Morales ratificó su política de estatizar empresas de capital español

El Presidente lamentó la reacción de Madrid

20 Feb 2013
1

NACIONALIZACIÓN. Morales lamentó la reacción española. REUTERS.

LA PAZ.- El presidente de Bolivia, Evo Morales, lamentó la reacción de España a la nacionalización de la empresa aeroportuaria Servicios Aéreos Bolivianos S.A. (Sabsa), propiedad de las españolas Abertis (90%) y Aena (10%), que controla los aeropuertos de El Alto (La Paz), Cochabamba y Santa Cruz, los tres principales del país. La decisión llevó a Madrid a anunciar que replanteará toda la relación bilateral, ya que es la tercera nacionalización de una empresa española en menos de un año

El mandatario advirtió ayer que, "si no es con el Gobierno, mantendremos relaciones con los movimientos sociales" ibéricos. "No escuché decir que hubiera problemas, pero es su derecho y lo vamos a respetar. Por supuesto que tienen todo el derecho a protestar por esta forma de recuperar (el patrimonio boliviano)", agregó.

El Presidente adelantó que no se disculpará por su decisión, ya que abarca a "una empresa que roba, que saquea a un país", en referencia al incumplimiento de los compromisos económicos. "Realmente nos daría miedo defenderla", dijo. Precisó que Abertis y Aena pagaron 26.000 bolivianos (menos de U$S 3.800) por la gestión de los aeropuertos internacionales, por los que obtuvieron un beneficio de U$S 20,6 millones, "sin realizar ninguna inversión, solo mantenimiento".

Por una causa por incumplimiento de contrato, el fiscal, Aldo Ortiz, embargó U$S 96.000 que había en Sabsa durante un operativo realizado en sus oficinas, que están precintadas y con custodia militar.

Morales recordó que ya evaluó nacionalizar Sabsa hace tres años, lo que no concretó por la intermediación del entonces presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero. "Nos sentimos estafados; creímos que iba a convencer a las empresas, pero no fue así", denunció, para luego aclarar que su Gobierno compensará a las empresas desapropiadas "si corresponde".

Embajadora citada

La Cancillería española convocó para hoy a la embajadora boliviana en Madrid, Carmen Almendras, para expresar formalmente su queja por la medida, que es considerada una "agresión".

Abertis reclamará una indemnización de U$S 90 millones por la expropiación de su filial en el país andino, según informaron ayer fuentes de ese grupo. El monto representa la suma de lo que a la compañía le queda por recuperar en virtud de la concesión y de lo que ha perdido por la congelación de tarifas en los aeropuertos que gestionaba y el aumento de los salarios de los trabajadores por encima de la inflación. (DPA-Télam)

En Esta Nota

Evo Morales
Comentarios