Estudiarán a bebés con microcefalia y a sus mamás en Brasil

Encaran el mayor estudio ante la epidemia

22 Feb 2016
1

ZIKA EN BRASIL. Se estiman entre 500.000 y 1 millón los infectados.. reuters

El gobierno brasileño encara desde hoy el mayor estudio para establecer si el virus de zika está relacionado con la microcefalia. Para ello expertos brasileños y estadounidenses tomarán muestras de madres y bebés en el Estado de Paraíba (Nordeste), informa Reuters.

Ante la epidemia de zika surgen constantemente rumores -y cunde el pánico entre la población- sobre la relación del virus con dos de sus sospechadas consecuencias más graves: el aumento en Brasil de bebes recién nacidos con microcefalia (malformación del cráneo y el cerebro) y el incremento de casos de adultos con el síndrome de Guillain-Barré (que provoca parálisis progresiva) en Brasil, Colombia, Venezuela, Surinam y El Salvador, publicó La Nación.

Lo que está comprobado es que el zika, al igual que el dengue y la chikungunya, es transmitido a la sangre de los infectados por picaduras del mosquito Aedes aegypti. Además investigadores brasileños confirmaron la presencia del virus también en saliva y orina, aunque no está comprobado aún que se pueda contagiar a través de estos fluidos.

En tanto expertos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por su sigla en inglés) de EEUU estudian la posible transmisión sexual del virus después de hallarlo en pruebas de semen.

Lo que todavía no se sabe es por qué han aparecido tantos casos de microcefalia en Brasil concentrados en el nordeste, especialmente en hijos de mujeres que tuvieron zika en el Estado de Pernambuco, y no así en otros países, como Colombia y Venezuela, que también registraron una epidemia del virus.

Definición científica

Los resultados iniciales del estudio que comienza hoy se esperan para la primavera boreal.

“Lo que estamos intentando hacer es definir de mejor forma la asociación entre los niños a los que se les ha diagnosticado microcefalia, y si podría haber o no evidencia de una infección congénita con el virus de zika”, dijo Erin Staples, epidemióloga que lidera el estudio.

Los investigadores reclutarán a unas 100 madres y sus bebés con microcefalia, que serán emparejados con entre 300 a 400 pares de madres y bebés saludables.

Las pruebas de diagnóstico actuales, que buscan anticuerpos contra el virus de zika, son limitadas porque estos se parecen a los del dengue.

El equipo espera obtener una imagen más precisa de si el virus de zika estuvo involucrado. También estudiarán si hubo otra exposición que pueda explicar por qué un bebé desarrolló microcefalia. El diseño del estudio debería ayudar a determinar el riesgo relativo de microcefalia en bebés cuyas madres fueron infectadas con el virus de zika.

Comentarios