Cartas de lectores

04 Sep 2017

Pase a comisión

Es muy conocido aquel dicho adjudicado a Perón: “si quieres que algo no se resuelva, forma una comisión para que lo trate”. ¿Esto es lo que pasó en la Legislatura? ¿ Por eso se mandó a “comisión”, antes de toda discusión y tratamiento, el proyecto sobre el cupo de trabajo para las personas trans? Soy una ciudadana horrorizada puesto que, más allá de toda supuesta “grieta”, creí que los temas que trascendían toda diferencias político-partidaria tenían que ver con las personas salvajemente excluidas, con tratar medidas y leyes que ayuden a los sumergidos, a los estigmatizados, a los que más sufren persecuciones, burlas y agresiones que llegan a la muerte temprana y al asesinato. Pero si esto no es así, creo que no es la grieta lo que debe preocuparnos, sino los síntomas que muestran, una vez más, cómo podemos ser indiferentes ante el “daño moral” que en una de sus formas es quebrar o desconocer la identidad del otro.

Griselda Barale

[email protected]


Irracional gasto público

LA GACETA informa el contenido del contrato que firmó el gobernador Juan Manzur con el arquitecto César Pelli por el diseño del anteproyecto arquitectónico del Centro Cívico que comenzaría a construirse en 2019. Se le pagará 2,4 millones de dólares sólo por esa etapa de su gestión profesional. En días pasados, Manzur ratificó su decisión de construir el Estadio Único, otra obra faraónica cuyo costo aún desconocemos. Un elemento clave para valorar la gestión de un gobernante es verificar el acierto en tener presente las prioridades a que debe aplicarse el gasto público, conforme las necesidades básicas insatisfechas del pueblo que gobierna. Pareciera que Manzur cree que todos los tucumanos tienen ya casa propia, provisión de agua corriente y cloacas, gas domiciliario en red, conexiones eléctricas, servicios hospitalarios eficientes con adecuada provisión de medicamentos, escuelas en condiciones de funcionar adecuadamente en todas las estaciones del año y en número suficiente para dar cobijo a todos los niños que buscan educarse. Ni hablar de las necesidades de nuestros hermanos del sur, permanentemente inundados por insuficiente inversión pública en obras que provean adecuada protección en las épocas de copiosas lluvias. No era imprescindible contratar al afamado arquitecto Cesar Pelli por cifras multimillonarias para estas obras. Es una ofensa para los excelentes profesionales que trabajan en Tucumán y para Tucumán. Manzur no tiene la menor idea ni sensibilidad para darse cuenta de las prioridades del gasto público en Tucumán. Se maneja como un nuevo rico, usando la plata del pueblo.

Luis Iriarte

[email protected]


Langosta hombre

La explosión de langostas en varias zonas puso en alerta los mecanismos de control de plagas, pero este insecto bíblico sigue su derrotero y es muy temido por su voracidad y actitud destructiva en sembradíos. Las plagas de langosta son un desastre natural devastador. Han sido temidas y respetadas a lo largo de la historia y, desgraciadamente, siguen causando estragos en la actualidad. Ellas pasan por una fase llamada gregaria: cuando se dan las condiciones medioambientales, se juntas en grandes, ambulantres y voraces enjambres. Una sola langosta puede comer cada día el equivalente a su peso en plantas. Ahora bien, dentro de nuestra especie, o sea la humana, también existen, por así llamarlos, hombres-langostas, que están en la cima de la pirámide depredadora y no existe en la actualidad ninguna criatura que le dispute el puesto y hasta mata por deporte: otras especies matan para sobrevivir, el hombre es consciente del asesinato que está cometiendo. Es un voraz destructor de la fuente natural de su propia vida, en cierta forma se siente un poco Dios; creador, inventor, transformador, dueño de la vida, patrón del universo, se olvida que todas las cosas en la naturaleza no están hechas por azar, que cada especie ocupa su lugar en la rueda de la vida, que cada una tiene un rol. Destruye su hábitat con verdadera saña, como si odiara la bellísima morada en que vive, y a las criaturas que le acompañan y viven con él. Conocemos a grandes contaminadores, depredadores que hasta caminan por las calles sin inmutarse. ¡Ah! Y otras langostas que salen únicamente a las calles en épocas electorales a buscar votos. Mil disculpas a la especie de los acrídidos por esta comparación, pero hay muchos de la especie humana que se disfrazan de “tucuras”, depende la ocasión.

Pedro Martínez

Víctor H. Guardia

[email protected]


Deuda salvaje y eterna

Desde que asumió Macri, el Banco Central lleva emitido alrededor de $ 900.000 millones de pesos en LEBAC (Letras del Banco Central), monto este que supera a toda la base monetaria (son todos los billetes circulantes o en reservas bancarias). A los tenedores de estas letras o bonos, se les paga un 25 % anual más/menos de interés, o sea unos 225.000 millones de pesos. Esto dividido en 365 da un promedio de 616 millones de pesos por día, que todos los argentinos les pagamos a los “inversionistas”. Y como si esto fuera poco, tenemos también la salvaje deuda contraída hasta ahora con organismos internacionales, la cual, se estima, ya supera los 100.000 millones de dólares, por la cual estamos pagando un interés anual de un 6% promedio aproximadamente, o sea unos 6.000 millones de dólares, lo que dividido en 365 jornadas da 16 millones de dólares diarios. Si esto lo transformamos en pesos, considerando un dólar a 17,50 pesos, tenemos que todos los argentinos estamos pagando 280 millones de pesos por día. Por lo tanto, si consideramos los intereses de Lebac, más los de deuda externa, concluimos que todos los argentinos estamos pagando la impresionante cantidad de casi $ 900 millones de pesos por día (sí, ¡por día!) sólo de intereses. Ni hablar cuando haya que devolver el capital o rescatar las letras. Es decir que con lo que se paga de interés solamente, podríamos estar construyendo 1.000 viviendas por día aproximadamente, o vaya a saber cuántas escuelas u hospitales a diario, o directamente compartirlos con los que menos tienen para paliar la pobreza, y no que todo esto se lo estén llevando los “buitres” que volvieron a posarse en nuestro país para dejarnos sin nada. Probablemente la mayoría de los argentinos desconocen estas cifras y no tomaron conciencia de esto, por ello mi interés de compartir estos datos para que sepamos dónde estamos parados. No olvidemos lo mucho que indignaba a algunos cuando con la plata de todos los argentinos se pagaba el “fútbol para todos” en lugar de destinarlos a cuestiones más importantes (hospitales, escuelas, casas, etcétera); ahora estamos pagando un presupuesto anual del fútbol solo en dos días de intereses de deuda y para colmo de males, cada argentino que quiera ver futbol, tendrá que pagar de su bolsillo por ello. ¿Qué les parece? ¿Hay que seguir avalando todo esto? ¿Qué futuro avizoran para un país endeudado de manera salvaje y “eternamente”? ¿Les recuerda a algún otro momento de la historia reciente de nuestro país esta situación? De todos modos, como no soy especialista en estas cuestiones, dejo estos datos a consideración de aquellos que sí lo sean y aguardo interesadamente cualquier corrección u objeción al respecto. Bienvenido será esto de mi parte.

Oscar Alberto Beltrán

Avenida Belgrano 3.350

San Miguel de Tucumán


"Vacío a punto”

“El gobernador encabezó ayer al mediodía un multidudinario acto político con dirigentes. Se sirvió un asado para 1.300 comensales con 650 kilos de carne, 2,500 empanadas, 2.500 sánguches y bombón escocés para todos “ (LA GACETA, 2/9). Me permito sugerir una idea, dentro de mi ignorancia: ¿no hubiese sido más beneficioso y solidario ofrecer todo ese alimento a los niños, mujeres, hombres y ancianos que pasan hambre? Quizás la sociedad apreciaría ese gesto y votarían sin lugar a dudas esa enorme muestra de generosidad del Gobierno para los más necesitados.

Pablo José Giunta

[email protected]


Compra apócrifa con tarjeta

Por cuestiones laborales del titular, tuve que reemplazar al mismo, pues es un familiar muy allegado, en una audiencia de conciliación en las oficinas de “Defensa del consumidor” de esta capital. El problema fue causado por una compra no efectuada por el titular de una tarjeta de crédito internacional, otorgada por un prestigioso banco nacional. El desconocimiento de dicha compra fue rechazado con el argumento de “que ya habían pasado los 30 días” y no había lugar para el reclamo. Me pregunto desde cuando se toman en cuenta los 30 días. Desde la fecha del vencimiento del resumen. No cuentan el tiempo perdido en ensobrar, distribuir, y certificar el momento en que se recibe dicho resumen. Cosa injusta. Además, el hecho delictivo ¿deja de existir a los famosos 30 días? Definitivamente, no. El ilícito existió, existe y seguirá existiendo y no se borrará ni aún devolviendo el dinero. ¿O me equivoco? Ambas prestigiosas empresas debieran investigar el ilícito y descubrir al delincuente que hay detrás de este hecho. Pues de otra manera pasan a apañar un delito, basándose en la frágil norma de los 30 días. Por la tanto sugiero a las autoridades de estas empresas revisar este acto delincuencial y poner al descubierto a quien o quienes cometieron el ilícito. Esta situación me trajo a la memoria una tapa de la desaparecida e inolvidable revista “Humor”, cuyo número 98 fue prohibido y retirado de la circulación, pero yo tuve la suerte de conseguirla y parafraseando a la misma la expongo: “La justicia en patineta”. Espero que alguien me diga que el delito no existió. No con el argumento de los “30 días”. Cuando salí de dicha audiencia me dio la “sensación” de que yo era el delincuente, sólo por defender la honestidad, la honradez y solicitar una verdadera justicia.

Juan Antonio Albornoz

[email protected]


Anses

Soy uno de los perjudicados por la costumbre de la Anses de ignorar los fallos judiciales. Significa que los 120 días para liquidar y pagar nunca se cumplen, como así tampoco el pago de la Reparación Histórica a aquellos que tienen retroactivo. Pasan los gobiernos, pasan los años y nadie le da solución a esta situación. Como ejemplo, vean los jubilados de la Plaza Independencia que exigen sus derechos desde hace mucho tiempo. El caballito de batalla de todas las campañas de políticos, las privatizaciones del año 90, que iba al pago de los jubilados. Toda una mentira. Esta reparación histórica es a medias tintas, ya que está dando lugar a muchos más juicios. ¿No sería más justo que nos paguen lo que corresponde si ya hay antecedentes? ¿Como así también que se cumplan los términos preestablecidos?

Armando Gómez

[email protected]


Piedad con los gatos

LA GACETA sacó una nota con respecto a la rabia. Curiosamente, en la zona de la calle Ildefonso de las Muñecas al 2.200 ,aprecieron más de 15 gatos muertos. Entre los vecinos fue el comentario: ¿quién los mató? Nos sorprendió ver que la mayoría estaban intactos. Los envenenaron, fue la conclusión. ¿O por prevención se los sacrificó? Nuestras mascotas no siempre están protegidas; son animalitos que salen de noche; tengan piedad.

Carlos Rubén Ávila

[email protected]


Control de infracciones

El viernes a la mañana me tocó observar en la esquina de San Martín y Junín el trabajo del personal municipal que con megáfonos instruía a peatones y conductores el respeto de las normas de tránsito en una esquina semaforizada, y observé a un motociclista sin casco (como muchos en nuestra ciudad) y al comentarle a la inspectora municipal, me contestó: “ya le dijimos que tiene que usar casco”. Yo le respondí: “no es cuestión de decirle; la cuestión es que no puede circular sin casco”; a lo cual la inspectora me miró y no dijo nada. Así no hay educación vial y cada uno hace lo que quiere: peatón, motociclista, taxista, colectivero, particular... Y ocurren los tremendos accidentes que estamos acostumbrados a ver en las noticias. Eduquen a los que tienen que educar.

Arnaldo Grosvald

[email protected]


Sadaic

De acuerdo con el contenido en los artículos 1° y 2º de la Ley provincial 8.847 (vigente desde B.O. 10/03/2016), las entidades como Sadaic, AADI -Capif, Argentores, Sagai, etcétera, deben habilitar en cada Municipalidad de nuestra provincia una sede administrativa con el objeto de que los obligados y la ciudadania en general accedan a la información y a los efectos del pago de los cánones, aranceles, montos o porcentajes a abonar, etcétera. Habiendo transcurrido ya mas de un año de la vigencia de la mencionada ley, la totalidad de las entidades que se describen en la norma (y en especial Sadaic, AADI Capif) transgreden la ley. No la acatan, ya que a la fecha no han establecido ninguna oficina a tal efecto. Y en el caso de Sadaic sucursal Tucumán, ante mi requerimiento, se niegan a recibir nota en la que solicito en mi carácter de ciudadano argentino que me digan los domicilios establecidos en cada municipalidad. Llama la atención que dichas entidades desconozcan una ley provincial vigente, y que además de no cumplirla, pretendan percibir dichos aranceles, amparándose en la Ley nacional 11.723 (de Propiedad Intelectual), la cual no la desconozco y debe ser cumplida. Por la presente denuncio a estas entidades por el no acatamiento de la presente ley; y que mediante cobradores que visitan a usuarios (hoteles, moteles, bares, cafeterías, servicios gastronómicos, etcétera), recaudan pero no tributan a su vez ningún porcentaje de dichos aranceles en cada municipio, llevándose el total de dicha recaudación sin informar el destino de dichos fondos. A mi entender, de la lectura de la Ley 8.847 lo que no establece cuál es la infracción que por el no cumplimiento de la misma deben aplicar el Gobierno de la Provincia o cualquier intendencia municipal ante tal incumplimiento.

Nicolás Sanchez

[email protected]


Grafitis

Ante la alarmante, creciente, indiscriminada y salvaje utilización de este producto (N. de la R.: pintura en aerosol) el día 1/9 en el mobiliario urbano público y privado, columnas de alumbrado, carteles de señalización, semáforos, edificios, monumentos, etcétera; bienes estos que todos los ciudadanos contribuimos a mantener con el pago de nuestros impuestos, creo oportunas algunas consideraciones. No debemos permanecer sólo en un estado de queja permanente y de descripción de los problemas sin aportar soluciones posibles. Del mismo modo, debemos ser escuchados por las autoridades. Sugiero como alternativa para controlar este flagelo, la creación de un instrumento legal análogo / similar al de las “recetas archivadas” cuando un cliente adquiere un medicamento en una farmacia. Para el caso de los grafitis propongo que una copia de la factura de compra sea archivada por el comercio vendedor, que la misma contenga nombre y apellido, DNI, destino que se le va a dar al producto y firma del comprador. Si se trata de una empresa, razón social y CUIT. Respecto al envase, el mismo deberá constar con un Nº de serie grabado puesto por el fabricante, que permitirá distinguirlo de otra unidad de iguales características, identificación esta que también deberá figurar en la factura archivada. Estimo que de esta manera lograríamos que las autoridades se encuentren en condiciones de identificar al comprador-comercio-destino (comprobable)-fabricante e información del producto adquirido. Para concluir, insto a nuestros legisladores a elaborar los mecanismos tendientes a regular la adquisición y el uso de estos productos, y a establecer las penas y multas a aplicar a quienes los utilicen indebidamente.

Fernando G. Mejail

Echeverría 2.350 5º “11”

Ciudad de Buenos Aires


"Arboricidio”

Personal del edificio en remodelación dijeron que de “Espacios Verdes” de la Municipalidad fueron a cortarlo. En la Dirección de Espacios Verdes donde denuncie dijeron que ellos no fueron a cortar el árbol. Por las fotos se puede apreciar la importancia del ejemplar y su sanidad.

Carlos Duguech

[email protected]


Santiago Maldonado I

Literalmente... ¡Sin dormir! Graves incidentes en el país. Destrucción, violencia, odio, resentimiento. Ataque a una mutual de Gendarmería; balas de goma, piedras, gas lacrimógeno. Pintadas agresivas en las paredes. Heridos... detenidos... ¡Dios mío! ¿Podemos permanecer indiferentes mirándolo todo como simples espectadores? Estoy convencida de que somos muchos más los que queremos una Argentina en paz, en armonía, con respeto por el otro. ¿Para qué sembrar tanto mal, tanta angustia, tanta impotencia en un pueblo? Estamos destruyendo, o al menos permitiendo que lo hagan, una democracia... ¿Democracia?... joven. Argentinos: ¿Qué nos pasa? ¿Miedo? ¿Dejaremos que nos paralice? ¿Vamos a quedarnos así, lamentándonos, diciéndonos unos a otros “¡Qué horror!” y haciendo zapping buscando todo el daño que se sigue cometiendo? Creo que no somos los héroes de hoy... ni siquiera honramos a aquellos que sí intentaron hasta dando su vida lograr un gran lugar para nosotros y “ para todos los hombres del mundo que quieran habitar el suelo argentino”. La grieta en la Argentina no es ya más una grieta... ¡es un abismo! Tenemos dos países en uno. O tres. O cuatro. O muchos. No nos puede no importar. El silencio habla más que elocuentes palabras. Porque de tanto usarlas y mal usarlas se vaciaron de contenido. Y ese silencio dice que no estamos a la altura de las circunstancias. Patria... ¡Patria! ¿En qué corazón te ocultas, detrás de qué oscuros sentimientos? Permanecemos aquí, expectantes, elevando plegarias al cielo, pero sin hacer nada por vos. Tal vez te avergüenzas de tus hijos y no quieres que te encontremos. No se trata de pertenecer a uno u otro partido, de simpatizar con una u otra ideología. Se trata que trascendiendo todas esas diferencias, tenemos un solo país que es de todos, que es único, que debemos preservar y que nos hermana. No continuemos partiéndolo en nombre de... ¡nada! Qué importa. Hay formas de ir resolviendo malos entendidos, incongruencias, injusticias, desorden. Y seguramente nada tienen que ver con lo que está ocurriendo. No nos quedemos callados. No seamos indiferentes. La violencia sólo trae más violencia. Compatriotas: ¡nada se arreglará si no intentamos todos luchar por la Argentina que merecemos!

María Estela López Chehín

[email protected]


Santiago Maldonado II

Temo que Santiago Maldonado no podrá ser encontrado con vida y que su cuerpo jamás será encontrado. Esto es doloroso y monstruoso, pero es consecuencia del manejo que opositores al gobierno, empleando sus medios de prensa y grupos de acción, han aprovechado su desaparición para mover a gente bien intencionada volcárosla en actos contra el gobierno. Dada la magnitud social que ha tomado el tema, es lógico si algún sector de la gendarmería fue el responsable tratarán por todos los medios, aun los más crueles, de evitar que esto se sepa. Y si dentro del grupo mapuche hubo responsabilidad en el caso que Santiago se hubiera accidentado o estando herido falleció por no recibir la asistencia debida, los mismos ocultaran su cuerpo en el lugar más recóndito de la Patagonia para evitar que el tema se agote y siga siendo usando como bandera de agitación. Sufro por el dolor de la familia y la suerte de esta joven vida que por circunstancias desafortunadas quedó entre dos fuegos convirtiéndose en víctima no deseada por nadie. Como país civilizado deberíamos dejar actuar libremente y sin presiones a la justicia y los organismos de control que tiene la sociedad. Si no confiamos en las instituciones de la democracia, solo quedan la anarquía, la rebelión, el vandalismo, donde suelen triunfar los perversos que ambicionan el poder para dominar en provecho propio, con el consiguiente sufrimiento de un pueblo que quiere vivir y trabajar en paz y no lo dejan.

Raúl S. J. Giménez Lascano

[email protected]


Santiago Maldonado III

Maldonado permanece desaparecido. Su familia asegura que Gendarmería lo detuvo el 1 de agosto, cuando participaba, en Cushamen, Chubut, de una movilización de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) para pedir por la liberación de su líder Facundo Jones Huala. ¿Dónde está Santiago Maldonado? Según informó el Ministerio Público Fiscal, “quien está a cargo de la investigación de quien no se tiene rastros desde el 1º de agosto, resolvió solicitar el cambio de carátula de la causa a desaparición forzada de persona” sin “perjuicio de ser la hipótesis delictiva inicial de la causa” ¿Qué es la desaparición forzada? Es el arresto, la detención, el secuestro o cualquier otra forma de privación de libertad que sean obra de agentes del Estado o por personas o grupos de personas que actúan con la autorización, el apoyo o la aquiescencia del Estado, seguida de la negativa a reconocer dicha privación. No obstante para la fiscal “no hay ninguna prueba que relacione directamente a la Gendarmería”. La familia de Santiago Maldonado, mientras tanto, dio a conocer tres pruebas (un video, fotografías y mensajes de texto) que buscan “acreditar la falsedad de la teoría de que Santiago fue herido” durante una incursión del RAM a un puestero en Epuyén. Resta peritarse los cotejos de ADN y huellas dactilares de las camionetas, el análisis de las computadoras de los celulares personales secuestrados a los gendarmes y las medidas de georreferencia para saber si el joven fue llevado a algún lugar de detención. El gobierno, evidentemente conmovido, a través de Patricia Bullrich, tuvo como política acusar a sus familiares y a los mapuches de entorpecer la investigación. El propio estado (Gendarmería) aportó el nombre de los 130 efectivos que participaron del operativo. Hasta el momento no hay ningún gendarme imputado. La desaparición forzada, según la teoría, sería incompatible con la democracia. Hay diferencias, sin embargo, entre Estado y gobierno en los llamados regímenes democráticos. Sobreviven, en el primero, camarillas civiles y armadas sin control alguno, a gobiernos electos por el voto. Nadie los elige ni tampoco son revocables. Son objetos de purgas y crisis, estos aparatos descontrolados, con los gobiernos, como le sucede a Vidal con la llamada policía bonaerense. El gobierno de Macri, por la situación descripta, ajeno al secuestro, es cómplice, al mismo tiempo, de la desaparición de Santiago Maldonado ¿Razones? El aparato estatal está por encima de cualquier representación popular. La situación exige la aparición con vida de Santiago.

Pedro Pablo Verasaluse

[email protected]


Santiago Maldonado IV

Si hay algo que los argentinos no tenemos quien nos iguale, es de las atrocidades vividas en los últimos 50 años de país. Estamos saturados de analizar confrontaciones políticas desde 1810. De Morenistas y Savedristas, hasta hoy… ¡mil! Y cuando falta una, inventamos otra. Siempre, en ellas, las pretendidas soluciones, las buscamos con sangre y muertes. ¿Es civilizado? De ninguna manera y ¿Quién es el perjudicado? El país, la Patria, la Nación. Quiénes lo sufren? Los habitantes y de ellos; ¿los más perjudicados?, quienes menos tienen. ¿A quién le importa?. Dura respuesta, que no deseo explicitar. Sonado caso “Maldonado”, ¡uno entre un millón, no deseado por nadie! ¿Puede haber tanta cobardía en los maestros (?) a quienes se le confían las mentes vírgenes, sanas, sin maldad, en muchos casos dóciles? ¿No tienen conciencia de que son esperanza de frutos que avizoran un futuro de virtudes morales, sean artífices de una sociedad liberada de odio, venganza, resentimiento y maldad? ¿Son conscientes de que pretenden “secuestrar” imperativa y perversamente los principios y valores que sus padres desean para ellos? Nuestras generaciones llevamos a un país sin valores, honor y proyección de nación. El profesor que “pasa lista”, la maestra de alumnos con cara Maldonado, quien hace hacer dibujos deformando la verdad y agraviando al Gendarme que arriesga su vida por ellos y nosotros. Merecen el repudio por actitud ruin y depravada. Son destructores de esos niños como “corrupción de menores”. Son pedófilos en potencia al “violar alevosamente” las mentes de criaturas no preparadas para entender tamaña maldad que se pretende. ¿Los casos de padres que reaccionan con bravura ante la agresión sexual, no evalúan esta como igual o mayor? ¿No deberían exigir igual castigo a quien lo comete, por la falta idoneidad docente o decente? Creo que es tiempo que los jueces de Menores y fiscales actúen de oficio ante la aplicación de leyes vigentes. ¿O sólo nos enojamos cuando un hincha de River pretende hacer que nuestro hijo, de Boca, cambie por esa camiseta o viceversa?

Enrique Treglia

[email protected]


Santiago Maldonado V

Queridos Hijos: si alguien en la escuela quiere hablarles sobre la desaparición de #SantiagoMaldonado, siéntanse libres para escuchar y hacerse tantas preguntas como les nazcan, al fin y al cabo, el espíritu de la escuela pública debe ser siempre la búsqueda de la verdad y lo justo. No hablar de Santiago es condenar su espíritu, sus jóvenes ideales, su bohemia y su solidaridad, a una injusta ausencia espiritual, tan lacerante como su actual ausencia física. Si alguien llega a decirles que, quienes preguntamos #DóndeEstáSantiago, estamos haciéndolo desde una posición política, quiero aclararles que quienes promueven el silencio, también lo hacen desde una posición política, pero tan fría y malintencionada, como aquella que postulaba el “no te metás” o el “algo habrán hecho”. Puedo soportar que un día me llamen de la escuela por alguna travesura que pudieran haber cometido, o por no cumplir con alguna tarea, pero lo que jamás aceptaré es ser llamado porque alguno de mis hijos hubiere dejado de lado la sensibilidad humana y la solidaridad para con el otro. Eso es innegociable. Los ama. Papá.

Javier Ernesto Guardia Bosñak

[email protected]

Comentarios