Una performance colectiva en homenaje a Esteban Koukas

Convocan al público a participar con papeles y tijeras, hoy a las 18 en CiTá. La historia de un artista creativo, excéntrico y rebelde.

FOTO DE GABRIEL LEMME FOTO DE GABRIEL LEMME

Un homenaje a la vida y la obra de Esteban Koukas, un artista grecoargentino que nació y vivió en Tucumán, donde realizó instalaciones y performances, tendrá lugar hoy a las 18 en CiTá, La Madrid 1.457. El tributo a Koukas, recientemente fallecido, consistirá en una performance colectiva. Los organizadores convocan al público a presentarse ese día con tijeras y retazos de papeles para intervenir el espacio. Habrá una muestra de fotos con los distintos registros de sus obras, poesía y la mencionada performance artística colectiva, entre otras actividades previstas para el homenaje del que participarán Gabriel Lemme, Marx Bauzá, Lulú Torrens, Juan Grande y Vicky Herrán, entre muchos otros.

Según comentó Gabriel Lemme, él acompañó a Koukas en sus puestas artísticas y le hizo el registro fotográfico durante los últimos nueve años. “Voy a imprimir una selección de cada registro. Unas 300 fotos -anticipó-. Tal vez podamos llevar alguna de sus obras, si conseguimos. Estamos en esa gestión para tratar de montarla, además de invitar a la gente a armar las florcitas para homenajearlo”.

Hijo de inmigrante

La historia de Esteban Koukas se inicia con la de su padre griego, que después de la Segunda Guerra Mundial emigró a la Argentina y se radicó en esta provincia, donde nació su hijo. Esteban cursó y se graduó en tres licenciaturas de la Facultad de Artes: pintura, grabado y escultura. Fue parte de la generación de artistas que integraron el colectivo Tenor Grasso. Con ellos comenzó a incursionar en las performances.

Años más tarde, tramitó la ciudadanía griega y viajó a Atenas para conocer a sus parientes. Allí debió cumplir con el servicio militar, durante dos años y medio. Luego regresó a la provincia y se quedó definitivamente en el barrio de Ciudadela, en la casa que había construido su padre.

Lemme contó que el artista, durante los últimos diez años, desde que volvió de Grecia, se dedicaba a hacer instalaciones y performances. “Era él y la obra. Generaba el espacio, la instalación, y después siempre tenía algo más, alguna acción performática, o algún detalle -explicó-. Sus obras tienen diferentes temáticas. Son papeles, recortes, muchos pétalos... con eso armaba las instalaciones. Mucha repetición. Un símbolo repetido en el espacio y en el tiempo. Iba transformando, reutilizando sus propias obras para hacer otras. Uno de los temas que abordaba era el del colectivo LGBTI+, la disidencia, las minorías, por su propia identidad sexual. En sus instalaciones abordaba un color, generalmente. Le interesaban también las texturas. En algún momento incursionó en temas de la mitología griega. Y todos los 23 de marzo participaba en la performance colectiva ‘Huellas’, que organizaba Qoqi Méndez en la vigilia del Día de la Memoria. Hizo, por ejemplo, 30.000 pétalos para los desaparecidos, entre otras cosas”.

Autoexcluido

El fotógrafo Gabriel Lemme señaló que, a pesar de que Koukas tiene una obra muy extensa, nunca tuvo ningún reconocimiento por parte de las instituciones tucumanas. “Las instituciones no miran a los que están fuera de ellas, sino solamente a los que están dentro o tratan de entrar -dijo-. Antes de irse a Grecia, cuando era estudiante, ya montaba obras grandes. Toda la plata que tenía la ponía en sus obras. No escatimaba gastos en su trabajo. Cuando estuvo en Grecia comenzó a hacer obras más eróticas y después, a su regreso, ya comenzó a montar instalaciones, a usar el espacio. Pasaba meses cortando papeles. Miles, millones...”

En opinión de su amigo, Koukas no presentaba propuestas en salones de arte porque no sentía la necesidad de que lo legitimen, sino que prefería sentirse excluido. “Era un excéntrico. No tenía la necesidad de vender su obra. Solamente de hacerla y de que alguien la disfrute -remarcó-. No paraba de hablar y de explicar cosas, de transmitir conocimiento, porque era muy culto y muy generoso”.

Tamaño texto
Comentarios