Antes de reemplazar a la mascota que murió se impone un duelo

Siempre es apropiado dejar pasar un tiempo antes de adoptar un nuevo perro o gato, apuntan los especialistas.

10 Abr 2018
3

LAZOS FUERTES. En el caso de los chicos, que sufren mucho las pérdidas, hay que explicarles bien lo ocurrido.

En tiempos en que cada mascota se ha convertido en un miembro más de la familia, no es fácil despedirla para siempre. Cuando muere el perro o el gato de la casa, la pérdida causa gran dolor a los chicos y a los grandes.

“La muerte de Peter, un chihuahua que tuve hasta hace dos años y que era mi gran compañero, me dolió tanto como si fuera un familiar. Recuerdo que lloré muchísimo y hasta le hicimos un sepelio en el fondo de casa... Lo enterramos con su trajecito del hombre araña”, cuenta Janet Pujol, de 38 años. “Mi hijo también sufrió un montón. Por eso no quería tener más animales. Esperé un tiempo y después terminé cediendo: adopté un perro y un gato callejeros”, cuenta.

En estas situaciones, como las que vivió Janet, aparecen muchos interrogantes: ¿cómo se puede elaborar el duelo? ¿Conviene traer una nueva mascota a la casa? ¿Es necesario esperar un tiempo antes de hacerlo? Y ni hablar de otro de los grandes inconvenientes que tiene la mayoría de los dueños de mascotas: dónde sepultarlas. Mientras que en otras provincias hay cementerios e incluyen el servicio de crematorio, en Tucumán quienes no cuentan con un espacio en el fondo de la casa no tienen más remedio que guardarlos los restos en una bolsa y esperar a que se los lleve el basurero.

Aunque cada caso es particular, frente a la muerte de una mascota siempre es necesario hacer el duelo, sostiene la veterinaria Rosandra Molina. Y no recomienda traer un nuevo animal a casa inmediatamente. “Las mascotas son parte de la familia y no se pueden reemplazar fácilmente. Hay que esperar un tiempo a que se disipe su olorcito. Cada animal es diferente; cada uno tiene su temperamento, su forma de relacionarse con el amo”, resalta.

Para superar la tristeza una opción es recordar los buenos momentos compartidos. Ayudar a los niños de la casa es fundamental, considera Alejandro Shujman, psicólogo especializado en familias. Sostiene que los chicos y las mascotas tienen quizás uno de los vínculos más puros que puedan existir. “Como los animales domésticos suelen tener una vida mucho más corta que la de los seres humanos, la pérdida de ellos es el primer contacto que suelen tener los niños con la muerte”, explica. Y aclara que el duelo requiere tiempo, elaboración y tiene distintas etapas, entre las que encontramos enojo, negación, tristeza profunda hasta aprender a convivir con la idea de la pérdida.

Ante las preguntas de los chicos -sugiere Shujman-, siempre hay que darles respuestas. Y que sean precisas y claras. Eso de que están en una nube o una estrella no es lo más recomendable, opina. “Es mejor que sufran, que estén contenidos, y que puedan dar vuelta la página. Y no que pasen el día mirando por la ventana hacia el cielo”, aconseja.

“Ayudarlos en este tipo de situaciones les dará herramientas para otras difíciles de la vida. Necesitan aprender de las frustraciones, manejar emociones y permitirse salir adelante”, sostiene el autor de libros como “Generación Ni-Ni” y “Padres a la obra”.

También recomienda a los papás no salir corriendo a comprar una nueva mascota: “es bueno esperar un tiempo para que el duelo pueda hacerse, caso contrario corremos el riesgo de tapar la emoción. Como sabemos, lo que no se dice hace síntoma”.

“Cuanto más profundo haya sido el vínculo, mayor será el tiempo de la espera para que otra mascota ocupe el lugar de la que partió”, concluye.

Un lugar para despedirlos

Noelia Tacacho, reconocida rescatista de animales, sostiene que ayudaría mucho al duelo si hubiera un cementerio para mascotas. “Mucha gente crea un lazo afectivo tan fuerte con el animal como si fuera una persona. La muerte llega muchas veces de manera inesperada y aún cuando las mascotas sufren una enfermedad, el vacío que dejan es muy grande -advierte-. Tener un lugar donde visitarlos después de muertos ayudaría, además de solucionar un problema que tienen muchas personas, que no quieren literalmente tirar a la basura el cuerpo de ese animalito que tanto cariño les dio”.

De acuerdo a la experiencia que tiene en su veterinaria, Tacacho cuenta que ante la muerte de sus mascotas afloran distintas opciones: las entierran en su casas si es que cuentan con espacio suficiente o las dejan en veterinarias para que desde allí se las lleve el vehículo que transporta residuos patológicos.

> La importancia de contar con un cementerio

En nuestra provincia se calcula que más del 60% de los hogares tiene al menos una mascota. Son miles de animales en casas y cada vez más en departamentos. “Como está la situación hoy creo que es más que necesario tener un cementerio para mascotas”, plantea el presidente del Colegio de Veterinarios, Miguel Guerineau. Señaló que si bien en Tucumán hubo hace mucho iniciativas desde el ámbito privado, nunca prosperaron. Para quienes viven en edificios la complicación es mayor. “Los llevan al campo o los entierran en algún espacio abandonado”, resalta.

Según la veterinaria Rosandra Molina, un cementerio público de mascotas es imprescindible. “Pero debe hacerse con seriedad. Si se mira sólo el negocio no terminará bien”, propone.

Rodrigo García, titular del Centro municipal de Adaptación y Reubicación Animal (Cenara), y Ricardo Otrino, de la empresa recolectora de residuos Transporte 9 de Julio, coinciden en que Tucumán debería tener un lugar dónde sepultar los animales domésticos. “También se podría considerar la posibilidad de que haya un crematorio. Por supuesto que deberían cumplir con todos los permisos”, señala García. Otrino, por su parte, cuenta que hay muchos pedidos de vecinos que solicitan el servicio de retiro de residuos no habituales para que se lleven a sus animales muertos. “Y encontramos a diario casos de gente que los deja tirados por la ciudad”, cuenta.

“¿Qué hacen con las mascotas muertas? ¿Las disponen en algún lugar en especial?”, le preguntamos a Otrino. “No. Las disponemos junto a la basura domiciliaria, a excepción de las que retiramos de las veterinarias como residuo patológico”, aclara. Y por eso es que insiste en que debería haber un cementerio.

“No se sabe la causa de la muerte del animal, o si estuvo enfermo -apuntó-. Algunas patologías podrían ser un peligro para el ambiente”.



noticias
¿Cuál es la raza de perros preferida de los argentinos? llamativo: el bulldog francés
De acuerdo con datos presentados recientemente por la Federación Cinológica Argentina y que publicó Clarín, los perros más demandados por los argentinos son los bulldog francés (foto). ¿Por qué? No pierden pelo, son muy transportables e inteligentes y la expresión -entre tierna y enojada- genera simpatía y ternura. El año pasado, se registraron 14.842 cachorros nuevos de esta raza en nuestro país. En segundo lugar aparece el ovejero alemán, cuyas condiciones más destacadas son inteligencia, obediencia, fácil entrenamiento, y el carácter servicial y protector. El año pasado se registraron 6.834 nacimientos de cachorros de esta raza. En el tercer lugar se ubica el bulldog inglés (3.221 nacimientos anotados) y en el cuarto se ubica el  “perro salchicha” (dachshund se llama la raza).
LOS quirófanos veterinarios móviles recorrerán los barrios San Francisco y El Bosque 
Los dos quirófanos móviles de la Municipalidad capitalina recorrerán esta semana los barrios San Francisco y El Bosque. Allí brindarán servicios gratuitos de castración de mascotas. Estarán abiertos de 9 a 18. Uno se ubicará en Italia 2.238 y el otro en la plaza Los Plátanos, a la altura de Rojas Paz 1.560. Los veterinarios recuerdan a los vecinos que los animales deben tener una edad mayor a seis meses y 12 de horas de ayuno de alimentos sólidos y líquidos antes de la intervención de castración.
> Noticias


- ¿Cuál es la raza de perros preferida de los argentinos? llamativo: el bulldog francés
De acuerdo con datos presentados recientemente por la Federación Cinológica Argentina y que publicó Clarín, los perros más demandados por los argentinos son los bulldog francés (foto). ¿Por qué? No pierden pelo, son muy transportables e inteligentes y la expresión -entre tierna y enojada- genera simpatía y ternura. El año pasado, se registraron 14.842 cachorros nuevos de esta raza en nuestro país. En segundo lugar aparece el ovejero alemán, cuyas condiciones más destacadas son inteligencia, obediencia, fácil entrenamiento, y el carácter servicial y protector. El año pasado se registraron 6.834 nacimientos de cachorros de esta raza. En el tercer lugar se ubica el bulldog inglés (3.221 nacimientos anotados) y en el cuarto se ubica el  “perro salchicha” (dachshund se llama la raza).


- Los quirófanos veterinarios móviles recorrerán los barrios San Francisco y El Bosque 
Los dos quirófanos móviles de la Municipalidad capitalina recorrerán esta semana los barrios San Francisco y El Bosque. Allí brindarán servicios gratuitos de castración de mascotas. Estarán abiertos de 9 a 18. Uno se ubicará en Italia 2.238 y el otro en la plaza Los Plátanos, a la altura de Rojas Paz 1.560. Los veterinarios recuerdan a los vecinos que los animales deben tener una edad mayor a seis meses y 12 de horas de ayuno de alimentos sólidos y líquidos antes de la intervención de castración.


Comentarios