Pudo haber sido una tragedia: un camión quedó colgado en la ruta 307

El chofer del vehículo solo sufrió algunos golpes y se encuentra fuera de peligro. En los últimos meses, el camino que conduce a los valles dejó un saldo de siete muertos y 10 heridos.

15 Dic 2017
2

EN EL LUGAR. Un lector envió las imágenes del accidente ocurrido en la ruta 307.

Un camión de carga se desbarrancó anoche en la ruta provincial 307, en el kilómetro 34, camino a Tafí del Valle. Afortunadamente el conductor del rodado sólo sufrió algunas heridas leves y se encuentra fuera de peligro.

El siniestro vial sucedió pasada las 22.30, pero aún no se conocen las causas del accidente. El vehículo quedó colgado y ocupó media calzada de la ruta. La Policía llegó temprano al lugar y controló el transito en la zona.



En el último tiempo, la ruta 307, el principal camino turístico de la provincia (une el llano tucumano con las localidades de los valles, con Catamarta y con Salta) se cobró la vida de siete personas y causó más de 10 heridos desde septiembre del año pasado hasta ahora.

Un mapa para saber cómo está el camino a los valles

El último accidente fatal ocurrió el 4 de diciembre cuando la camioneta en la que viajaban Edmundo Antonio Yapura y su hijo (oriundos de Santa María) se desbarrancó en la curva del Fin del Mundo. El padre perdió la vida, pero José Luis logró trepar hasta la ruta y pedir ayuda.

En el lugar donde ocurrió este accidente no hay carteles que indiquen que se trata de una curva peligrosa y el muro de contención está destruido. Según informaron en Vialidad Provincial, eso es producto de una creciente, que se llevó la defensa.

A días de que comience la temporada de verano y el camino se llene de vehículos que suben y bajan, el estado que presenta la principal ruta turística de la provincia es al menos preocupante.



Consejos para evitar demoras y problemas en la ruta 307

- En lo posible hay que evitar emprender la vuelta entre las 18 y las 21: estos son los horarios pico del regreso. Si se puede (y si hay ganas) lo ideal es salir a la ruta durante la siesta o durante la noche. Seguramente, el tránsito será más fluido.

- No hay que confiarse: Si bien el estado del camino es en general bueno, una mala maniobra o una distracción pueden ser el comienzo de una tragedia.

- En los últimos años se empezó a producir una situación particular: desde el Monumento del Indio hacia abajo, miles de personas copan las zonas aledañas al camino los días de calor. Se bañan en el río, hacen asados junto a la ruta o simplemente disfrutan del contacto con la naturaleza. De todos modos, esto genera riesgos: uno se puede encontrar con vehículos mal estacionados que ocupan parte de la cinta asfáltica, con peatones (muchos de ellos niños) que se cruzan sorpresivamente y también con personas bajo los efectos del alcohol, lo cual implica un riesgo extra.

- Armarse de paciencia: como ocurre en el final de cada fin de semana, el tránsito se vuelve intenso. En vez de renegar y hacerse mala sangre, lo ideal es manejar tranquilo que, tarde o temprano, se llega a destino.

Comentarios