“Hay mucha circulación del virus en el interior” - LA GACETA Tucumán

“Hay mucha circulación del virus en el interior”

Por falta de una mayor infraestructura los pacientes, sobre todo del sur de la provincia, deben ser trasladados a la Capital. Preocupación.

11 Jun 2021 Por Juan Manuel Montero
2

EL MOMENTO MÁS ESPERADO. Un tucumano saca la tan ansiada selfie mientras es vacunado en el Club Caja Popular. El plan de vacunación avanza en toda la provincia con las dosis que llegan desde Buenos Aires. LA GACETA / ANALÍA JARAMILLO

La curva de casos en Tucumán parece comenzar a estabilizarse en lo que los expertos llaman una meseta muy alta. Sin embargo, el hecho de que haya dejado de crecer en forma exponencial como lo venía haciendo no deja de ser una buena noticia. Al menos en ese punto, las restricciones impuestas desde el 22 de mayo parecen haber dado el resultado esperado por las autoridades sanitarias. “Si no se hubiesen tomado esas medidas en vez de un promedio de 1.500 casos diarios tendríamos 3.000”, resumió la ministra de Salud Rossana Chahla. El problema que están viendo además ahora los especialistas, dentro de un panorama dramático, es que el virus parece haberse adueñado del interior con un aumento evidente de casos, mientras que en el Gran San Miguel de Tucumán la media se mantiene. Esto, según las fuentes consultadas, se debe sobre todo a la responsabilidad de los vecinos y a la permeabilidad de los controles. Es por eso que hoy el foco parece correrse un poco de los grandes centros urbanos para posarse más en ciudades más chicas y poblaciones rurales.

La infectóloga Mariana Marcotullio trabaja en el Hospital Avellaneda y en el sector privado y según su punto de vista es evidente que el virus está circulando con mucha fuerza, sobre todo en el interior y con mayor visibilidad en la zona sur de la provincia. “Seguramente ya tenemos circulación de las nuevas variantes. Vemos pacientes que incluso estando vacunados con las dos dosis hacen neumonía más grave, y muchos de ellos son del sur de la provincia, como Aguilares, Concepción, Río Chico, Alberdi. Personas jóvenes, sin factores de riesgo, de 40 años”, advirtió.

Sistemas de salud

Consultada al respecto, la ministra Chahla opinó que “los contagios de esta segunda ola fueron muchos del interior, y hay que tener en cuenta que la capacidad de los sistemas públicos y privados de salud en esas zonas es mucho menor por lo que se debe derivar a los pacientes a la capital”.

Marcotullio considera que el avance de la vacunación es impresionante. “Se está vacunando a gente mayor de 40 años y eso es buenísimo, y se amplía el panorama con docentes, con personas con factores de riesgo, y por ahora la población que queda descubierta va de entre los 20 a los 40 años”, dijo. Y agregó: “se ve como que estamos en una meseta, lo estamos viendo ahora, y parece ser el resultado de las restricciones, comparando lo que era hace dos semanas, cuando no había camas, ahora estamos amesetados. No volvió a dispararse. Hoy conseguir camas es complicado, pero no imposible”. Sin embargo, Marcotullio advierte que “seguimos con los casos de los jóvenes, que progresan más rápido con la enfermedad”.

Según la especialista, “la gente está muy cansada, pero hay que adaptarse a las medidas. El que no se adapta pierde”. “Igual pienso que si suspendemos todo no es la solución. Hay gente que no se adapta, que sigue sin usar barbijo. Cuando llegan a los servicios de salud todos saben de quién se contagiaron, fueron a reuniones familiares o sociales. Saben por dónde se inició la cadena. La vacunación es buenísima y hay que seguir, pero insisto que desde mi punto de vista cerrar todo no es la solución. La gente, cansada, trata de evadir las reglas”, afirmó. “Tenemos que tomar nosotros mismos la responsabilidad. En las ciudades más grandes por ahí la gente toma un poco más de conciencia, pero hay mucha más relajación en la parte rural, las personas no usan los barbijos. Por ahí habría que extremar los controles en esas zonas, controlar más la circulación”, aseveró. Y advirtió que la responsabilidad es de cada uno. “Cuando uno va a tomar un café sabe que hay protocolos que cumplir, o cuando va a un comercio. Por eso no creo que los contagios vengan por ahí. Lo mismo sucede con las escuelas. Los chicos tienen más conciencia que muchos adultos, y por eso estoy de acuerdo en que vuelvan las clases presenciales”, agregó.

Paciencia

Marcotullio, sin embargo, dijo que aún estamos lejos de salir de esta pesadilla. “La vacunación está avanzando. La gente mayor o se enferma más leve o se contagia menos y el promedio de gente internada ahora es de 40 años, mucho más chica que el año pasado, mucha gente con sobrepeso, diabetes e hipertensión, pero le puede pasar a cualquiera. Hay muchos más niños internados con covid y con bronquiolitis. Por suerte no está circulando la influenza y la gente aprovecha para vacunarse”, dijo. Y finalizó: “es difícil decir cuánto tiempo más estaremos así. Si la vacunación avanza vamos a mejorar. Hay que tener paciencia y seguir cuidándose. Es la única forma de evitar más contagios y más muertes”.

Panel coronavirus Tucuman

Estadísticas actualizadas de nuestra provincia Ver panel covid

Temas

Coronavirus
Comentarios