Diez respuestas del viaje que tiene en vilo a 3.500 alumnos tucumanos

Las giras se podrían realizar, en principio, en octubre. La evolución de la pandemia es la clave.

09 Ago 2020 Por Matías Auad
1

INOLVIDABLE. Todo alumno que está por terminar el secundario se ilusiona con la gira de despedida.

Agosto es sinónimo de viajes de fin de curso, experiencia inolvidable para todo adolescente que egresa del secundario. Este año es la excepción a la regla. La única certeza es que -por ahora- se han reprogramado para octubre y que se realizarán cumpliendo protocolos de bioseguridad. El protesorero de la Asociación Tucumana de Agencias de Viajes y Turismo, Jorge Ponce, explicó cuáles son las ideas que se están barajando desde el sector, junto con la Provincia y la Nación. Son protocolos en estudio, ya que nada está confirmado y todo depende de la evolución de la pandemia.

Dudas comunes

1 ¿Cuáles son las fechas estimativas?

En principio, los alumnos iban a viajar entre julio y septiembre. Por la pandemia están reprogramadas las giras y sin fecha confirmadas, pero la idea es que los tucumanos que viajarán a Bariloche (Río Negro) y Carlos Paz (Córdoba) lo hagan a partir de octubre. Si una elevada cantidad de casos de coronavirus en la provincia o en esos destinos no lo permitiera, se postergaría para noviembre. Si en ese mes tampoco se pudiera, se lo haría en diciembre.

2 ¿Cuántos alumnos viajarán?

Son alrededor de 3.500 adolescentes, precisaron desde Atavyt. Más de la mitad de ellos va a ir a Bariloche; entre un 30% y un 40% a Carlos Paz y el resto planeaba ir a Camboriú (Brasil). Los viajes a ese municipio ubicado en el Estado de Santa Catarina ya han sido cancelados por la delicada situación que atraviesa ese país (el Gobierno brasileño informó miles de fallecimientos diarios en esta semana como consecuencia de la covid-19, con algunas de las cifras confirmadas más altas del último mes). A los alumnos que tenían ese destino se les están dando las opciones de elegir entre Carlos Paz o Bariloche.

3 ¿Hay alumnos de la promo 2020 que han desistido de viajar?

No hay cursos que se hayan bajado de forma masiva, sino que han sido casos puntuales de algunas personas, explicaron desde la agrupación que nuclea a las principales agencias de viajes de Tucumán. Si bien hay quienes siguen pagando, la mayoría de los que espera viajar ha comprado el viaje el año pasado y ahora está expectante. La crisis económica, profundizada por la pandemia, sí disminuirá la cantidad de estudiantes por viajar de la promoción 2021: desde Atavyt estiman que habrá una caída de entre el 30% y el 40% de los participantes. Se calcula que quienes planeaban ir a Bariloche podrían terminar yendo a Carlos Paz, que es más barato, y que a los que planeaban ir a la ciudad cordobesa probablemente no les alcance el dinero.

4 Si los viajes no se hacen o alguien decide no ir, ¿qué sucederá con lo pagado?

Se hará lo que indica una cláusula del contrato elaborado por el Ministerio de Turismo de la Nación que han firmado todos los que contrataron viajes, dijeron desde el sector. La norma de desistimiento de viaje por parte del pasajero indica que se hará una retención del 25% al 30% del total del monto. O sea que las agencias deberán devolver alrededor de un 75% del costo total. Cuanto más porcentaje se haya abonado, más dinero tendrán que reintegrar las agencias. Si una familia pagó el 30% del total, por ejemplo, no habrá devolución, porque es el monto de retención.

5 ¿A cuánto se pagaron los viajes el año pasado?

El promedio de siete noches en Bariloche osciló entre $ 70.000 y $ 75.000; en Carlos Paz, entre $ 25.000 y $ 30.000; y en Camboriú, alrededor de $ 55.000.

6 ¿Cuál es la oferta de viaje adaptada a la “nueva normalidad” por la pandemia?

Se cumplirán protocolos sanitarios en todos los ámbitos. Se prevé que para viajar habrá que tener la autorización del Gobierno, firmar una declaración jurada y contar con un test PCR negativo. Todo dependerá de cómo esté la situación en ese momento. Se armaría un cronograma de viajes por regiones. Si la situación en el NOA es buena, viajarían escalonadamente los alumnos de las provincias de la zona y no se mezclarían con estudiantes de otras regiones que tengan distintas realidades epidemiológicas. Las salidas se harían en grupos de 100 a 150 alumnos por empresa. La idea es llevar a la mínima expresión la posibilidad de contagio de coronavirus.

7 ¿Se podrá ir a boliches?

Se cree que sí. Según el borrador de protocolo de los boliches, estos tendrán capacidad limitada y se dispondrán pistas exclusivas para cada empresa. Si la empresa A viaja con 100 pasajeros, tendrán un espacio propio en el boliche y no se relacionarán con alumnos de la empresa B, aunque sean de la misma provincia y compartan el lugar en ese momento. Cada grupo tendrá barra individual y baños a los que se entrará de dos a tres personas. Al mermar la capacidad de estudiantes que ingresarán a los boliches, es posible que se dispongan dos turnos por noche. Normalmente los chicos entraban entre las 23 y las 24 y salían entre las 3 y las 4. Ahora la primera tanda entraría a las 22 y saldría a las 1.30. La segunda entraría a esa hora y bailaría hasta las 4. Se podría bailar en grupo o en pareja, y usar siempre el barbijo, salvo cuando deseen tomar bebidas.

8 ¿Qué sucederá con las excursiones en la nieve?

Se calcula que el 90% de las excursiones son al aire libre, por lo que son realizables a pesar de la pandemia. Las que no se podrán hacer por el mes del viaje, como las que incluyen nieve, se las reemplazaría por otras de similares características y por el mismo valor, como hacer descenso de ríos, más conocido como rafting.

9 ¿Qué sucederá en los hoteles?

La idea es que en los hoteles haya más distanciamiento, que las habitaciones cuádruples sean triples y que las triples sean dobles para que haya más espacio. Se deberá usar barbijo.

10 ¿Hay antecedentes de una postergación de viajes de esta magnitud?

Se han reprogramado viajes de egresados por la pandemia de gripe A en 2009; por la erupción del complejo volcánico Puyehue-Cordón Caulle (Chile) en 2011, y en 2002 muchos alumnos desistieron de viajar por la crisis. En 1982 hubo en Tucumán algunos cursos que no viajaron por la guerra de Malvinas, que se desarrolló entre abril y junio de ese año. No obstante, desde el sector afirman que ninguno de estos episodios se compara con la adversidad y la incertidumbre que está generando la pandemia.

Temas

Coronavirus
Comentarios