Hay 13 chicos con síntomas de hepatitis infantil aguda grave en la Argentina

El ministerio de Salud de la Nación registró tres casos como probables y 10 en estudio, mientras que otros cinco fueron descartados.

imagen ilustrativa imagen ilustrativa
17 Mayo 2022

Hasta la fecha, el ministerio de Salud de la Nación registró 13 chicos con síntomas de hepatitis infantil aguda grave: tres casos se clasificaron como probables y 10 están en estudio, mientras que otros cinco fueron descartados.

Desde el pasado 27 de abril de 2022, el Sistema Nacional de Vigilancia de la Salud (SNVS2.0) recibió estas 18 notificaciones sobre hepatitis aguda grave de origen desconocido. Además el ministerio se encuentra monitoreando otras fuentes de información como el SINTRA (Sistema Nacional de Información de Procuración y Trasplante de la República Argentina), sin identificar hasta el momento un aumento de casos en este registro.

A nivel mundial, hasta el 10 de mayo, se reportaron más de 348 casos probables en 21 países, incluyendo 26 niños y niñas que requirieron trasplante hepático, y quince países informaron cinco o menos casos.

El Reino Unido, donde se ha notificado la mayoría de los casos hasta la fecha, ha observado recientemente un aumento significativo de las infecciones por adenovirus en la comunidad (particularmente detectadas en muestras fecales de niños y niñas) tras los bajos niveles de circulación anteriores a la pandemia de covid-19. Los Países Bajos también informaron un aumento simultáneo de la circulación de adenovirus en la comunidad.

Según el documento emitido por el ministerio de Salud, la hepatitis es una inflamación del hígado que puede estar causada por virus, tóxicos, infecciones bacterianas, fenómenos inmunológicos, enfermedades de depósito, metabólicas, oncohematológicas, vasculares y obstructivas.

Síntomas de la forma aguda:

Ictericia (coloración amarilla en la piel).

Coluria (Orina color “gaseosa cola”).

Hipocolia (decoloración de las heces).

Náuseas.

Vómitos.

Dolor abdominal.

Cansancio.

Diarrea.

Fiebre.

No siempre están presentes todas estas manifestaciones clínicas. Al examen físico, la mayoría de los casos presenta ictericia, pudiendo también evidenciarse hepatomegalia, que es un agrandamiento del hígado. El laboratorio muestra un aumento de transaminasas y habitualmente un aumento de bilirrubina a predominio directa.

Tamaño texto
Comentarios