Cagna contó cómo vive que San Martín aún no haya podido definir su continuidad en la categoría

22 Jul 2017
1

CAUTELA EN LA PREVIA AL CHOQUE EN JUJUY. Diego Cagna no quiere hablar del futuro de San Martín, sin haber resuelto la continuidad en la B Nacional. la gaceta / foto de Analía Jaramillo

Un clima de incertidumbre reina en La Ciudadela. A nueve días para que finalice la actual temporada de la B Nacional, nada está claro en cuanto al futuro. San Martín encarará las dos fechas que restan con la ilusión intacta de mantener la categoría. Eso hace que todo se desarrolle en un mar de dudas, aunque hay un anhelo: conseguir ante Gimnasia de Jujuy, ese punto que le permita alcanzar el objetivo deseado.

Pero hay un salvoconducto que hoy puede liberar tensiones, por una mano de terceros: si esta tarde Crucero del Norte no le gana a Los Andes, en uno de los partidos adelantados de la fecha 45, San Martín mantendrá la plaza en la B Nacional. Esto, porque a los misioneros sólo les sirve una victoria para mantener viva su ilusión de permanecer.

Independiente de lo que suceda en Lomas de Zamora, la presente situación del “Santo” impide que se empiecen a resolver varios aspectos futbolísticos. El técnico Diego Cagna no quiere perder el eje de las cosas. Por eso, desea poner todas las “pilas” en los 180 minutos que todavía quedan por jugar. “La motivación grande e importante es sacar el punto que necesitamos. De por sí, lucir esta camiseta ya es una motivación especial”, dijo el entrenador.

Cagna se siente tan triste por la actualidad futbolística del equipo, como puede sentirse el hincha más fanático. “Sabemos que estamos representando a un club importante. Acá, cuando salen mal las cosas, no lo hacemos a propósito. Somos conscientes que tuvimos una irregularidad manifiesta. Cuando perdemos un partido, todos nos sentimos mal. Lo que tienen que saber es que estamos trabajando para hacer buenos partidos, pero ese objetivo, no lo pudimos conseguir en gran parte del certamen”, comentó Cagna.

La planificación de los torneos de la AFA y los problemas económicos que hubo en el inicio del año complicó todo el panorama de los clubes del fútbol argentino, sobre todo a los equipos que juegan la B Nacional. “No es la primera vez que conversamos sobre el tema y lo repito, es muy complicado el panorama porque acá está en juego el futuro de varios de los chicos que todavía no tienen clarificado qué sucederá. Esto se agrava, si tenemos en cuenta que estamos en medio de una situación que no esperamos afrontar a esta altura de la competencia. Pero no vamos a ganar nada con lamentos. Ahora lo único que nos queda es poner todo de nuestra parte para terminar lo mejor posible el torneo”, señaló.

Cagna confesó luego que, aunque los directivos ya le aseguraron su continuidad junto a sus colaboradores, para empezar a planificar el futuro debe esperar hasta que puedan asegurar su continuidad o no en la categoría. “Si uno analiza las cosas, no se puede planificar mucho. Primero, hay que salvar la plaza”, dijo.

Cuando los directivos aseguraron la continuidad del técnico, también puntualizaron que el lugar donde se realizará la pretemporada será el Hotel “Los Arcos”, de la ciudad de Perico (Jujuy). Cabe recordar que, en enero, el plantel “santo” realizó allí los trabajos físicos y tácticos con miras a esta segunda parte de la temporada. “Es el lugar ideal para realizar los trabajos que tenemos planificados para el nuevo ciclo”, dijo.

• Otros cotejos a jugarse hoy serán Santamarina-Villa Dálmine y Boca Unidos-Brown (A).

Comentarios