Luego de la cumbre, Trump anunció que Corea del Norte comenzará el desarme nuclear

La reunión con Kim en Singapur duró cuatro horas. El mandatario estadounidense aseguró que las sanciones se levantarán cuando tenga la seguridad que las armas de destrucción masiva ya no son efectivas.

12 Jun 2018

El presidente estadounidense, Donald Trump, anunció hoy que su país suspenderá sus "juegos de guerra" en la península de Corea, aunque señaló que por el momento no se reducirá la presencia militar en territorio surcoreano y continuarán las sanciones, tras la histórica cumbre que mantuvo con el líder norcoreano, Kim Jong-un, en Singapur.

Luego de la reunión con Kim que se extendió durante más de cuatro horas, Trump brindó una conferencia de prensa en la que consideró que la suspensión de las maniobras militares conjuntas con Seúl en la península coreana supondrá, además de un gesto político concreto, "un tremendo ahorro" para Estados Unidos.

"Hemos hecho estos ejercicios durante mucho tiempo junto a Corea del Sur", dijo Trump, quien los calificó las maniobras como "muy provocadoras" y afirmó que "bajo las actuales circunstancias, es inapropiado realizar juegos de guerra"."Es algo que apreciará (Corea del Norte)", evaluó.

Sin embargo, el presidente norteamericano informó que tanto las sanciones económicas como la presencia militar de su país en Corea del Sur no sufrirán modificaciones en el corto plazo, informó Télam.

"Las sanciones se levantarán cuando estemos seguros de que las armas nucleares ya no son efectivas", sostuvo el líder republicano, que evaluó que el arsenal norcoreano es "muy significativo", y reconoció que el desarme completo "llevará mucho tiempo".

Consultado sobre los compromisos asumidos por Estados Unidos, Trump además rechazó la idea de que haya hecho demasiadas concesiones.

"No he cedido en nada. Estoy aquí, no he dormido en 25 horas pero pensé que esto era importante", subrayó, y recordó que Pyongyang ha destruido uno de sus centros de pruebas nucleares, en referencia a la detonación de la base de Punggye-ri del pasado mayo.

"El presidente Trump se compromete a ofrecer garantías de seguridad a la DPRK (siglas en inglés de República Popular Democrática de Corea, nombre oficial de Corea del Norte), y el presidente Kim Jong-un reafirmó su firme e inquebrantable compromiso para la desnuclearización de la península de Corea", señala el pacto sellado por los jefes de Estado.


Durante el diálogo con los medios, el mandatario norteamericano precisó que por el momento "no se van a reducir las capacidades militares" de Estados Unidos en Corea del Sur, donde Washington mantiene desplegados unos 28.500 efectivos.

"Quiero ser capaz de devolverlos en algún momento, pero esto no es parte de lo que discutimos hoy", afirmó sobre un posible retiro de las tropas.

Corea del Norte ha rechazado históricamente las maniobras norteamericanas en la región, a las que considera una simulación de invasión de su territorio.

Por ello, el presidente estadounidense afirmó que "no quería realizar amenazas", ante la pregunta de un periodista sobre las posibles acciones militares que contempla en caso de que Corea del Norte no respetara lo acordado hoy en Singapur. 

En Esta Nota

Kim Jong-un Donald Trump
Comentarios