Calor y más calor: cómo cuidar a los que más sufren

Hay grupos de riesgo que son los que deben extremar cuidados cuando el calor se hace extremo. Por ello, profesionales tucumanos dan consejos para estos días en los que Tucumán está con alerta amarilla.

22 Feb 2019
1

La gaceta / foto de franco vera

Embarazadas, niños y adultos

- Limón y arándanos

Las embarazadas sienten más calor, ya que su temperatura corporal es un poco más elevada de lo normal debido a las fluctuaciones de las hormonas, explicó el médico obstetra Armando Pérez de Nucci. Sobre los cuidados, añadió que son los mismos que para cualquier persona, como usar ropa clara que no sea ajustada y calzado cómodo; hidratarse con agua varias veces al día; usar factor de protección de más de 20 y repelente; sumergirse en la pileta después de las 17 (el agua no debe estar muy caliente porque si no podría generar contracciones); y comer comida liviana. “Hay dos cosas que se ven mucho en esta época: diarrea e infección urinaria. Para evitarlas deben comer mucha fruta y verdura bien lavadas. También, asegurarse de comprar en lugares conocidos, que mantengan la cadena de frío de los lácteos y carnes. El control con el médico es fundamental, ya que muchas veces una embarazada no se da cuenta de que tiene una infección urinaria. Un dato: consumir limón o arándanos que alcalinizan y previenen infecciones”, detalló. Otras recomendaciones: poner los pies en alto para deshincharlos (“también pueden usar un flebotónico para desinflamar”); en lo posible estar en casa con una buena refrigeración o ventilación y no salir de 10 a 18.

- Los síntomas de un golpe de calor

Si bien los golpes de calor pueden afectar a todas las personas, en mayores de 65 años el riesgo es mayor, ya que en el proceso de envejecimiento disminuye la proporción de agua en el organismo. La  Facultad de Medicina de la Fundación Barceló explica qué es lo que les pasa. “Con el paso de los años se reduce la sensación de calor, por lo tanto, las personas mayores no perciben las altas temperaturas. Esto provoca que no tomen las precauciones que deberían. Y si bien sentirse débil y agotado son características propias de la mayoría de las personas ancianas, es importante no pasarlas por alto ya que también pueden ser señales del golpe de calor”, destacaron. Por otra parte, señalaron que los síntomas más frecuentes son: sudoración excesiva, mareos, desmayos, sequedad en la boca, cansancio, pérdida de apetito, dolor de cabeza, dolor de estómago, estado de confusión, piel seca y temperatura mayor a 39º.

- Bañar a los niños con frecuencia

Entre los más vulnerables, también están los bebés y los niños especialmente menores de un año. Esto sucede porque sus cuerpos  tienen menor capacidad para regular su temperatura. Por ello, no hay que esperar a que pidan agua, y hay que ofrecerles continuamente líquidos, especialmente jugos naturales; en el caso de lactantes ofrecerles la teta de manera más frecuente; vestirlos con ropa holgada, liviana, de algodón y colores claros o incluso desvestirlos; bañarlos y mojarles el cuerpo con frecuencia; proponer juegos tranquilos, evitando que se agiten; no exponerlos al sol después de las 10 y antes de las 18; y nunca permanezca con ellos dentro de un vehículo estacionado y cerrado.

Deportistas

- Hidratación con agua o bebidas deportivas

Marcelo González, profesor de Educación Física, recomienda para entrenar, principalmente considerar el horario: “los tucumanos tenemos hasta las 18 horas altas temperaturas. Entonces hay que evitar ese horario. La hidratación debe ser siempre, añadió: antes, durante y después de la actividad física. No sólo con agua sino con bebidas deportivas. “La vestimenta también es importante: para lugares abiertos, expuestos al sol, debe ser ropa clara, liviana y adecuada. Se ponen camperas o van muy abrigados y eso es contraproducente”, sostuvo.

Plantas

Cuánta agua necesitan y en qué horario

El horario en el que hay que regar las plantas de exterior es clave cuando hace mucho calor como ahora, revela José Isa, ingeniero agrónomo y viverista. En lo posible debe ser muy temprano, a las 7, o después de las 21. Sobre la cantidad, dijo que debe ser abundante, frecuente y más de lo normal. “Regando temprano logramos que el agua esté más tiempo en la tierra, es la manera más efectiva. Pero si vemos que la maceta está muy seca, hay que hidratarla de inmediato. Sobre la frecuencia, con este calor hay que regar todos los días tanto las plantas que están en maceta como las que están en tierra”, puntualizó. Para las plantas de interior también el agua debe ser mayor y dice que es conveniente poner, sobre la tierra, alguna cobertura para evitar la pérdida de agua por evaporación, como cáscaras de pino o viruta. Esto también sirve en los jardines.

Perros

Horario de paseo, errores y consejos

A diferencia de los humanos, que poseen glándulas sudoríparas por todo el cuerpo, los animales domésticos las concentran en sus patas. Por lo tanto, sólo pueden regular su temperatura corporal a través del jadeo. Además, los canes tienen menos margen de tolerancia al calor: su temperatura corporal es más alta que la humana - entre 38° y 39°- y el tope a partir del cual hay riesgo para su vida es 43°. La situación más riesgosa es cuando se deja a la mascota encerrada en el auto: no hay que hacerlo ni siquiera por cinco minutos. Dardo Colombres, a cargo del programa de mascotas de la Municipalidad de Yerba Buena, compartió con LA GACETA los siguientes cuidados para evitar golpes de calor: dejarles siempre un recipiente con agua fresca y limpia para que beban cuando tengan sed (normalmente consumen medio litro de agua cada 10 kilos); no sacarlos a pasear con temperaturas altas (salir antes de las 10 o después de las 18); evitar los viajes en auto  y si hay más de 38° es aconsejable ponerlos en un lugar ventilado.

La nutricionista clínica y deportiva, Pamela Peyrel te da algunos consejos para saber qué hacery qué no con este calor

- Elegir alimentos con un elevado contenido en agua, como verduras, frutas, gelatinas.

- Elegir temperatura fresca en las comidas. Se debe optar por platos a temperatura ambiente o fríos para evitar hipertermia corporal. Optar por ensaladas con legumbres, atún fresco o pollo, entre otros.

- Evitar comer en exceso y alimentos picantes. Todo debe ser liviano para facilitar el proceso de digestión. Evitar el uso de condimentos picantes que generan calor.

- Hidratación durante todo el día: tener a mano una botellita (de 500 cc) para no olvidarse de beber. Como base, consumir de dos a tres litros por día; puede ser gasificada o bebidas saborizadas sin azúcar añadida.  

- Para los amantes del mate y el té: tomar infusiones en su versión ice (hielo), té de frutos frío con hielo, tereré, mate con jugo y hielo.

- Comprar alimentos que requieren refrigeración en lugares confiables (carnes, lácteos, embutidos) para evitar intoxicación alimentaria por el corte de cadena de frío.

- Hidratación al realizar deporte: tomar adecuada cantidad de agua y de bebidas isotónicas (con sales y minerales), antes, durante y después del ejercicio.  

Comentarios