Los vecinos de Aguilares reciben en las canillas de sus domicilios agua barrosa

23 Feb 2019
1

Una vecina de Aguilares expresa su indignación por la mala calidad que tiene el agua que sale de las canillas de su domicilio ubicado en pleno centro de la ciudad y que dista mucho de ser potable. Advierte que con las altas temperaturas que se registraron durante toda la semana, quienes habitan con ella en su casa deben consumir más agua, en especial niños y ancianos. También comenta que la SAT conoce de la existencia del problema, pero lanza sus críticas porque afirma que hasta ahora no solucionaron el problema sanitario del agua, ya que el líquido barroso no sirve para lavar la ropa ni los utensilios de cocina, y mucho menos asearse.. Observa que no todos sus vecinos tienen para comprar agua mineral.

Estacionan en doble fila a escasos metros de la Municipalidad

Un automovilista envió la foto que publicamos a la izquierda, denunciando al conductor que se estacionó en doble fila y le impidió salir del estacionamiento en la calle y volver a circular. La crítica está dirigida al chofer de una camioneta doble tracción, estacionada en doble fila, en calle Lavalle casi 9 de Julio, a quien tuvo que esperar durante 30 minutos para poder salir de la trampa en la que quedó atrapado. El lector señala que en el lugar es frecuente tener que enfrentar estos inconvenientes, todos los días, de conductores irresponsables e incumplidores de las normas de tránsito municipal. La queja también apunta a los inspectores municipales, porque no controlan ni lo que sucede alrededor de la sede del municipio capitalino.

Es imposible subir a un colectivo en la avenida Benjamín Aráoz primera cuadra

Esperar los colectivos en la parada ubicada en avenida Benjamín Aráoz primera cuadra es una aventura imposible de superar, advierte una lectora, quien envió la foto superior para ilustrar su reclamo; la imagen fue tomada a las 6.30 de la mañana. La vecina comenta que en el lugar están colocados, ocupando toda la vereda, las estanterías y escaparates de distintos tipos de comercios de vendedores ambulantes instalados en el lugar, lo que obliga a las unidades de colectivos detenerse a mitad de la calle para que asciendan los pasajeros, quienes a su vez corren peligro de ser atropellados por algún vehículo. Por ello, la lectora reclama que intervengan las autoridades.

Comentarios