $ 10 y luces a $ 84 (luz arroz multicolor).

Más como esto