Tres de cada 10 argentinos esperan una inflación del 38%

La mayor parte de los consultados cree que su situación económica se mantendrá dentro de un año. Las proyecciones. El consumidor cambia de hábitos y realiza compras semanales buscando más ofertas.

03 Ene 2019
1

TENDENCIA. El pesimismo es mayor en la provincia de Buenos Aires, donde el 51,5% de las personas consultadas contestó por la negativa.

El rumbo económico asoma incierto para los argentinos. Un 46% de los consultados por la consultora Focus Market consideró que su situación económica estará peor dentro de un año, mientras que otro 25% contestó que estará mejor. El pesimismo es mayor en la provincia de Buenos Aires, donde el 51,5% de las personas consultadas contestó por la negativa. Sin embargo, en el interior la perspectiva es un poco más optimista: el 44% de los sondeados contestó que estará peor, mientras que casi el 27% respondió que estará mejor.

La inflación sigue siendo el principal escollo para la economía hogareña. Si bien el Gobierno ha proyectado para este año un 25% promedio de variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC), la consultora que dirige el experto Damián Di Pace ha concluido que, en la media nacional, el 27% de los consultados cree que estará dos puntos por encima de la pauta nacional, mientras que otro 17% sostiene que estará entre una banda del 23% al 26%.

Tomando como referencia las respuesta del interior argentino, Focus Market observa que el pesimismo es creciente, ya que el 31% de la población sondeada ha contestado que la inflación será mayor al 38%, mientras que otro 18% considera que el IPC estará en una banda del 31% al 34%.

La situación económica también ha llevado, por caso, a que cuatro de cada 10 argentinos conteste que realizará compras de alimentos y bebidas una vez por semana, una tendencia que se está generalizando en la medida que se contrae la economía y, naturalmente, el consumo.

El 13% de los residentes en el interior del país respondió que este año realizará compras diarias para comparar precios y aprovechar las ofertas que lancen las cadenas comerciales, como una estrategia para hacer rendir más a su salario. En ese aspecto, Focus Market reveló que el 27% de los consumidores dice que adquirirá productos en los hipermercados, mientras que un 24% prefiere el canal de los supermercados. Sólo el 12% prefiere las ferias.

Las ventas minoristas retrocedieron 6,9% en 2018, impulsadas esencialmente por la magra performance en los locales, donde las operaciones tuvieron un declive de 11,2% mientras que en el segmento online mejoraron 3,1%, según el último informe de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). Este resultado se dio luego de que, en diciembre, las ventas cayeran 9,9% respecto a igual período de 2017.

Comentarios