Alperovich: "la Cumbre del Mercosur levantó la autoestima de los tucumanos"

El Gobernador dijo que la provincia demostró que tiene recursos e infraestructura. "Todo el mundo decía que no se podía hacer, y salió perfecta", añadió. Reveló que los presidentes invitados se interesaron por la producción local.

02 Jul 2008
1

ORGULLOSO. Según Alperovich, Tucumán fue vista en numerosos países. LA GACETA/HECTOR PERALTA

"¿Se acuerdan cuando yo les pedía que tiren buena onda? ¿Que no digan que no se podía hacer? Y miren como salió: una organización perfecta, como no se vio en otro encuentro. Y todos los tucumanos felices". La declaración pertenece al gobernador José Alperovich, quien esta mañana se refirió a la XXXV Cumbre del Mercado Común del Sur (Mercosur), que ayer concluyó en la provincia.

"La cumbre levantó la autoestima de los tucumanos. Hemos demostrado que tenemos los mejores recursos humanos e infraestructura. Cuando todo el mundo nos decía que no se podía concretar algo así, terminó saliendo como la mejor de todas", expresó.

"Durante dos días, Tucumán fue el centro de la atención. Se nos vio en Buenos Aires, en Estados Unidos, en Europa, en Asia y en Africa. Además, se tocaron temas de importancia mundial, como la crisis energética y de alimentos, entre otros", añadió.

Consultado sobre la impresión que los mandatarios se llevaron de Tucumán, Alperovich reconoció que pudo conversar muy poco con ellos, aunque deslizó que la mayoría se mostró interesada por la producción local. "Todo lo que hablamos giró en torno de la cumbre", se excusó.

Respecto de los gastos que demandó el encuentro de los jefes de Estado, el Gobernador insistió: "si la cancillería retribuye los fondos, es lo de menos, aunque creó que sí los va a mandar. En realidad, lo que necesitábamos era demostrar que podíamos hacer esto".

Por último, Alperovich hizo alusión al debate por las retenciones que se está realizando en el Congreso. "No creo que los diputados voten según un mandato partidario, sino que lo harán a conciencia. Estamos en democracia y el debate es bueno", concluyó. LA GACETA.com ©
Comentarios