Actualidad Política

Cristina, a pura ironía: "y pensar que la loca era yo"

La ex presidenta criticó a Macri y negó vínculos con el financista Clarens, uno de los arrepentidos en "los cuadernos de las coimas".
11 Sep 2018

Aferrada a un perfil irónico, la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner negó cualquier relación con el financista Ernesto Clarens, y dijo que no conoce al hombre de negocios vinculado en la causa "los cuadernos de las coimas".

"Macri dice que sin Cambiemos en el gobierno esta tormenta hubiera terminado como en el 2001; y un “arrepentido” del planeta Bonadío, a quien no conozco y sólo escuché nombrar en televisión, dice que yo le daba órdenes. Y pensar que había algunos que decían que la loca era yo", lanzó desde Twitter la actual senadora nacional.

Hoy, en una reunión de gabinete ampliado, el presidente había asegurado: "sin Cambiemos en el Gobierno, esta tormenta hubiese destruido hasta el último cimiento de la Argentina como pasó hace 17 años".

Clarens es el supuesto financista K, que en su declaración ante el juez Claudio Bonadio aseguró que tanto Néstor Kirchner como Cristina “estaban al tanto” de los pagos que se le encomendaban a través de terceros. No obstante, había afirmado que no los conoció personalmente y que ellos tenían, en el 2003, referencias de él como “el financista de Lázaro Báez”.